Iglesia en camino

 

Semanario de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail: iglenca@archimeridabadajoz.org

Edición electrónica: http://198.62.75.1/www1/camino/camino.html

Número 631. 30 de julio de 2006

Director: Juan José Montes


Portada

La Asociación Profesionales por la Ética ha elaborado una interesante guía para padres

Educación para la Ciudadanía: ¿enseñanza o adoctrinamiento ideológico?

El área de estudios de la Asociación Profesionales por la Ética ( www.profesionalesetica.com ) ha elaborado una guía para los padres en la que denuncia lo que se pretende con la nueva asignatura de Educación para la Ciudadanía, cuya impartición se iniciará en el curso 2007-2008.

Esta asociación advierte que desde la comunidad escolar y otras instancias, se ha destacado que la nueva asignatura encierra un riesgo real de adoctrinamiento ideológico en la escuela, según los intereses del gobierno de turno.

Profesionales por la Ética señala que el Ministerio de Educación ha realizado algunas reuniones para desarrollar los contenidos de la nueva asignatura para las que ha convocado a asociaciones y ONG's pero no ha llamado a asociaciones de padres ni de profesores. Por el contrario, el 85% de las entidades convocadas son ideológicamente afines al actual Gobierno.


Editorial

Metamorfosis reversible

La agenda de verano podría calcarse de año en año con muy leves retoques. Esa agenda se escribe entre termómetros intentando pulverizar la marca de los 40 y pantanos buscando en picado la línea de mínimos. Mientras, la Dirección General de Tráfico, organiza operaciones de salida y entrada con viajeros que dejarán de abarrotar carreteras para abarrotar playas y los helicópteros e hidroaviones escupen alivio a un monte indefenso que va dejando atrás historia propia y sentimientos ajenos. Así un año y otro.

Aunque, principalmente en las ciudades, tengamos la impresión de que se paraliza el mundo durante unos días, lo cierto es que únicamente asistimos a una metamorfosis reversible y controlada.

La apariencia de cierre no es sinónimo de abandono. Aunque más relajados, encontramos atención en los centros públicos a todos los niveles, si activamos el aire acondicionado notamos el descenso de temperatura porque el fluido eléctrico no se ha interrumpido, e incluso si salimos de vacaciones hay gente que ha prescindido de las suyas, por lo menos en estas fechas, para atendernos en las nuestras.

Como podemos ver, la tregua de julio y agosto requiere del sacrificio de mucha gente que sigue cumpliendo con su trabajo para que los demás disfrutemos de nuestro descanso.

Dicho esto tenemos que añadir un par de cosas. Por un lado esa gente merece especialmente nuestro agradecimiento, aunque el calor y la falta de sueño retuerzan nuestros ánimos más de un día y, por otro, estimula nuestra reflexión sobre lo importante que es la armonía en la sociedad al ver cómo las cosas funcionan gracias a que cada uno esté en su sitio, sobre todo cuando estar en su sitio y haciendo lo que tiene que hacer supone un esfuerzo añadido.


Palabras del Arzobispo

"La predicación del Evangelio nos pide coherencia y amor a los destinatarios"

Homilía en la Solemnidad de Santiago Apóstol, patrono de España

Al iniciar estas reflexiones en torno a la Palabra de Dios, que acaba de ser proclamada, quiero invitaros a que nos unamos, haciendo nuestras, como confesión de fe, estas palabras del Salmo interleccional: "nos bendice el Señor nuestro Dios" (Sal 66). Y, una vez manifestado nuestro reconocimiento del amor de Dios que derrama su bendición sobre nosotros con su infinita misericordia, os invito de nuevo a uniros en la oración con estas otras palabras del Salmo: "Que Dios nos bendiga" (Sal 66). Unidos en esta plegaria damos testimonio de que creemos firmemente en el amor y en el poder de Dios, Él es capaz de resucitar a Jesucristo y de enviarnos el don de su Espíritu que nos hace fuertes y ágiles para "obedecer a Dios antes que a los hombres" (Hch 5, 29). Tarea ésta bastante difícil algunas veces, no tanto porque nos resistamos a la voz del Señor, cuanto por no alcanzar a discernir limpiamente en cada momento lo que Dios quiere de nosotros.

Tiempos difíciles

Corren tiempos en que, a veces, puede parecer improcedente manifestar con firmeza y sencillez la verdad del Evangelio, el mensaje redentor de Cristo, el discurso testimonial del amor de Dios que se hace historia y experiencia para nosotros en Jesucristo. En esta cultura de la indefinición, la claridad en la predicación del mensaje cristiano, puede recibir la calificación de intolerante y pretenciosamente objetiva y universal.

