Iglesia en camino

 

Semanario de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail: iglenca@archimeridabadajoz.org

Edición electrónica: http://198.62.75.1/www1/camino/camino.html

Número 579. 19 de junio de 2005

Director: Juan José Montes


Portada

La obra quiere ser una herramienta para orientar a los cristianos en su compromiso con el mundo

La CEE presenta la versión castellana del Compendio de Doctrina Social de la Iglesia

La Conferencia Episcopal Española (CEE) ha presentado recientemente la traducción al español del Compendio de Doctrina Social de la Iglesia, realizado por el Consejo Pontificio 'Justicia y Paz'.

En esta obra se tratan los principales temas de la Doctrina Social de la Iglesia (DSI) que ésta ha expuesto desde la publicación de la encíclica 'Rerum Novarum', del papa León XIII, primer documento pontificio que trata directamente una cuestión social y que es considerado como el punto inicial de la DSI. No obstante, para Fernando Fuentes Alcántara, director del Secretariado de la Comisión Episcopal de Pastoral Social (CEPS) de la CEE, "no se trata de que busquemos en el Compendio cuestiones que pertenecen al pasado, pues la doctrina que contiene se propone como una verdad actual, dirigida a los hombres y mujeres de este momento".


Editorial

¿Para qué nos preparamos?

Esta semana se han llevado a cabo los exámenes de Selectividad; más de 4.000 estudiantes extremeños han tenido que pasar ese filtro cíclico que es cuestionado cada año cuando llega el momento. Algunos tachan de injusto el sistema, otros lo defienden o se limitan a justificarlo sin apasionamientos alegando que algún sistema debe existir para seleccionar y repartir. Y es que este examen otorga los permisos de capacidad o incapacidad para acceder a la Universidad y abre y cierra puertas para, dentro de la Universidad, acceder a la carrera deseada.

Hasta aquí los debates y los posicionamientos, sobre los que cada cual tendrá el suyo aunque las decisiones finales no dependan de él. Lo que sí depende más de cada estudiante y de cada familia es argumentar la pregunta de qué mueve a un joven a optar por una carrera o por otra. ¿Es el dinero, la posición de prestigio social que otorgan determinados títulos, la facilidad en su consecución, la nota "asequible" que les abre las puertas a la carrera en cuestión, la cercanía del domicilio familiar al centro de estudio...? Algunas de estas respuestas aparecen cuando se hace la pregunta; sin embrago, no siempre es frecuente el planteamiento de la dedicación profesional como una vocación, como una llamada, que en el fondo es el origen de la palabra.

Un joven cristiano, que concibe su vida como don de Dios y bolsa de talentos para invertir en los años que dure el regalo, debería meter en las motivaciones otras claves o, al menos, revestir las claves que tenga de sentido trascendente.

El razonamiento implica también plantearse dedicar la vida al servicio de los demás desde el sacerdocio o la vida consagrada en cualquiera de sus vertientes. El próximo 25 de junio se ordenarán de sacerdotes en nuestra diócesis tres jóvenes, que se sumarán a los centenares de jóvenes que este año consagren su vida al Señor. Todos ellos tuvieron que plantearse algún día qué camino tomar en la vida.


Benedicto XVI

El fundamento antropológico de la familia

Matrimonio y familia no son una construcción sociológica casual, fruto de situaciones particulares históricas y económicas. Por el contrario, la cuestión de la justa relación entre el hombre y la mujer hunde sus raíces en la esencia más profunda del ser humano y sólo puede encontrar su respuesta a partir de ésta. No puede separarse de la pregunta siempre antigua y siempre nueva del hombre sobre sí mismo: ¿quién soy? Y esta pregunta, a su vez, no puede separarse del interrogante sobre Dios: ¿existe Dios? Y, ¿quién es Dios? ¿Cómo es verdaderamente su rostro? La respuesta de la Biblia a estas dos preguntas es unitaria y consecuencial: el hombre es creado a imagen de Dios, y Dios mismo es amor. Por este motivo, la vocación al amor es lo que hace del hombre auténtica imagen de Dios: se hace semejante a Dios en la medida en que se convierte en alguien que ama.

De este lazo fundamental entre Dios y el hombre se deriva otro: el lazo indisoluble entre espíritu y cuerpo: el hombre es, de hecho, alma que se expresa en el cuerpo y cuerpo que es vivificado por un espíritu inmortal. También el cuerpo del hombre y de la mujer tiene, por tanto, por así decir, un carácter teológico, no es simplemente cuerpo, y lo que es biológico en el hombre no es sólo biológico, sino expresión y cumplimiento de nuestra humanidad. Del mismo modo, la sexualidad humana no está al lado de nuestro ser persona, sino que le pertenece. Sólo cuando la sexualidad se integra en la persona logra darse un sentido a sí misma.

De este modo, de los dos lazos, el del hombre con Dios y -en el hombre- el del cuerpo con el espíritu, surge un tercer lazo: el que se da entre persona e institución. La totalidad del hombre incluye la dimensión del tiempo, y el "sí" del hombre es un ir más allá del momento presente: en su totalidad, el "sí" significa "siempre", constituye el espacio de la fidelidad. Sólo en su interior puede crecer esa fe que da un futuro y permite que los hijos, fruto del amor, crean en el hombre y en su futuro en tiempos difíciles. La libertad del "sí" se presenta por tanto como libertad capaz de asumir lo que es definitivo: la expresión más elevada de la libertad no es entonces la búsqueda del placer, sin llegar nunca a una auténtica decisión. Aparentemente esta apertura permanente parece ser la realización de la libertad, pero no es verdad: la verdadera expresión de la libertad es por el contrario la capacidad de decidirse por un don definitivo, en el que la libertad, entregándose, vuelve a encontrarse plenamente a sí misma.

