Semanario
"Iglesia en camino"

Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail:

Iglenca@jet.es

Iglenca@grn.es

Número 297.2 de mayo de 1999

Director: José María Gil

Redactor Jefe: Juan José Montes

 

Portada

Cáritas Diocesana celebró
la Marcha de la Solidaridad

El dinero que se obtenga se destinará a varios proyectos

La Marcha de la Solidaridad convocada por Cáritas Diocesana de Mérida-Badajoz reunía el pasado fin de semana a varios miles de personas de todas las edades en los veinticinco pueblos y ciudades en los que se llevaba a cabo.

La Marcha tiene dos objetivos, por un lado sensibilizar a la sociedad sobre la necesidad de una conciencia solidaria y por otro recaudar fondos para los diferentes proyectos que Cáritas desarrolla en toda la Archidiócesis.

Estos proyectos deben ser mantenidos aunque las circunstancias internacionales propicien que las donaciones se orienten a situaciones de emergencia como puede ser el caso de la guerra en Yugoslavia. En ese sentido cabe decir que continúan abiertas las cuentas corrientes en las que pueden realizarse aportaciones y el teléfono en el que se ofrece información.

 

Editorial

El arte y la fe

El Papa acaba de dirigirse a los artistas del mundo entero para invitarlos a ponderar la grandeza y la dignidad de su vocación, que los aproxima en cierto modo al Dios creador. El sacó de la nada la hermosura inefable del mundo creado; ellos sacan de las criaturas y de su inspiración personal nuevas creaciones artísticas que embellecen y ennoblecen la cultura humana.

El arte, recuerda el Papa, remite siempre al misterio, a esa zona espiritual donde la realidad visible se supera a sí misma, rebasa los propios límites, hasta conducirnos, por la palabra poética, el cuadro sublime, la estatua expresiva, la arquitectura grandiosa, o la música no usada (en verso de Fray Luis de León), hasta las regiones elevadas del espíritu donde roza ya el aleteo de Dios.

Tanto más, cuando lo que se quiere imitar, reflejar o sugerir en la obra artística es cabalmente el misterio de lo sagrado o las figuras que lo encarnan: Cristo imagen de Dios, María Theotocos (madre de Dios), los santos celestes que cortejan al Cordero, las escenas de la Historia Sagrada. Plasmando esa constelación de bellezas en la pintura, escultura, en la poesía, orfebrería, cerámica, vestiduras sacras, polifonía clásica, canto gregoriano. En los veinte siglos de cristianismo la Iglesia, superando la hostilidad de los iconoclastas y los escrúpulos de los protestantes, ha mantenido la licitud de los iconos y otras representaciones sagradas y fomentado el arte sacro en todas sus expresiones.

El Papa actual llama ahora a los artistas, como ya lo hicieran en su mensaje los Padres conciliares, y después en otro mensaje Pablo VI, a recuperar su buena avenencia de siglos con la Iglesia y el mundo de la fe, con las galas y los logros del arte de hoy. Mucho puede esperarse y ya existen logros prodigiosos de las nuevas nupcias de la belleza y de la fe, aunque hoy se trate de dos mundos más distanciados. Asímismo la apuesta con ilusión es buena ocasión para avivar la conciencia responsable de la fiel custodia y cuidadosa restauración del patrimonio históricoartístico de la Iglesia en Extremadura.

 

Carta del Arzobispo

Pensionistas en activo

El sector humano, o el colectivo sociológico en lenguaje de hoy, de las personas mayores, ya sea bajo el nombre entrañable de viejos, ancianos, abuelos, o ya con los apelativos convencionales de tercera edad, edad dorada o vida ascendente, adquiere por días una presencia creciente en nuestros pueblos y ciudades y lleva camino de alcanzar un protagonismo histórico en la sociedad del siglo XXI. No quiero perderme en el bosque de las estadísticas, pero sí partir de datos suministrados por estudios especializados, como bastidor para hilvanar unas reflexiones.