La predicación íntegra del mensaje cristiano, y la aplicación clara al curso de la vida personal y social de quienes tienen derecho a recibirlo, aunque lo desprecien, lo rechacen como represivo, o no lo entiendan, nos ha de poner, en primer lugar ante nosotros mismos. Nos pide fe verdadera, por la que pongamos a Jesucristo y su Evangelio por delante y por encima del agrado o desagrado que pueda producirnos, como predicadores, el juicio de los adversarios.

La predicación íntegra del Evangelio nos pide coherencia evangélica, amor a los destinatarios y voluntad de comprensión hacia sus distintas situaciones, historias y coyunturas que van condicionando su vida y su capacidad de aceptación o rechazo de la luz de Cristo. Luz que rompe la oscuridad y evidencia las obras de las tinieblas. Luz que interpela muy seriamente la inteligencia, la voluntad y los proyectos y estrategias elaborados al margen de Dios, o ateniéndose a una imagen del Señor previamente acomodada a las propias tendencias e intereses.

Es muy fácil que nos encontremos con ambientes hostiles en los que el choque radical de la palabra divina con el egocentrismo humano, produzca en la sociedad y en los criterios al uso, reacciones muy semejantes a las que produjo en el Sanedrín la predicación de los Apóstoles: "¿No os habíamos prohibido formalmente enseñar en nombre de ese?" (Hch 5, 22) ¡Qué bonito sería escuchar, de labios de las instancias contrarias, incluso con tono indignado, esas palabras con que el Sanedrín se quejaba de la desobediencia apostólica: "En cambio, habéis llenado Jerusalén con vuestra enseñanza y queréis hacernos responsables de la sangre de ese hombre" (Hch 5, 28).

Estamos llamados a dar testimonio de la Verdad y hemos sido constituidos, desde el Bautismo, en profetas de la Buena Noticia. Este ministerio configura nuestra misma identidad y se convierte en condición lógica para nuestra fidelidad como sacerdotes y como cristianos. Por eso S. Pablo exclama: "¡Ay de mi si no evangelizare!"

Ley del amor

Pero, al mismo tiempo estamos llamados, también desde el Bautismo, a conducir nuestros comportamientos según la ley del amor, que nos urge a la comprensión, a la misericordia, y a la paciencia. La predicación valiente ha de ser compatible con el ofrecimiento del mensaje íntegro y con un verdadero interés por la salvación de los destinatarios. Por tanto, la predicación, obediente a Dios antes que a los hombres, debería resultar como una sencilla y atrayente invitación a los oyentes para que abrieran sus ojos y oídos al Dios y salvador nuestro Jesucristo. Nuestra predicación, libre de toda agresividad y de cualquier juicio o recriminación de personas, tendría que ser siempre la primera muestra amorosa de la voluntad salvífica del Señor. La historia de Jesús, el Maestro, nos da buen ejemplo de esto, sobre todo cuando, desde la Cruz, invoca el perdón para quienes le están ajusticiando. Este perdón divino nace del profundo conocimiento que Dios tiene del corazón humano, que él mismo ha creado para el bien y para la vida, y que no fue destruido por el pecado original: "Perdónales porque no saben lo que hacen" pide Jesús al Padre cuando va a entregar su alma en el patíbulo redentor. Con estas palabras de amor y comprensión, de misericordia y de esperanza en la bondad profunda del hombre, Cristo demuestra que toda su predicación, lejos de juicios condenatorios, era una llamada generosa a la vida que todos necesitamos aunque la despreciemos y olvidemos.

El Señor tenía muy claro el principio que hoy nos recuerda S. Pablo dirigiéndose a los Corintios: "Cuantos más reciban la gracia, mayor será el agradecimiento, para gloria de Dios" (2Cor 4, 15). Este es el pensamiento coherente con la conciencia de la misión redentora de Cristo y con el ministerio profético que hemos recibido en el Bautismo. Este debe ser, también, por tanto, el pensamiento de quienes hemos sido ungidos y enviados para ser profetas de la salvación y mensajeros del amor.

Al servicio del Reino de Dios

Es necesario testimoniar, con tanto amor como delicadeza, que nuestro corazón alberga el mismo deseo de Cristo. Y que, lejos de sentirnos jueces y mucho menos enemigos, no tenemos otro proyecto ni mayor ilusión que ofrecer el horizonte de la Vida sobrenatural y divina, y acercar la mente y el corazón del prójimo a la verdad y a la esperanza. Por ellos y por nosotros se ofreció Cristo. Por ellos y por nosotros, Pastores y Apóstoles, ponemos nuestra vida al servicio del Reino de los cielos para gloria de Dios y para salvación de quienes le reciban.