En concreto, el "sí" personal y recíproco del hombre y de la mujer abre el espacio para el futuro, para la auténtica humanidad de cada uno, y al mismo tiempo está destinado al don de una nueva vida. Por este motivo, este "sí" personal tiene que ser necesariamente un "sí" que es también públicamente responsable, con el que los cónyuges asumen la responsabilidad pública de la fidelidad, que garantiza también el futuro para la comunidad. Ninguno de nosotros se pertenece exclusivamente a sí mismo: por tanto, cada uno está llamado a asumir en lo más íntimo de sí su propia responsabilidad pública. El matrimonio, como institución, no es por tanto una injerencia indebida de la sociedad o de la autoridad, una imposición desde el exterior en la realidad más privada de la vida; es por el contrario una exigencia intrínseca del pacto de amor conyugal y de la profundidad de la persona humana.

"Matrimonio a prueba" y pseudo-matrimonio

Las diferentes formas actuales de disolución del matrimonio, como las uniones libres y el "matrimonio a prueba", hasta el pseudo-matrimonio entre personas del mismo sexo, son por el contrario expresiones de una libertad anárquica que se presenta erróneamente como auténtica liberación del hombre. Una pseudo-libertad así se basa en una banalización del cuerpo, que inevitablemente incluye la banalización del hombre. Su presupuesto es que el hombre puede hacer de sí lo que quiere: su cuerpo se convierte de este modo en algo secundario, manipulable desde el punto de vista humano, que se puede utilizar como se quiere. El libertinaje, que se presenta como descubrimiento del cuerpo y de su valor, es en realidad un dualismo que hace despreciable el cuerpo, dejándolo por así decir fuera del auténtico ser y dignidad de la persona.

Matrimonio y familia en la historia de la salvación

La verdad del matrimonio y de la familia, que hunde sus raíces en la verdad del hombre, ha encontrado aplicación en la historia de la salvación, en cuyo centro está la palabra: "Dios ama a su pueblo". La revelación bíblica, de hecho, es ante todo expresión de una historia de amor, la historia de la alianza de Dios con los hombres: por este motivo, la historia del amor y de la unión de un hombre y de una mujer en la alianza del matrimonio ha podido ser asumida por Dios como símbolo de la historia de la salvación. El hecho inefable, el misterio del amor de Dios por los hombres, toma su forma lingüística del vocabulario del matrimonio y de la familia, en positivo y en negativo: el acercamiento de Dios a su pueblo es presentado con el lenguaje del amor conyugal, mientras que la infidelidad de Israel, su idolatría, es designada como adulterio y prostitución.

En el Nuevo Testamento, Dios radicaliza su amor hasta convertirse Él mismo, por su Hijo, en carne de nuestra carne, auténtico hombre. De este modo, la unión de Dios con el hombre ha asumido su forma suprema, irreversible y definitiva. Y de este modo se traza también para el amor humano su forma definitiva, ese "sí" recíproco que no se puede revocar: no enajena al hombre, sino que lo libera de las alienaciones de la historia para volverle a colocar en la verdad de la creación. El carácter sacramental que el matrimonio asume en Cristo significa, por tanto, que el don de la creación ha sido elevado a gracia de redención. La gracia de Cristo no se superpone desde fuera a la naturaleza del hombre, no la violenta, sino que la libera y la restaura, al elevarla más allá de sus propias fronteras. Y así como la encarnación del Hijo de Dios revela su verdadero significado en la cruz, así también el amor humano auténtico es entrega de sí mismo, no puede existir si evita la cruz.

Los hijos

Queridos hermanos y hermanas, este lazo profundo entre Dios y el hombre, entre el amor de Dios y el amor humano, es confirmado también por algunas tendencias y desarrollos negativos, cuyo peso experimentamos todos. El envilecimiento del amor humano, la supresión de la auténtica capacidad de amar se presenta en nuestro tiempo como el arma más eficaz para que el hombre aplaste a Dios, para alejar a Dios de la mirada y del corazón del hombre. Ahora bien, la voluntad de "liberar" la naturaleza de Dios lleva a perder de vista la realidad misma de la naturaleza, incluida la naturaleza del hombre, reduciéndola a un conjunto de funciones, de las que se puede disponer según sus propios gustos para construir un presunto mundo mejor y una presunta humanidad más feliz; por el contrario, se destruye el designio del Creador y al mismo tiempo la verdad de nuestra naturaleza.

También en la procreación de los hijos el matrimonio refleja su modelo divino, el amor de Dios por el hombre. En el hombre y en la mujer, la paternidad y la maternidad, como sucede con el cuerpo y con el amor, no se circunscriben al aspecto biológico: la vida sólo se da totalmente cuando con el nacimiento se ofrecen también el amor y el sentido que hacen posible decir sí a esta vida. Precisamente por esto queda claro hasta qué punto es contrario al amor humano, a la vocación profunda del hombre y de la mujer, el cerrar sistemáticamente la propia unión al don de la vida y, aún más, suprimir o manipular la vida que nace.

Ahora bien, ningún hombre y ninguna mujer, por sí solos y sólo con sus propias fuerzas, pueden dar adecuadamente a los hijos el amor y el sentido de la vida. Para poder decir a alguien: "tu vida es buena, aunque no conozca tu futuro", se necesitan una autoridad y una credibilidad superiores, que el individuo no puede darse por sí solo....