Según los cálculos estadísticos del departamento económico y social de las Naciones Unidas sobre la población mundial, los ancianos de más de 80 años, que rozan en este momento la cifra de sesenta y seis millones, en el año 2050 alcanzarán la cota de 370 millones. En términos comparativos con la población juvenil, y aplicando el caso a Europa, los menores de 18 años pasarán del 18 % actual al 13 % en el mismo período; en tanto que los mayores de 60 años subirán del 20 al 39 %. En cuanto a España, hacia la mitad de ese siglo, los pronósticos de la sociología estadística nos aseguran con fundamento que, por cada 3,6 personas de más de sesenta años, habrá una con menos de quince.

No sé si ustedes, pero lo que yo percibo en mi entorno, de conversaciones y lecturas, es una latente inquietud de que vamos a un mundo de viejos y de que no es bueno ese pronóstico para el futuro de la humanidad. A muchos observadores (y afectados en ciernes) se les enciende el farolillo de la preocupación. Piensan, temen, que se nos viene encima un mundo de inválidos y enfermos, con enormes cuotas de sufrimiento para estos y para sus familiares. Otros pronósticos se centran en lo económico. Cómo tan pocos cotizantes van a sostener a tan numerosos pensionistas?

Pero, es tan lúgubre el panorama? Las Naciones Unidas y yo no somos tan pesimistas. De sus estudios sobre el particular se desprende que el 75 % de las personas mayores son sanas y activas. Estas personas poseen unos conocimientos y una calidad humana que han ido forjando con el tiempo, de los que la sociedad no puede prescindir. El error está, tanto en los propios interesados, como en las apreciaciones ajenas poco informadas, en pensar que el anciano o la anciana constituyen, casi por definición, un estorbo. Los primeros se creen que no se les echa cuenta y bastantes de entre los otros les dan motivos o pretextos para pensar así. Repito: Estamos en lo cierto? Sigo creyendo que les falta a los primeros la indispensable autoestima y a los segundos un análisis responsable y sereno de esa realidad.

Dos experiencias extremeñas

Para no perdernos en divagaciones, les cuento dos experiencias de esta última semana, en sendos encuentros multitudinarios con personas de la tercera edad. El primero, en la "Feria de los Mayores de Extremadura", organizada por IFEBA en Badajoz, del 25-30 de abril. En ella han sumado sus esfuerzos una nutrida serie de instituciones y grupos culturales, sociales, asistenciales y religiosos, con fuerte protagonismo de personas comprendidas en esa banda de edad. Se calcula que unos veinte mil varones y mujeres, ya entrados en años, todos de buen ver y airoso deambular por los recintos del Ferial, con talante animoso y risueño, han visitado los "stands". Muchos de estos con preciosas artesanías, inventos mecánicos, piezas muy logradas de todas las artes plásticas. Ha sido un brillante despliegue de vida y de creatividad, de júbilo ambiente, de ocio y disfrute para nuestros mayores. Ambiente muy divertido.

La otra experiencia, contígua a los pabellones de IFEBA, en el Edificio metálico del Campus universitario, ha sido dos días después la inauguración del Programa de la "Universidad de los Mayores de Extremadura", una novedad ilusionante, que funciona desde febrero, con un claustro de cincuenta profesores (eméritos también algunos) y una matrícula inicial de 350 varones y mujeres, todos mayores de 55 años, que, sin otro aliciente que el de saber por saber, asistirán a cursos lectivos, sin obligatoriedad de exámenes, pero con un repaso general a las ciencias y letras de hoy; una incursión gozosa en la cultura propia y una apertura a las ajenas. La brillantísima lección inaugural del académico Zamora Vicente, descubrió los horizontes humanos y plenificantes que pueden ofrecernos las etapas crepusculares de la existencia terrena.

Los mayores se mueven

Brotan ahora por todas partes signos de la vitalidad de las personas mayores, tales como la invasión bulliciosa de nuestras playas y monumentos por miles de turistas jubilados, y nada digamos de nuestros excursionistas del Inserso, tabla de salvación para los hoteles invernales, apuesta política de las campañas electorales, y a veces blanco de ironías para comentaristas mordaces. Tanto las comunidades autónomas como las Cajas de Ahorros compiten en emulación por aumentar las plazas residenciales de la Tercera edad, abrir Hogares del pensionista y lo que ahora llaman "Centros de día".