No cabe duda de que esta actitud cristiana, propia de pastores y apóstoles, entraña no pocas dificultades en el fondo y en la forma. Pero no tenemos derecho a retirarnos o a relativizar su importancia porque, aunque "el tesoro del ministerio lo llevamos en vasijas de barro" (2Cor 4, 7) "el Espíritu viene en auxilio de nuestra debilidad". Por ello, nuestra convicción y decisión deben ser las de Santiago y Juan ante la pregunta de Jesús. En verdad, podemos beber el cáliz que Jesucristo bebió, porque la fuerza extraordinaria que, a veces, sospechamos no tener "es de Dios y no proviene de nosotros" (2Cor 4, 7). Somos o debemos ser conscientes de que todo lo podemos con Aquel que nos conforta.

Para todo ello necesitamos la bendición del Señor. La hemos invocado en el Salmo interleccional y la vamos a suplicar de nuevo al encontrarnos con Jesús sacramentado en la Sagrada Eucaristía.

Pidamos a la Virgen, Madre nuestra, que interceda por nosotros ante el Señor para que nos abramos a la gracia de Dios y seamos coherentes con la verdad recibida en el Evangelio; para que nos dispongamos a ser fieles al ministerio recibido; y para que mantengamos la esperanza, movidos por la experiencia del amor infinito, universal y salvífico de Dios. [...]

Santiago. Arzobispo de Mérida-Badajoz


Centrales

Gran parte de la comunidad educativa denuncia la falta de consenso y habla de adoctrinamiento

Educación para la Ciudadanía no respeta los valores que muchos padres quieren para sus hijos

Según la Asociación Profesionales por la Ética, la nueva asignatura de Educación para la Ciudadanía, cuya impartición se iniciará en el curso 2007-2008, es una de las claves fundamentales de la Ley Orgánica de Educación (LOE), aprobada definitivamente, con el apoyo de poco más de la mitad de los Diputados, el pasado 6 de Abril.

Tras el rechazo por el Congreso de las enmiendas introducidas en el Senado, que atemperaban en alguna medida el alcance de la asignatura, ésta ha quedado configurada prácticamente como aparecía en el proyecto inicial del Gobierno: una materia obligatoria y evaluable, para toda clase de centros educativos, en Primaria, Secundaria y Bachillerato.

Adoctrinamiento

Desde la comunidad escolar y otras instancias, se ha destacado que la nueva asignatura encierra un riesgo real de adoctrinamiento ideológico en la escuela, según los intereses del gobierno de turno, y que con ella no se garantiza el derecho fundamental de los padres, amparado por la Constitución, a que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones.

Es preciso señalar que el Ministerio de Educación ha realizado algunas reuniones para desarrollar los contenidos de la nueva asignatura. Para ello, ha convocado a asociaciones y ONG's pero no ha llamado a asociaciones de padres ni de profesores. Por el contrario, el 85% de las entidades convocadas son ideológicamente afines al actual Gobierno y muchas de ellas suscribieron, en diciembre de 2004, el Manifiesto por una Sociedad Laica. En este documento abogaban por la expulsión de la religión de la sociedad y apoyaban al Gobierno en sus políticas educativas, de reforma del Código Civil en materia de matrimonio, etcétera.

Debe ponerse de manifiesto que la Educación para la Ciudadanía no es, como dicen sus impulsores, la expresión de un "mínimo común ético" de carácter neutral, asumible por todos. Antes bien implicará, en cualquier caso, una propuesta ética determinada, un concreto "código moral" que condicionará el significado de cada valor estudiado. Supondrá, en definitiva, una toma de postura en materia moral que coincidirá o no con las convicciones de los padres, primeros responsables de la educación de sus hijos.

Guía para padres

Un equipo interdisciplinar de Profesionales por la ética ha elaborado una guía para padres que reproducimos a continuación. En ella se contrapone lo que enseña la ética racional (enraizada en la tradición judeo-cristiana) y lo que promueve la ideología del Gobierno. La guía es orientativa y pretende advertir a los padres para que tomen postura ante esta imposición legislativa ya que sus hijos serán evaluados (suspendidos o aprobados) de conocimientos ideológicos que, en muchos casos, se oponen a los valores de sus padres.

 




www.profesionalesetica.com


Nuestros Mártires

Don José Antonio Gómez-Álvarez y Blanco-Romo, fusilado en agosto de 1936 en Azuaga

D. José Antonio Gómez-Álvarez y Blanco-Romo, nació el día 25 de octubre de 1883 en la villa de Azuaga. Hijo legítimo de Francisco Gómez-Álvarez y Adela Blanco-Romo, naturales de Azuaga y Fuente del Maestre, respectivamente.