... De todo esto se deriva una consecuencia evidente: la familia y la Iglesia, en concreto las parroquias y las demás formas de comunidad eclesial, están llamadas a la más íntima colaboración en esa tarea fundamental que está constituida, inseparablemente, por la formación de la persona y la transmisión de la fe. Sabemos bien que para que tenga lugar una auténtica obra educativa no basta una teoría justa o una doctrina que comunicar. Se necesita algo mucho más grande y humano, esa cercanía, vivida diariamente, que es propia del amor y que encuentra su espacio más propicio ante todo en la comunidad familiar, y después en una parroquia o movimiento o asociación eclesial, en los que se encuentran personas que prestan atención a los hermanos, en particular, a los niños y jóvenes, así como a los adultos, los ancianos, los enfermos, las mismas familias, porque, en Cristo, les aman. El gran patrón de los educadores, san Juan Bosco, recordaba a sus hijos espirituales que "la educación es cosa de corazón y que sólo Dios es su dueño".

La figura del testigo es central en la obra educativa, y especialmente en la educación en la fe, que es la cumbre de la formación de la persona y su horizonte más adecuado: se convierte en punto de referencia precisamente en la medida en que sabe dar razón de la esperanza que fundamenta su vida (Cf. 1 Pedro 3,15), en la medida en que está involucrado personalmente con la verdad que propone. El testigo, por otra parte, no se señala a sí mismo, sino que señala hacia algo, o mejor, hacia Alguien más grande que él, con el que se ha encontrado y de quien ha experimentado una bondad confiable. De este modo, todo educador y testigo encuentra su modelo insuperable en Jesucristo, el gran testigo del Padre, que no decía nada por sí mismo, sino que hablaba tal y como el Padre le había enseñado.

Este es el motivo por el que en el fundamento de la formación de la persona cristiana y de la transmisión de la fe está necesariamente la oración, la amistad personal con Cristo y la contemplación en él del rostro del Padre. Y lo mismo se puede decir de todo nuestro compromiso misionero, en particular, de nuestra pastoral familiar: que la Familia de Nazaret sea, por tanto, para nuestras familias y comunidades objeto de constante y confiada oración, así como modelo de vida...

La amenaza del relativismo

...Un obstáculo particularmente insidioso en la obra educativa es hoy la masiva presencia en nuestra sociedad y cultura de ese relativismo que, al no reconocer nada como definitivo, sólo tiene como medida última el propio yo con sus gustos y que, con la apariencia de la libertad, se convierte para cada quien en una prisión, pues separa de los demás, haciendo que cada quien se encuentre encerrado dentro de su propio "yo". En un horizonte relativista así no es posible, por tanto, una auténtica educación: sin la luz de la verdad antes o después toda persona queda condenada a dudar de la bondad de su misma vida y de las relaciones que la constituyen, de la validez de su compromiso para construir con los demás algo en común.

Está claro, por tanto, que no sólo tenemos que tratar de superar el relativismo en nuestro trabajo de formación de personas, sino que estamos también llamados a enfrentarnos a su predominio destructivo en la sociedad y en la cultura. Por ello, es muy importante que, junto a la palabra de la Iglesia, se dé el testimonio y el compromiso público de las familias cristianas, en particular para reafirmar la inviolabilidad de la vida humana desde su concepción hasta su ocaso natural, el valor único e insustituible de la familia fundada sobre el matrimonio y la necesidad de medidas legislativas y administrativas que apoyen a las familias en la tarea de engendrar y educar a los hijos, tarea esencial para nuestro futuro común. Por este compromiso vuestro también os doy las gracias de corazón...

Traducción realizada por Zenit. Resumen de Iglesia en camino


Centrales

Fernando Fuentes, director del Secretariado de la Comisión Episcopal de Pastoral Social de la CEE

"Esta obra quiere aportar una herramienta para el desarrollo del mensaje social del Evangelio"

La Conferencia Episcopal Española (CEE) daba a conocer, en días pasados, la traducción al español del Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia (DSI), realizado siguiendo los deseos de Juan Pablo II por el Consejo Pontificio 'Justicia y Paz' y presentado en Roma en octubre de 2004.

Fernando Fuentes Alcántara, director del Secretariado de la Comisión Episcopal de Pastoral Social (CEPS) de la CEE, explicaba a 'Iglesia en camino' que éste Compendio "es el resultado de un trabajo, bastante completo, de expertos, de profesores, de organismos... que han sido consultados y que pretende, en pocas páginas, exponer los grandes temas de Doctrina Social que ha tratado la Iglesia durante el siglo XX", ya que es en este siglo donde, fundamentalmente, se ha desarrollado la reflexión 'formal' sobre las cuestiones sociales.

Para Fuentes Alcántara, "una de las ventajas que tiene este Compendio es que contiene un resumen de lo más importante de la DSI. Aunque no hay que quedarse sólo ahí, porque no se trata de que busquemos en él cuestiones que pertenecen al pasado, pues la doctrina que contiene el Compendio se propone como una verdad actual, dirigida a los hombres y mujeres de este momento".

Fundamento antropológico

Según Fernando Fuentes, la fundamentación antropológica de toda la reflexión contenida en el Compendio es su nota más importante, ya que esta fundamentación es la que evita que la DSI se convierta en una mera reflexión sociológica, política o económica. "De lo que se trata -apunta Fuentes Alcántara- es de proclamar la verdad sobre el hombre en las circunstancias actuales, donde hay cuestiones sociales -como la economía, la política, la ecología...- que marcan la vida de todo ser humano".