Y la Iglesia? Lo suyo no es de ahora. Desde mediados del siglo XVIII han proliferado los antes Asilos, ahora Residencias, de ancianos y ancianas sin recursos, cuando no en absoluto desamaparo, siempre a cargo de comunidades religiosas, vocacionadas para ese servicio. Ellas, todo hay que decirlo, fueron las primeras en abrir brecha en esos frentes que ahora ponen al día, con una presencia muy calificada, entre los servicios sociales públicos y los de las oenegés. Es más, los ancianos en la Iglesia, antes, incluso, de ser objeto de atención preferencial en su soledad o desvalimiento, protagonizan, cuando tienen condiciones para ello, verdaderos ejércitos de voluntarios en los equipos de Cáritas, los visitadores de enfermos, los catequistas y formadores de jóvenes.

Jubilación jubilosa

Nos encontramos, quien lo duda, ante un fenómeno singular y sin precedentes. De pronto, se produce en la historia un estallido biológico, fruto, lo sé, de la medicina y del bienestar social, que prolonga la vida útil de la mayoría de los y las ciudadanos. Qué hacer? Estrujar, esquilmar todavía más a los que sudaron tinta hasta levantar el país del que disfrutamos? Condenarlos, por el contrario, al ocio forzoso, al ostracismo y al aburrimiento? Salvo enfermos y discapacitados (de ellos hablaremos otro día) no debe haber clases pasivas ni en la sociedad ni en la Iglesia. Sí, pensionistas. Sí, personas más libres que cuando han estado sometidas al yugo laboral de cuarenta o cincuenta años en activo.

Ellos, los interesados, son los primeros llamados a tomarse en serio a sí mismos desde muchos años antes, y tener estudiado, ensayado, acariciado inclusive, su proyecto de jubilación. Es la hora de ser más persona, con más tiempo para el descanso, para el cuidado físico y médico propios, para los paseos por el campo, para la lectura y disfrute personal de las letras, de las artes, de la buena televisión. Y para dos quehaceres esenciales, que son también transversales de todo lo anterior: Una vida religiosa personal, recobrando, si hay espíritu para ello, la misa diaria, la liturgia de las horas, la escucha y meditación de la Palabra, disponibilidad para la catequesis, visitas de enfermos, ayudas administrativas o profesionales a las parroquias, a la diócesis, a la comunidad cristiana; y a la vez (sin hacer de todo porque su estado es la jubilación) el frente de los pobres y de los marginados, los voluntariados sociales, que algunas veces podrán recaer sobre otros ancianos sin recursos, en soledad o desamparo.

Una sociedad con muchos mayores? Bienvenida sea. Para ellos y para todos nosotros.

+ Antonio Montero Moreno
Arzobispo de Mérida-Badajoz

 

Centrales

La Marcha de la Solidaridad reúne
a jóvenes y mayores en 25 pueblos
y ciudades de la diócesis

La iniciativa de Cáritas cumple 10 años

Cáritas Diocesana de Mérida-Badajoz celebraba el pasado sábado, día 24, la 10ª Marcha por la Solidaridad en 25 localidades de la diócesis. Además de Badajoz, ésta se realizaba el fin de semana pasado o este fin de semana, dependiendo de las actividades de cada pueblo en Llerena, Alburquerque, Mirandilla, Los Santos de Maimona, Cabeza del Buey, Montijo, Monesterio, Azuaga, Ribera del Fresno, Villafranca de los Barros, La Morera, La Parra, Salvatierra de los Barros, Medina de las Torres, La Codosera, Maguilla, La Nava de Santiago, La Roca de la Sierra, Burguillos del Cerro, Zahínos, Valdelacalzada, Valverde de Llerena y Lobón. El objetivo de esta marcha es doble, por un lado sensibilizar a la sociedad sobre la necesidad de una conciencia solidaria y por otro la recaudación de fondos para los diferentes proyectos que Cáritas desarrolla en toda la Archidiócesis.