Tuvo cinco hermanos más: Emiliano, Concepción, Carmen, Victoriano y Juan, de los que ninguno de ellos contrajo matrimonio.

Recibió el santo bautismo a los tres días de su nacimiento y en esta villa de manos de D. Manuel de la Tabla, coadjutor la sazón en la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Consolación. Se le impusieron los nombres de José Antonio Evaristo Crispín. El don del Espíritu santo, por medio del sacramento de la confirmación, le fue conferido el día 19 de noviembre de 1892, por Fray Francisco Sáenz de Urturi y Crespo, obispo de Badajoz.

Ingresó en el Seminario Conciliar de Badajoz en el año 1897, haciendo cuatro cursos de Latín y Humanidades; tres de Filosofía (1902-04) y cuatro de Teología (1904-08).

Recibió las órdenes sagradas en Badajoz, siendo Obispo de la diócesis Don Félix Soto Mancera. Recibe el diaconado el 21 de abril de 1908 y el sagrado orden del Presbiterado el día el 13 de junio de 1908 en la solemnidad de la Santísima Trinidad.

Ministerio sacerdotal

Su primer nombramiento fue de coadjutor en Villanueva del Fresno el 1 de septiembre de 1908; después, de la parroquia de Santiago en Llerena el 1 de agosto de 1912 y de la Parroquia Mayor de Nuestra Señora de la Granada de la misma localidad.

Simultáneamente estuvo como cura encargado accidental de la parroquia de Maguilla desde el 25 de diciembre de 1927 hasta el 23 de agosto de 1928. Por último, fue trasladado a su pueblo natal el 31 de enero de 1935, donde testificó heroicamente su fe el día 7 de agosto de 1936.

Martirio y sepultura

Su cautiverio siguió los mismos pasos de sus compañeros sacerdotes. Según entresacamos de la inscripción que se halla en el archivo parroquial de Azuaga que "don José Antonio Gómez-Álvarez y Blanco-Romo, Presbítero y Coadjutor de esta parroquia, hijo legítimo de Francisco María y Adela, naturales de esta villa, fue vilmente asesinado por los milicianos, a tiro de fusil en el cementerio de esta villa en la madrugada del día siete de agosto, a los cincuenta y dos años de edad, muriendo víctima del odio a la fe".

Su cadáver, que presentaba una herida en la frente y varias en el pecho de arma de fuego se halló enterrado en la fosa común del cementerio hasta ser exhumado y trasladado al nicho n° 140 fila 4ª lateral 2º del 2º patio, el 29 de noviembre de 1941, en alquiler por cinco años hasta que el 18 del mismo mes del 1946 lo compra a perpetuidad su hermana Concepción. Su hermano Juan, farmacéutico, al morir es enterrado juntamente con el sacerdote, en la década de 1970. Su memoria en el epitafio desaparece.

Según testimonio fehaciente parece ser que esta familia, a pesar de ser una familia muy religiosa y acomodada era muy descuidada. Consiguientemente, esto nos lleva a explicar a que, en su momento, no se efectuara el traslado solemne del cadáver de este Siervo de Dios con los otros "testigos de la fe" a la cripta del Cristo del Humilladero de la localidad azuageña.


Información Diocesana

Destinan casi siete millones de euros para restaurar el Monasterio de Guadalupe

El pasado miércoles, el Prior del Monasterio de Guadalupe, Fray Guillermo Cerrato, y el Consejero de Cultura de la Junta de Extremadura, Francisco Muñoz, presentaban en dicha localidad cacereña el Plan Director del Real Monasterio de Santa María de Guadalupe, por el que se invertirán casi siete millones de euros en la rehabilitación y restauración de este enclave. El citado Plan incluye cuatro grandes intervenciones, que se ejecutarán de forma inmediata, y que afectarán al Museo de Bordados y Casullas; la restauración y acondicionamiento del Pabellón de la Librería; la restauración del Retablo Mayor y la rehabilitación del cimborrio del templo del Monasterio.

 

Miembros de JEC de nuestra diócesis participan en un encuentro nacional

Una treintena de jóvenes estudiantes de institutos y de la universidad de Extremadura, acompañados de animadores y consiliarios, han participado en el Encuentro nacional de la Juventud Estudiante Católica de España (JEC). Éste ha tenido lugar en la diócesis de Segorbe-Castellón desde el día 21 al 26 de julio, y a él estaban convocados militantes de la JEC de toda España.

Con el lema "Medios para ti, mundo para todos" se pretendía recorrer las herramientas que el movimiento ha desarrollado a lo largo de estos años de trabajo para llevar a cabo su misión evangelizadora.