Si hay que destacar un 'tema estrella' dentro de la reflexión teológica de la DSI ese es, en opinión del director del Secretariado de la CEPS, "el área económica, más incluso que la política. No olvidemos que León XIII en su encíclica 'Rerum Novarum' (considerada como el primer documento netamente referido a DSI y el impulsor de ésta disciplina), se fija en la situación de los obreros al final del siglo XIX. El tema del trabajo ha sido uno de los más presentes en la DSI a lo largo de todo el siglo XX y hay que tener en cuenta a Juan Pablo II que tuvo como cuestión social más urgente el tema del trabajo, como muestra la encíclica 'Laborem Exercen'".

Aunque ésta ha sido la tónica dominante en la DSI, el Compendio apunta un aspecto novedoso "al que tendremos que acostumbrarnos, explica Fernando Fuentes, y es el concepto de 'res novae', las cosas nuevas que hoy se están suscitando en la Doctrina Social y que tienen que ver con la familia, con la ecología, con la paz y que la Iglesia va a tomar con más fuerza, sobre todo el tema de la familia y la cuestión de la paz, con aspectos nuevos como el terrorismo".

El Compendio no quiere ser un libro destinado sólo a los estudiosos pues, como destaca Fuentes Alcántara, "esta obra quiere aportar una herramienta para el desarrollo del mensaje social del Evangelio y animar al compromiso de los cristianos a dar testimonio, y para ésto necesitan la DSI, puesto que hoy en día no se puede descubrir cuál es el compromiso social del cristiano si no está uno, realmente, orientado por una Doctrina Social".

Los temas del Compendio

Misión de la Iglesia: La Doctrina social de la Iglesia es parte integrante de la evangelización (n.66) e implica responsabilidades relativas a la construcción, la organización y el funcionamiento de la sociedad (n.83).

Igual dignidad de las personas: "Masculino" y "Femenino" diferencian a dos individuos iguales en dignidad, que, sin embargo, no poseen una igualdad estática, porque lo específico femenino es diferente de lo específico masculino (n.146).

Los derechos humanos: deben ser tutelados no sólo singularmente, sino en su conjunto: una protección parcial de ellos se traduciría en una especie de falta de reconocimiento (n.154).

Derechos de los pueblos y de las naciones: El campo de los derechos del hombre se ha ampliado a los derechos de los pueblos y de las naciones. En este sentido, el Compendio cita el fundamental derecho a la existencia como nación y también el necesario equilibrio entre particularidad y universalidad, a cuya realización están llamadas todas las naciones (n.157).

Sobre los principios de la Doctrina social, se citan: la contribución al bien común y el deber de los Gobiernos de armonizar los intereses sectoriales (n.169); se hace una relectura del destino universal de los bienes en la actual fase histórica ante los nuevos bienes como la tecnología y el progreso económico (n.179).

La familia: se afirma la identidad sexual del matrimonio (n.215), y en varios apartados se alude a cuestiones tan debatidas como las uniones de hecho (n.227), las uniones homosexuales (n.228) y la solidez del núcleo familiar (n.229). Se aborda, también, la problemática sobre las técnicas de reproducción (n.235) y la clonación humana (n.236).

El trabajo y la vida económica: la nueva situación económica plantea nuevos aspectos en la relación entre trabajo y capital (n.279); incluso llega a "poner de nuevo sobre la mesa" un tema olvidado como la "plena ocupación", por razones de bien común (n.288).

La emigración: la considera como un recurso más que un obstáculo para el desarrollo; advierte de la tentación de explotar a los emigrantes y considera necesario regular los flujos migratorios según criterios de equidad y de equilibrio (n.297s).

La globalización: es la expresión más clara de las res novae (cosas nuevas) e incide en el mundo del trabajo, las finanzas, el mercado (n.308-322, 361-375).

Respecto a la comunidad política: se mencionan temas como la autoridad (n.397), el derecho a la objeción de conciencia (n.399), la colaboración de la Iglesia Católica y la comunidad política (n.424s).

La "cuestión ecológica" es tratada especialmente en problemas como la explotación de los recursos (n.461); el uso de las biotecnologías (n.472-480).

La promoción de la paz: la nueva situación mundial requiere soluciones alternativas a la guerra, la cual es considerada como un fracaso de la paz. Aún con todo, el Compendio sigue reconociendo el derecho a la legítima defensa (n.497-500).

El terrorismo: hace una condena absoluta del terrorismo y plantea, como tema destacado y novedoso el caso del terrorismo en nombre de Dios (n.515).

 

La guía anterior era del año 1957

"Parroquias de España", una guía de la CEE, pone al alcance de la mano datos de 23.060 parroquias

Los datos de las 23.060 parroquias presentes en el territorio español están ahora al alcance de la mano, en el libro "Parroquias de España" (EDICE), una guía cuyo trabajo ­coordinado por la Oficina de Estadística y Sociología de la Conferencia Episcopal Española (CEE)­ ha supuesto tres años de trabajo.

La anterior guía se remonta a 1957, aunque entonces se trataba de un listado más incompleto. En la actual, los datos que se recogen de cada parroquias son la dirección completa y código postal, el municipio, la provincia civil, la diócesis y el teléfono.

Jesús Domínguez, director de la Oficina de Estadísticas y Sociología de la CEE, explicó a Veritas que la finalidad de esta guía es "eminentemente práctica", y destacó que "nunca se habían tenido estos datos como se presentan ahora: es una manera cercana de tener a todas las parroquias".

No se han incluido entre esos datos direcciones de correo electrónico porque "el porcentaje de correos electrónicos de las parroquias era muy pequeño, y generalmente no pertenecía propiamente a la parroquia sino al párroco", dijo Domínguez.