En Badajoz la convocatoria fue en Puerta de Palmas a las cinco de la tarde. Allí se dieron cita casi tres mil personas, en su mayoría jóvenes, para caminar siete kilómetros en un recorrido que atravesaba varios barrios de la ciudad. El punto final lo puso la lectura de un manifiesto, acompañada de una suelta de globos y la actuación del cantautor onubense Nico.

En la marcha de Badajoz tomaban parte varios colegios públicos y privados de la ciudad, así como distintas asociaciones de tiempo libre y movimientos religiosos.

El dinero obtenido se destinará a diversos proyectos que Cáritas tiene en marcha, en su mayoría enfocados a la infancia, juventud y promoción de la mujer. El año pasado las casi siete millones recaudados fueron a parar a quince proyectos, entre ellos el Centro Hermano de acogida de transeúntes y el Proyecto Vida de rehabilitación de toxicómanos.

Cáritas y la guerra

Cáritas, como miembro de una federación internacional sigue las pautas de actuación de Cáritas Internacional, que no contempla la recogida de donaciones en especie por las Cáritas Diocesanas. Aún a´si todo empresario que desee realizar algún envío de ayuda humanitaria en grandes cantidades a Albania puede ponerse en contacto con el área de Cooperación Internacional de Cáritas de Mérida-Badajoz, en el teléfono (924) 23 11 57. Ésta, de acuerdo con Cáritas Albania, dará prioridad a las distintas ofertas.

Cáritas considera mucho más útil y productivo adquirir todo el material necesario en los países receptores de refugiados (Montenegro, Macedonia y Albania). Esto, además propicia la reactivación económica de estos países que ya antes de la guerra vivían unas condiciones de pobreza vergonzantes.

Por otro lado cabe decir que Cáritas mantiene su teléfono de información 902 101 804 . También continúan abiertas las cuentas corrientes donde poder ingresar ayuda. En Caja Badajoz el número es 2010-0001-34-0502130304, en Caja Sur 2024-0360-29-3300002233.

 

Operación Primavera de la Iglesia

Las aportaciones de la Iglesia en países ricos sostienen 900 seminarios en países pobres

Los tradicionales territorios de misión continúan aportando nuevas vocaciones a la vida consagrada, tanto al sacerdocio como a la vida religiosa. Ese renacer que experimenta la Iglesia va acompañado, no obstante por una falta de recursos que permitan llevar a buen puerto el deseo de todos los jóvenes de consagrar su vida. Ello ha llevado a celebrar la "Operación Primavera de la Iglesia", la tradicional "Obra Pontificia de San Pedro Apóstol" que se celebra este domingo. Gracias a esta Obra se sostienen 360 seminarios mayores en todo el mundo, la mayoría en África, 157. En América son 93, en Asia 98, en Europa 3 y en Oceanía 9. En conjunto estos seminarios forman a un total de 28.782 seminaristas mayores.

Con el dinero que los fieles aportan este domingo se financian también 580 seminarios menores de los cinco continentes, más de la mitad de ellos situados en África. El número total de jóvenes que se forman en estos seminarios menores es de 54.341.

La diócesis de Mérida-Badajoz colaboró el año pasado en la Operación Primavera de la Iglesia con 3.552.392 pesetas.

Muchas personas, además, asumen una beca de formación durante un año.

 

La sociedad tiene necesidad de artistas del mismo modo que de técnicas y científicos

El Papa escribe una carta a los artistas

El Papa acaba de publicar una carta dirigida a los artistas a los que califica de imagen de Dios creador. La carta, de doce folios, señala que nadie mejor que los artistas, geniales constructores de belleza, puede intuir algo del 'pathos' con el que Dios, en el alba de la creación, contempló la obra de sus manos. La carta afirma que la sociedad tiene necesidad de artistas del mismo modo que tiene necesidad de científicos, técnicos, trabajadores, profesionales, así como de testigos de la fe, maestros, padres y madres que garanticen el crecimiento de la persona y el desarrollo de la comunidad por medio de ese arte eminente que es el arte de educar".