 

Solemnidad de Santiago Apóstol

El pasado día 25 de julio, Monseñor Santiago García Aracil presidía la Eucaristía en la Solemnidad de Santiago Apóstol, patrono de España, y día de su onomástica. La celebración tenía lugar en la Catedral Metropolitana de San Juan Bautista y, durante su homilía, Monseñor García Aracil recordó a los presentes que el Evangelio de Jesucristo debe estar por encima de todo, independientemente "del agrado o desagrado que pueda producir el juicio de los adversarios".

 

Badajoz

Campo de trabajo en el Gurugú

La casa de las Religiosas de las Hijas de María Inmaculada (Marianistas) acoge, en el barrio pacense del Gurugú durante la segunda quincena de este mes de Julio, a un grupo de voluntarios y voluntarias provenientes de Alboraya (Valencia).

Los jóvenes desarrollan diversas actividades de acompañamiento a un grupo de niños y niñas de los cursos de infantil, primaria y secundaria en el centro de la Asociación de Vecinos Nuestra Señora de la Asunción del mismo barrio. Las tardes las pasan junto a los ancianos y ancianas del centro para la 3ª edad "Puente Real" de la capital pacense.

Ya hace más de 12 años que se inició esta actividad, concebida como 'campo de trabajo', para grupos de jóvenes entre los 18 y los 30 años, provenientes de aquellos lugares de la península donde la Familia Marianista lleva a cabo su extensa obra.

 

Campamento parroquial

La parroquia pacense de San Roque ha concluido, el pasado domingo, la segunda tanda de su campamento parroquial, destinada a niños y adolescentes.

La primera tanda, que se desarrolló del 8 al 16 de julio, fue para familias y jóvenes, siendo el segundo año que se realizaba esta actividad. En total han participado en ambas tandas unas 150 personas de la comunidad parroquial y del barrio.

 

Fallece el sacerdote diocesano don Adrián González Martín

Fue Vicario Judicial de la diócesis durante más de 30 años

El pasado lunes fallecía en Badajoz el sacerdote diocesano Adrián González Martín quien, durante más de 30 años, fuera Vicario Judicial de la diócesis de Mérida-Badajoz, entre otros cargos.

Natural de Albalá (Cáceres), cursó sus estudios sacerdotales en el Seminario Diocesano de San Atón, en Badajoz, y fue ordenado presbítero en septiembre de 1954. Amplió sus estudios con la realización de las licenciaturas en derecho canónico y derecho civil en Salamanca, completando ambas con el doctorado en derecho canónico por la Universidad de Navarra.

Su vida sacerdotal estuvo siempre vinculada a la curia diocesana de nuestra diócesis, donde comenzó trabajando en la Notaría Eclesiástica de matrimonios, desempeñando posteriormente numerosas tareas, como Canciller Secretario, Administrador de la diócesis o Pro Vicario General de la diócesis. En el año 2002 recibe la distinción de "Prelado de honor de Su Santidad".

No obstante fue en la administración de justicia donde Adrián González desarrolló su mayor tarea, que le valió en no pocas ocasiones el reconocimiento y afecto de los profesionales con los que trabajó a lo largo de los años. Sus sentencias al frente del tribunal diocesano eran muy apreciadas y estudiadas en algunas de las facultades de Derecho canónico de nuestro país, y muchas fueron publicadas en revistas especializadas.

Además de su trabajo en la curia diocesana, González Martín fue capellán de diversas congregaciones religiosas femeninas de la capital pacense, profesor de diversas asignaturas en el Seminario Diocesano y Canónigo de la Santa Iglesia Catedral de Badajoz, de la que fue Deán-presidente entre 1990 y 1994.

Además, durante tres periodos consecutivos, fue miembro del Colegio de Consultores. Y también fue presidente de la Junta de Seguimiento del Fondo de Sustentación del Clero y miembro del Consejo Diocesano de Asuntos Económicos.


Liturgia dominical

Celebramos el XVII domingo del Tiempo Ordinario

Palabra de Dios

 

Libro segundo de los Reyes 4 , 42-44

En aquellos días, uno de Bal-Salisá vino a traer al profeta Eliseo el pan de las primicias, veinte panes de cebada y grano reciente en la alforja. Eliseo dijo: -"Dáselos a la gente, que coman"

El criado respondió: -"¿Qué hago yo con esto para cien personas?"

Eliseo insistió: -"Dáselos a la gente, que coman. Porque así dice el Señor: "Comerán y sobrará".

Entonces el criado se los sirvió, y comieron y sobró, como había dicho el Señor.

 

Salmo 144, 10-11. 15-16. 17-18

R. Abres tú la mano, Señor, y nos sacias.

Que todas tus criaturas te den gracias, Señor,/ que te bendigan tus fieles;/ que proclamen la gloria de tu reinado,/ que hablen de tus hazañas.