La obra responde a una demanda de muchas personas e instituciones que necesitaban contactar con parroquias de distintas zonas y a las que ahora les resultará muy sencillo "localizarlas y ponerse en contacto".

El criterio que se ha seguido es el de "las parroquias canónicamente erigidas" y la "homogeneización de toda la geografía española". En este sentido, la Oficina de Estadística ha "solicitado información a cada diócesis, estableciendo un criterio homogéneo para toda España, porque el concepto de parroquia no es igual en Galicia que en Valencia, allí, una calle separa a una parroquia de otra". Se ha seguido el orden alfabético de las diócesis, separadas también por orden alfabético en arciprestazgos y parroquias.

El libro ofrece también una separata con "algunos datos estadísticos" y dos índices, uno por municipios y otro por parroquias. Según Domínguez, al recorrer el índice por parroquias se descubren algunos datos interesantes, por ejemplo, que "las parroquias con advocaciones marianas, sobre todo en el norte de España, son mayoritarias".

No obstante, respecto a otros datos adicionales de las diócesis y los encargados de cada parroquia puede encontrarse información más completa en otra publicaciones de la Oficina de Estadística y Sociología de la CEE: la Guía de la Iglesia Católica en España (Nomenclator y Mapas) y Estadísticas de la Iglesia Católica en España.

Tanto la nueva publicación "Parroquias de España", como las anteriores publicaciones, pueden solicitarse a través de la web de la Conferencia Episcopal Española ( www.conferenciaepiscopal.es ) y también a través de algunas librerías religiosas.

(Veritas)


Información Diocesana

La 'Fiesta de las Espigas' de la Adoración Nocturna ha tenido lugar en Segura de León, que celebra el 75 aniversario de su consagración al Corazón de Jesús

Segura de León está celebrando durante este año el 75 aniversario de la consagración de dicha localidad al Corazón de Jesús, así como el mismo aniversario de la erección de una estatua de dicha advocación en la serranía que se alza sobre el pueblo.

Por este motivo y coincidiendo con el año de la Eucaristía, todo el curso pastoral ha estado centrado en la persona de Jesucristo, desde las catequesis de los más pequeños, pasando por las de jóvenes y sus encuentros hasta las de adultos. También se ha celebrado un retiro espiritual, dirigido por el sacerdote diocesano Pedro Maya Romero, y diversas conferencias sobre Jesucristo encarnado, muerto y resucitado, como las desarrolladas y expuestas por el también sacerdote y profesor del Seminario Diocesano, Luis Maya Garduño, o la conferencia y proyección de imágenes sobre la Sábana Santa, de la que ya informó en su momento 'Iglesia en camino'.

Todas éstas actividades han tenido como colofón tres actividades distintas que se han celebrado en las últimas semanas.

Renovación de la consagración

La primera de éstas actividades se enmarcó dentro de la Solemnidad del Cuerpo y la Sangre de Cristo, donde numerosos segureños y segureñas participaron en la procesión del Corpus que tuvo como final de recorrido la estatua del Corazón de Jesús donde tuvo lugar la renovación de la consagración del pueblo a dicha advocación.

Por otro lado, el pasado día 8 de junio, día del 75 Aniversario, tenía lugar una Eucaristía solemne concelebrada por 20 sacerdotes y presidida por el Arzobispo de Mérida-Badajoz, Santiago García Aracil.

En su homilía, Monseñor García Aracil, insistió especialmente en el amor de Cristo hacia los hombres y el amor a Cristo que, en correspondencia, éstos han de vivir y practicar, para ser signos creíbles ante el mundo de hoy.

'Fiesta de las Espigas'

El último acontecimiento que ha vivido la localidad ha sido la solemne vigilia con motivo de la 'Fiesta de las Espigas' que, cada año, organiza la Adoración Nocturna de la diócesis de Mérida-Badajoz.

En esta Vigilia participaron cerca de trescientos adoradores y adoradoras de toda la diócesis que eligieron Segura de León para su encuentro porque en ésta, tras algunos años 'en blanco', ha resurgido la sección de la Adoración Nocturna con la que contaba la localidad.

La 'Procesión de bendición de los campos', que suele celebrarse en la 'Fiesta de las Espigas', también tuvo como culminación la estatua del Sagrado Corazón de Jesús.

La celebración Eucarística de esta vigilia fue presidida por el Vicario General de Mérida-Badajoz, Francisco Maya Maya, quien en su homilía habló del misterio eucarístico como don y entrega, como regalo y participación en la vida divina y fuente de proyección para la vida del cristiano.

Por otra parte, y también dentro de los actos celebrados durante esta 'Fiesta de las Espigas', la Adoración Nocturna hizo entrega de la insignia de dicho movimiento a 40 nuevos miembros de la misma.

 

Santa Marta

Diversos actos conmemoraron el 75 aniversario de la creación de la Hermandad de la Virgen de Gracia

La hermandad de la Virgen de Gracia, en Santa Marta de los Barros, ha cumplido 75 años. Con ese motivo el pasado domingo, después de la Eucaristía, se procedía al traslado en procesión de la imagen de la titular desde su templo a la ermita de San Isidro. Desde la llegada, a media mañana, hasta las 7.30 de la tarde, grupos de fieles estuvieron rezando ininterrumpidamente el Rosario.