Los ojos de todos te están aguardando,/ tú les das comida a su tiempo;/ abres tú la mano,/ y sacias de favores a todo viviente.

El Señor es justo en todos sus caminos, / es bondadoso en todas sus acciones; / cerca está el Señor de los que lo invocan, / de los que lo invocan sinceramente.

 

Carta a los Efesios 4, 1-6

Hermanos: Yo, el prisionero por Cristo, os ruego que andéis como pide la vocación a la que habéis sido convocados. Sed siempre humildes y amables, sed comprensivos, sobrellevaos mutuamente con amor; esforzaos en mantener la unidad del Espíritu, con el vínculo de la paz. Un solo cuerpo y un solo Espíritu, como una sola es la esperanza en la vocación a la que habéis sido convocados. Un Señor, una fe, un bautismo. Un Dios, Padre de todo, que lo trasciende todo, y lo penetra todo, y lo invade todo.

 

Evangelio según san Juan 6, 1-15

En aquel tiempo, Jesús se marchó a la otra parte del lago de Galilea (o de Tiberíades). Lo seguía mucha gente, porque habían visto los signos que hacía con los enfermos. Subió Jesús entonces a la montaña y se sentó allí con sus discípulos. Estaba cerca la Pascua, la fiesta de los judíos. Jesús entonces levantó los ojos, y al ver que acudía mucha gente, dice a Felipe: - ¿Con qué compraremos panes para que coman éstos? Lo decía para tentarlo, pues bien sabía él lo que iba a hacer. Felipe le contestó: - "Doscientos denarios de pan no bastan para que a cada uno le toque un pedazo" .

Uno de sus discípulos, Andrés, el hermano de Simón Pedro, le dice: - Aquí hay un muchacho que tiene cinco panes de cebada y un par de peces; pero, ¿qué es eso para tantos? Jesús dijo: - "Decid a la gente que se siente en el suelo."

Había mucha hierba en aquel sitio. Se sentaron; sólo los hombres eran unos cinco mil. Jesús tomó los panes, dijo la acción de gracias y los repartió a los que estaban sentados, y lo mismo todo lo que quisieron del pescado. Cuando se saciaron dice a sus discípulos: - "Recoged los pedazos que han sobrado; que nada se desperdicie." Lo recogieron y llenaron doce canastas con los pedazos de los cinco panes de cebada, que sobraron a los que habían comido. La gente entonces, al ver el signo que había hecho decía: - "Este sí que es el Profeta que tenía que venir al mundo".

Jesús entonces, sabiendo que iban a llevárselo para proclamarlo rey, se retiró otra vez a la montaña él solo.

 

Comentario Litúrgico

Los bienes pasajeros

Una de las mayores riquezas que tenemos en la liturgia de la Iglesia son las Oraciones Colectas que inician la misa. Rezuman tanto teología como una experiencia cristiana amasada a través de los siglos.

En la de este domingo se suplica al Padre que "de tal modo nos sirvamos de los bienes pasajeros, que podamos adherirnos a los eternos".

La gracia que se pide en esta oración es que tengamos equilibrio en el desarrollo de nuestra vida. Que acertemos a orientar nuestra presencia en los distintos ámbitos, que toda nuestra vida siga teniendo como referente principal la voluntad del Padre y, por tanto, nos haga avanzar en nuestra peregrinación hacia Él.

Desde esta perspectiva podemos adentrarnos en la lectura del Evangelio de este domingo. Nos encontramos con una página muy conocida y, por ello, es fácil leerla intentando iluminar nuestras realidades con la luz que desprende.

Ante todo aparece la figura del Señor en su infatigable tarea de evangelizar, de dar la buena noticia del amor del Padre. Él lo ha enviado para anunciar la nueva era de la salvación en la que se ofrece a cada uno la oportunidad de enriquecerse con la generosidad divina que invita a todo hombre a vivir en la amistad de un Dios que se muestra sensible ante la penuria humana.

El milagro de la multiplicación de los panes y de los peces venía de la mano milagrosa de Jesús pero eran bienes pasajeros que simbolizaban la amistad del Dios eterno que invita a su banquete.

Todos sabemos que aquel banquete divino no tuvo el alcance pretendido. Aquellos comensales se quedaron en lo pasajero e intentaron hacer de Jesús un rey más de este mundo.