Traslado de la imagen

A las 7.30 se trasladó la imagen desde la ermita hasta un altar situado en una explanada, donde el Arzobispo, don Santiago García Aracil, confirmó a 250 chicos y chicas de Santa Marta, Aceuchal, Villalba de los Barros, Nogales, La Morera y Entrín Bajo. Al término de las confirmaciones, la Virgen de Gracia fue trasladada nuevamente a su ermita en una procesión con faroles, por la peligrosidad de utilizar antorchas debido a la sequía que padece nuestra comunidad autónoma y la posibilidad de que se pudiese originar un incendio.

 

Agenda

Eucaristía del día de San Juan

El Arzobispo de Mérida-Badajoz, don Santiago García Aracil, presidirá la misa que se celebrará el día de San Juan a las 12 de la mañana en la Catedral Metropolitana de Badajoz. A esta misa, en el corazón de las fiestas patronales, asistirán como es tradicional las autoridades locales, y a ella se invita de forma especial a todos los sacerdotes de la ciudad y a todos los fieles, sea cual sea su parroquia de procedencia.

 

Concentración de ONGs contra la pobreza

El próximo domingo 26 de Junio, la Coordinadora de ONGs para el Desarrollo de España -de la que Cáritas forma parte- convoca, dentro de la campaña 'Pobreza Cero', una concentración ciudadana en Madrid contra la pobreza, un problema que va ganando terreno en los últimos años a nivel mundial.

En nuestra Diócesis, diversas organizaciones y colectivos, tienen previsto realizar el viaje a Madrid para participar en dicha concentración, que tendrá lugar a las 12 del mediodía y discurrirá de Cibeles a Sol.

Las personas interesadas en participar en esta concentración, pueden recabar más información en los servicios de Cáritas Diocesana, teléfono 924 231157.

 

Actividades para un verano en familia

La parroquia pacense de San Roque ha organizado para este verano, por primera vez, una serie de actividades -jornadas, cursillos, talleres y convivencias- destinadas a la familia.

Todas las actividades esta previsto que se desarrollen en la Sierra de Gredos -concretamente en la localidad de Solana de Ávila, donde la diócesis de Mérida-Badajoz cuenta con una zona de acampada- entre los días 16 y 29 de julio.

La idea de la parroquia es ofertar, por una parte, actividades para los niños y, por otra, talleres específicos para los jóvenes y los adultos. Así, durante estos días, tendrá lugar un cursillo titulado "Sanación de heridas", o talleres para conocer la Biblia, de oración...

Desde la parroquia se explica que se ha dividido el encuentro en tres fases y que se puede participar en todas o sólo en una.

Las personas interesadas pueden recabar más información en la parroquia de San Roque de Badajoz, teléfono 924 254860.

 

Jornadas de formación para universitarios

Bajo el lema 'Qué estudio, qué persona', el Servicio de Asistencia Religiosa de la Universidad de Extremadura y la Juventud Estudiante Católica de nuestra diócesis, han organizado unas jornadas de formación para universitarios que está previsto que se celebren del 5 al 15 de julio próximos en Solana de Ávila.

Con estas jornadas, los organizadores quieren ofrecer a los participantes la posibilidad de compartir con otros universitarios sus experiencias y reflexionar juntos sobre el tema del estudio, encuadrando a éste dentro de la perspectiva humano-cristiana.

Los universitarios interesados en participar en estas jornadas deben dirigirse, para más información e inscripciones al teléfono 924 289496 o en el correo jmorenol@unex.es


Liturgia dominical

Celebramos el XII domingo del Tiempo Ordinario

Palabra de Dios

 

Libro del profeta Jeremías 20, 10-13

Dijo Jeremías:

- Oía el cuchicheo de la gente: "Pavor en torno; delatadlo, vamos a delatarlo". Mis amigos acechaban mi traspié: "A ver si se deja seducir y lo violaremos, lo cogeremos y nos vengaremos de él". Pero el Señor está conmigo, como fuerte soldado, mis enemigos tropezarán y no podrán conmigo. Se avergonzará de su fracaso con sonrojo eterno que no se olvidará. Señor de los ejércitos, que examinas al justo y sondeas lo íntimo del corazón, que yo vea la venganza que tomas de ellos, porque a ti encomendé mi causa. Cantad al señor, alabad al Señor, que libró la vida del pobre de manos de los impíos.

 

Salmo 68, 8-10. 14 y 17. 33-35

R. Que me escuche tu gran bondad, Señor.

Miradlo los humildes y alegraos,

buscad al Señor y vivirá vuestro corazón.

Que el Señor escucha a sus pobres,

no desprecia a sus cautivos.

Alábenlo el cielo y la tierra,

las aguas y cuanto bulle en ellas.

 

Carta de san Pablo a los Romanos 5, 12-15

Hermanos: Lo mismo que por un solo hombre entró el pecado en el mundo, y por el pecado la muerte, y la muerte se propagó a todos los hombres, porque todos pecaron

Pero, aunque antes de la ley había pecado en el mundo, el pecado no se imputaba porque no había ley.

Pues a pesar de eso, la muerte reinó desde Adán hasta Moisés, incluso sobre los que no habían pecado con un delito como el de Adán, que era figura del que había de venir. Sin embargo, no hay proporción entre la culpa y el don: si por la culpa de uno murieron todos, mucho más, gracias a un solo hombre, Jesucristo, la benevolencia y el don de Dios desbordaron sobre todos.

 

Evangelio según san Mateo 10, 26-33

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus apóstoles:

- No tengáis miedo a los hombres porque nada hay cubierto que no llegue a descubrirse; nada hay escondido que no llegue a saberse.

Lo que os digo de noche decidlo en pleno día, y lo que os digo al oído pregonadlo desde la azotea. No tengáis miedo a los que matan el cuerpo, pero no pueden matar el alma. No; temed al que puede destruir con el fuego alma y cuerpo. ¿No se venden un par de gorriones por unos cuartos? Y, sin embargo, ni uno solo cae al suelo sin que lo disponga vuestro Padre. Pues vosotros hasta los cabellos de la cabeza tenéis contados. Por eso no tengáis miedo, no hay comparación entre vosotros y los gorriones. Si uno se pone de mi parte ante los hombres, yo también me pondré de su parte ante mi Padre del cielo. Y si uno me niega ante los hombres, yo también lo negaré ante mi Padre del cielo.

 

Comentario Litúrgico

No tengáis miedo

Es casi un dicho popular poner a Jeremías como ejemplo de alguien que lo pasa fatal y llora porque le van mal las cosas. Y no es desacertado pensarlo porque en realidad la historia de este profeta no fue un juego de niños. Su vocación profética le llevó al enfrentamiento con los importantes de su época y sintió muy de cerca las amenazas más terribles.

El trozo de sus escritos que leemos hoy nos presenta una de sus quejas. Pone de manifiesto que su postura profética, su actitud de manifestar públicamente la voluntad de Dios sobre Israel, era lo que enfurecía contra él a los que querían llevar por otros derroteros los caminos del pueblo judío.

Esa situación de verse perseguido por manifestar públicamente la voluntad de Dios y los planes divinos sobre el hombre nos lo volvemos a encontrar en el Evangelio. Ahora es Cristo mismo quien advierte que es peligroso decir en la calle lo que se ha oído en el seno de su comunidad. El contenido de su mensaje no tiene buena acogida entre la mayoría que sigue las consignas de un mundo facilón y proclive a las pasiones que hacen de la vida un viaje de placer o un mundo en el que impera el fuerte o el desaprensivo.

Quizá para muchos de nosotros, cristianos metidos en este mundo de comienzo de tercer milenio, todo lo anterior nos es familiar porque la realidad actual intenta imponer silencio a la Iglesia, al mensaje de Jesús.

Nuestra tentación es esconder nuestra fe. Disimular nuestros criterios cristianos en los medios en los que se desarrolla nuestra vida debe desaparecer con la lectura del evangelio de hoy, en el que encontramos palabras muy comprometedoras de Jesús.

Antonio Luis Martínez

Lecturas bíblicas para los días de la semana

20, lunes: Gn. 12, 1-9; Mt. 7, 1-5.
21, martes: Gn 13, 2.5-18; Mt 7,6.12-14.
22, miércoles: Gn 15, 1-12. 17-18; Mt 7, 15-20.
23, jueves: Gn 16, 1-12.15-16; Mt 7, 21-29.
24, viernes: Is 49, 1-6; Hch 13, 22-26; Lc 1, 57-66-80.
25, sábado: Gn 18, 1-15; Mt 8, 5-17.
26, domingo: 2Re 4, 8-11.14-16a; Rm 6, 3-4.8-11; Mt 10, 37-42.

 

21 de junio: San Luis Gonzaga (s. XVI)

Nuestro santo de esta semana fue uno de esos niños que, como popularmente se dice, "nació con un pan bajo el brazo".

Fue el primogénito del príncipe imperial Ferrante, marqués de Castiglione delle Stiviere (Italia), y heredero del principado de Mantua; su madre, además, era dama de honor de la reina de España.

Pasó sus primeros años de corte en corte: Mantua, Florencia, Pavía, Madrid y Turín hasta que, con doce años, conoce a san Carlos Borromeo quien, además de darle la comunión, provoca en el muchacho una honda impresión.

Con 15 años toma la decisión de dejarlo todo y entrar en la Compañía de Jesús. Su padre, sin embargo, se opone terriblemente hasta que, tras dos años de dimes y diretes, Luis puede ver cumplido su deseo.

Abdica de todos sus honores a favor de su hermano y se marcha al noviciado de los jesuitas en Roma. Allí tendrá como director a otro santo, Roberto Belarmino.

Nuestro amigo Gonzaga alimentaba ideales misioneros, pero una terrible peste que asoló Roma acaba con su vida en 1591, mientras cuidaba a los enfermos en el hospital de los jesuitas, cuando tenía sólo 23 años.

Es puesto frecuente como modelo para la juventud, de la que es patrono.

 

Los santos de la semana

20, lunes: Silverio, Florentina, Metodio.
21, martes: Luis Gonzaga, Eusebio.
22, miércoles: Paulino de Nola, Tomás Moro, Juan Fisher.
23, jueves: José Cafasso, Tomás Garnet.
24, viernes: Natividad de San Juan Bautista.
25, sábado: Máximo de Turín, Próspero.
26, domingo: Pelayo, Vigilio, Josemaría Escrivá de Balaguer.


Contraportada

Entrevista a Mª Victoria López, directora de la Oficina Técnica de Medicus Mundi en Extremadura

"¿Qué clase de seres humanos somos cuando nos dejamos morir a gente en un estado lamentable?"

Este año la Organización 'Medicus Mundi' celebra el décimo aniversario de su implantación en nuestra comunidad autónoma..

En nuestra 'Última' de esta semana entrevistamos a Mª Victoria López, directora de la Oficina Técnica de Medicus Mundi en Extremadura, para que nos explique cuál es el trabajo que desarrolla esta ONG.

¿Qué es Medicus Mundi?

Medicus Mundi es una organización que tiene como particularidad estar dedicada principalmente a la cooperación sanitaria, aunque cada vez los proyectos sanitarios que desarrollamos son más complejos y en la ejecución de los mismos ellos colaboran otros profesionales no médicos.