Antonio Luis Martínez

 

Lecturas bíblicas para los días de la semana

31, lunes: Jr 13, 1-11; Mt 13, 31-35.
1, martes: Jr 14, 17-22; Mt 13, 36-43.
2, miércoles: Jr 15, 10.16-21; Mt 13, 44-46.
3, jueves: Jr 18, 1-6; Mt 13, 47-53.
4, viernes: Jr 26, 1-9; Mt 13, 54-58.
5, sábado: Jr 26, 11-16; Mt 14, 1-12.
6, domingo: Dn 7, 9-10.13-14; 2Pe 1, 16-19; Mc 9, 2-10.

 

3 de agosto: Santa Lidia (Siglo I)

Nació en el seno de una familia muy trabajadora en el comercio de telas y de púrpura.

La púrpura extraída de unos moluscos constituyeron uno de los mejores artículos para la clase alta de aquella época. Su precio estaba por las nubes por lo difícil del trabajo y de su transporte de una parte para otra.

Frente a este mundo de consumo, no hay que pensar que ella apeteciera con avaricia el dinero o el intercambio por otras mercancías. Al contrario, el trabajo era para ella una forma de conquistar la santidad y de dar buen ejemplo según ordena la adhesión libre al Evangelio.

Lidia supo hacer un uso extraordinario de su riqueza compartiéndola con los necesitados y con quienes trabajaban con ella.

No fue la abundancia de piezas, ni la facilidad de transporte lo que a Lydia le engrandeció y le devolvió aún más la alegría que llevaba en su corazón de joven guapa.

Lo que verdaderamente le llevó a la gloria de su triunfo personal fue el encuentro con el apóstol san Pablo y el evangelista san Lucas, a la sazón predicadores del Evangelio por aquel tiempo en Grecia. Los Hechos de los Apóstoles hablan de ella en el capítulo 16,11. Tanta fue la amistad que les unió que ella misma los invitó a que vivieran en su casa. Le dijo estas palabras: Si queréis aceptarme como amiga de Dios, venid a mi casa.

http://es.catholic.net

 

Los santos de la semana

31, lunes: Ignacio de Loyola, Fabio, Elena.
1, martes: Alfonso M. de Ligorio, Secundino, Félix, León.
2, miércoles: Eusebio de Vercelli, Esteban I, Centola.
3, jueves: Lidia, Dalmacio, Eufronio, Martín.
4, viernes: Juan M. Vianney, Aristarco, Eleuterio.
5, sábado: Ntra.Sra. de África, Adai y Mari, Casiano, Margarita.
6, domingo: Transfiguración del Señor. Justo y Pastor.


Contraportada

Entrevista a Monseñor Antonio Cañizares, Cardenal-Arzobispo de Toledo

"El futuro de la familia depende de que ésta pueda vivir su verdad"

Con el trasfondo del V Encuentro Mundial de las Familias recientemente realizado en Valencia, Jaime Antúnez, director de "Humanitas", revista de antropología y cultura cristiana de la Pontificia Universidad Católica de Chile, entrevistó detenidamente al cardenal Antonio Cañizares, arzobispo de Toledo, primado de España y vicepresidente de la Conferencia Episcopal española. Ofrecemos en nuestra 'Última' un extracto de dicha entrevista.

En una cultura como la que se impone en España, en Europa y en todo Occidente, con una fuerte carga ideológica secularista, ¿puede afirmarse que es en el ámbito de la familia donde este secularismo se manifiesta de modo más evidente y agresivo?

Pienso que no es la familia el ámbito donde se genera ese secularismo, sino que es el ámbito que más lo está sufriendo. La familia en España es en concreto una familia cristiana, aun cuando no sea practicante. Aún cuando esté muy sacudida por los vientos de la secularización, por todo el poder mediático que difunde una ideología relativista. Hay unos recursos en la familia española todavía muy valiosos y estamos aún a tiempo de que recupere su verdad. Pero es cierto también que la familia española, por las presiones de ese poder mediático, por las legislaciones tan agresivas en su contra, está sufriendo un fuerte relativismo, que estriba en vivir fuera de la verdad que la constituye, con lo cual las personas caen muchas veces en situaciones lamentables.

Sus declaraciones han descargado fuertes responsabilidades en el Gobierno socialista por lo que sucede con la familia.

En los últimos años hemos asistido a una escalada contra la familia por parte del Gobierno socialista ayudado por otras fuerzas políticas y otros poderes o grupos como el del imperio gay o el de ciertas ideologías y organizaciones feministas, que intentan imponer la ideología de género. España ocupa uno de los últimos lugares de Europa en política familiar, el de menos ayuda a la familia; es, junto con Grecia, la nación europea con más bajo índice de natalidad, donde la población juvenil más a decrecido en los últimos 25 años y donde más se ha incrementado el número de abortos en los últimos diez años; ocupa el tercer lugar en el crecimiento de rupturas matrimoniales en la última década. Y, simultáneamente, ha ido más lejos que ningún otro país de la Comunidad Europea en materia legislativa contraria y dañina para la familia.