No obstante, no es necesario ser médico para formar parte de la asociación: nosotros desarrollamos una parte de nuestra tarea en los países del sur, en el mal llamado 'tercer mundo', y otra parte la realizamos aquí, en nuestra tierra.

Medicus Mundi, como organización nació en Alemania en 1963, y después se fue extendiendo a distintos países de Europa. En España entró por Barcelona y desde allí cayó la semilla en otras regiones hasta que, entre 1994-1995, cuando volví de Ruanda y de los campos de refugiados del Zaire, decidí que en nuestra región podíamos hacer algo, que no había nada y, aprovechando el efecto mediático que había tenido el que yo estuviera en esos países, comenzamos un grupo de gente a dar los primeros pasos en Medicus Mundi.

¿En que lugares y proyectos trabaja Medicus Mundi?

Tenemos muchos lugares de trabajo, pero desde aquí, desde Extremadura, priorizamos el contienente africano, sobre todo los países por los que yo he pasado, porque es de ellos de donde mejor conocemos la realidad sanitaria y así los proyectos no son inventados sino que nacen de un conocimiento concreto de la situación. Ahora mismo estamos en tres países: Camerún, Ruanda y República Democrática del Congo.

En Medicus Mundi trabajamos de manera muy autónoma unas delegaciones de otras. Evidentemente todas formamos parte de la misma organización, pero cada una de las delegaciones regionales tiene sus proyectos y sus países prioritarios, bien porque lleven mucho tiempo en ellos, bien porque conocen la situación concreta... Esto nos permite una cosa muy singular y es que, por ejemplo en el continente africano, nos ocupamos de muchos países de los que nadie se acuerda, o hay en ellos muy pocas organizaciones. Quitando Cáritas o Manos Unidas que están presentes en muchos sitios, hay muchos países que están abandonados... por muchas razones: porque hay guerras, problemas... pero es en ellos donde hay que estar.

Además de los proyectos sobre el terreno, Medicus Mundi también desarrolla otras actividades, tanto de sensibilización como de formación. Por ejemplo, Medicus Mundi Extremadura viene desarrollando desde hace varios años un curso de medicina tropical en colaboración con la Universidad de Extremadura. Además llevamos a cabo diversas acciones de sensibilización mediante exposiciones itinerantes, como la que este año está recorriendo Extremadura titulada '18 días ante el espejo', que muestra el día a día de un proyecto de cooperación sanitaria desarrollado en Camerún.

¿Son más difíciles unos países que otros?

Es cierto que hay países en los que cuesta mucho estar o en los que es muy duro... pero no debemos retirarnos. Lo que hay que encontrar son los mecanismos para que la persona que esté allí, que tiene que desarrollar los proyectos, tenga un mínimo de seguridad.

En África, curiosamente, aunque hay muchos sitios en los que se vive en un permanente estado de guerra, sin embargo se puede trabajar; a pesar de ese miedo que se tiene hacia el continente o las reticencias por el color de la piel o por una cultura tan distinta. Yo creo que África es una riqueza y, aunque es un contienente que está olvidado de la mano de todos, que se muere de sed, de hambre, de parto, de SIDA, se muere en pateras, se muere de mil formas... no hay que olvidarse y no hay que dejarlo. Incluso en las economías, cuando sumas la riqueza de los países y se hacen estadísticas a nivel mundial, da igual si se están los datos de África como si no, porque no cuenta, los datos no varían.

El problema con todas estas situaciones es que no 'se ponen las pilas' los que se las tienen que poner, que son los gobernantes y los que realmente tienen la capacidad de resolver esas situaciones . Pero mientras se inventen organismos que no sirven, mientras se paseen por allí con coches y radios 'a toda pastilla', mientras gasten más en logística que en atender a la propia población... la situación no cambiará jamas.

'Fatiga de la solidaridad'

¿Tan mal va el ser humano que no es capaz de desarrollar una auténtica cultura de la solidaridad?

La verdad es que creo que hemos entrado en una especie de 'fatiga de la solidaridad': la gente está como cansada, porque claro, todo hay que hacerlo con dinero, no pensemos en mandar lentejas y mandar garbanzos a África, que eso no funciona, que es otra cosa, que son otros los males que hay que atacar. Yo me pregunto qué clase de seres humanos somos cuando no somos capaces de atacar eso que tenemos delante, cuando nos dejamos morir a gente en un estado tan lamentable... vamos hablando del estado del bienestar pero ¿que bienestar? si aquí hay gente que con tanto bienestar está deprimida y con un montón de problemas de la mente. Yo creo que es importantísimo que nos tomemos en serio el ayudar a esta gente, en facilitarles el que también ellos salgan de esa situación penosa en la que están.

Un ejemplo, la catástrofe del sudeste asiático ya está olvidada y, sin embargo, la situación sigue y todavía faltan muchas cosas por hacer. No se porqué pero lo que ahora está de moda son las emergencias y las acciones humanitarias, que están muy bien y hay que atenderlas, pero que eso no estropee lo que se está haciendo en desarrollo, que es un trabajo mucho más larvado, sin tanto efecto mediático... pero que es lo que de verdad cuenta y sirve, porque lo demás pasa.

Para contactar con Medicus Mundi

Medicus Mundi Extremadura

C/Molino 4. 06400 Don Benito

Tel. 924 81 28 98 / Fax: 924 81 28 98

http://www.medicusmundi.es/extremadura

extremadura@medicusmundi.es


Noticias de América latina

http://www.aciprensa.com


Return to Camino