Una vez más hay que decir que el futuro de la familia depende de que ésta pueda vivir su verdad, de que supere el relativismo al que se le empuja. La familia podrá ser educadora y transmisora de la fe si supera ese relativismo. Si no lo supera, continuará en una crisis, crisis de fe que arraiga en una crisis de verdad, porque no tiene fundamento principal para apoyarse y vivir con toda esperanza lo que es.

Algunos obispos españoles han hecho ver, en diversas declaraciones, que se da en esta nación ahora mismo un hecho inédito en la historia de la civilización, como es la supresión del matrimonio.

Aquí en España, en efecto, lo más grave que ha acontecido en la legislación es que en el Código Civil desaparece la realidad del matrimonio, siendo sustituida simplemente por la unión de personas; y que las condiciones de "padre" y "madre" son sustituidas por la pura denominación de "cónyuge". En razón de lo cual el matrimonio no existe. En ninguna parte del mundo se habla de matrimonio de personas del mismo sexo; matrimonio propiamente sólo es entre hombre y mujer. En el Código Civil, esto es un hecho enorme, ha desaparecido de hecho la expresión jurídica natural de matrimonio entre un hombre y una mujer.

Quisiera ahora tocar el tema de la educación, relacionado obviamente con el de la familia. Este es un tema que también se va haciendo extensivo a todo el mundo iberoamericano. Es entonces muy importante que nos diga su apreciación acerca de lo que está en curso en el ámbito educacional.

El proyecto cultural que se está ensayando en España es más propiamente una "revolución cultural". En esta materia educacional el gobierno socialista de ahora y su precedente responden a un solo proyecto. Un proyecto cultural que supone la instalación en la sociedad, como criterio y medida de todo, el laicismo. Donde Dios no cuente. Donde Dios quede reducido a la esfera de lo privado.

Ya en el año 1976, poco después de morir el General Franco, hubo una moción para la enseñanza del Colegio de Licenciados y de Doctores, que se formulaba así: escuela única, pública, neutra, laica (añadía también autogestionaria, pero luego con la crisis y caída del Este esto se suprimió). El plan se llevó a cabo a partir de 1982, pero faltaba algo para concluir de este proyecto, y eso es lo que viene a ser la nueva ley de educación, la Ley Orgánica de Educación, la LOE. Donde claramente predomina la razón calculadora y por eso la gran importancia dada a la educación para la convivencia. La educación para la convivencia es sencillamente una educación laica que impregna todo el proyecto educativo, pero que además tiene momentos fundamentales como es la asignatura de Educación para la ciudadanía. En ésta, para el ciudadano no cuenta en absoluto la realidad de Dios, sino simplemente cómo tiene que funcionar. Cuenta sólo la razón instrumental y la razón calculadora. Cuenta sólo cómo tiene que actuar para que entre los ciudadanos no haya coaliciones.

Imponiendo este proyecto laico, el Estado está imponiendo una educación para que el ciudadano funcione y anulando una educación para que el hombre sea realmente hombre. Con lo cual, todo lo relativo con el sentido de la vida debe desaparecer, y se explica entonces que la enseñanza religiosa no pueda estar integrada dentro del conjunto armónico de la educación. Con lo cual, también, la libertad de enseñanza se da sólo hasta cierto punto. Porque todos los centros educacionales, sean estatales o de iniciativa social o de iniciativa religiosa, tienen que impartir ese proyecto educativo, tiene que impartir esa asignatura de Educación para la ciudadanía, coartando así la libertad de enseñanza. Porque es el Estado el que decide la inspiración que tiene la educación.

Yo defino esta situación de una manera gráfica: lo que está sucediendo en España es que no importa que el hombre sea bueno, sino que el hombre funcione bien. Posición que radica en un laicismo radical, porque la fe queda en la esfera de lo privado, la fe no tiene nada que decir sobre cómo tengo que relacionarme yo con el otro, con la economía, con la política, etc. Queda en tu propio interior.

Zenit


Iglesia en camino toma vacaciones

Nuestra publicación aprovecha el mes de agosto para tomarse un descanso. Este será nuestro último número antes de las vacaciones; el próximo saldrá el día 3 de septiembre. Esperamos seguir gozando de su confianza tras este paréntesis. Por nuestra parte renovaremos el empeño por hacerles cercana la vida de la Iglesia para conseguir en el nuevo curso, contando con la inestimable ayuda de ustedes, alcanzar una mayor difusión.


Noticias de América latina

http://www.aciprensa.com


Return to Camino