Vocación a la belleza

En otro apartado el Santo Padre reflexiona en torno a la vocación del artista al servicio de la belleza. "En un sentido muy real puede decirse que la belleza es la vocación a la que el Creador lo llama con el don del talento artístico". Posteriormente se señala que existe una alianza fecunda entre el Evangelio y el arte: "La auténtica intuición artística va más allá de lo que perciben los sentidos y, penetrando la realidad, intenta interpretar su misterio escondido. Dicha intuición brota de lo más íntimo del alma humana".

Historia del arte

El Papa realiza un recorrido por la historia del arte cristiano, desde la Edad Media hasta la actualidad, afirmando que la Iglesia tiene necesidad del arte para transmitir el mensaje que Cristo le ha confiado y que el artista tiene necesidad de la Iglesia porque "el artista busca siempre el sentido recóndito de las cosas y su ansia es conseguir expresar el mundo de lo inefable".

La carta de Juan Pablo II a los artistas termina haciéndoles una llamada para "reanudar una más que provechosa cooperación entre el arte y la Iglesia", apunta al Espíritu como el origen de la inspiración y habla de "la Belleza que salva".

 

El brazo operativo de la Iglesia en el mundo
del trabajo son los trabajadores cristianos

Ante la celebración del Día del Trabajo hablamos con Rosa Rodríguez, presidenta estatal de la JOC

El día, festividad de san José Obrero, se celebraba el Día del Trabajo. Actualmente los sindicatos más representativos son los llamados sindicatos de clase, UGT y CC.OO. No obstante desde la Iglesia se han realizado grandes aportaciones al mundo del trabajo y son muchos los militantes de estos grandes sindicatos y de otros no tan importantes pero sí muy representativos, los que luchan desde el sindicalismo para conseguir mejoras laborales inspirados en su fe y en su compromiso cristiano.

En el seno de la Iglesia han surgido muchos movimientos que tienen razón de ser en la evangelización del mundo del trabajo. Iglesia en camino ha hablado con Rosa Rodríguez Fariñas, presidenta estatal de la JOC, Juventud Obrera Cristiana, movimiento especializado de Acción Católica. Rosa es de Badajoz, si bien, por su puesto, le toca coordinar todo el movimiento a nivel nacional.

-Cúal es el mensaje de la JOC ante el primero de mayo?

-Tanto la HOAC como la JOC y el Movimiento Junior hemos sacado un comunicado. Este año lo hemos titulado "Llamados a la caridad, llamados a la solidaridad política". La idea fundamental es que ante la situación en que nos estamos encontrando de precariedad laboral, de contrato a tiempo parcial y todo esto, tenemos que seguir poniendo encima de la mesa signos de esperanza y seguir caminando hacia la transformación de la realidad concreta del mundo del trabajo que estamos viviendo.

Recetas para crear empleo

-Tal vez el problema más grave en este terreno sea el paro.

-No hay recetas mágicas para solucionarlo. Nosotros podemos aportar análisis de situaciones concretas, ver cuáles son las causas de ese desempleo, sus consecuencias, qué conlleva el paro tanto en los jóvenes como en las mujeres, mayores y los hijos de los parados. Desde ahí con el trabajo en cada diócesis con sindicatos, con asociaciones de parados y otros organismos sí que podemos ponerle cara al paro.

-Qué papel puede desempeñar la Iglesia en el mundo del trabajo.

-El brazo operativo de la Iglesia en el mundo del trabajo son los trabajadores cristianos. Los militantes cristianos organizados en movimientos obreros tenemos mucho que aportar. Lo primero, y desde la JOC es lo que intentamos, es cómo ser Iglesia dentro del mundo obrero y cómo evangelizarlo.

Nuevo sindicalismo

-Existe un nuevo sindicalismo, una nueva forma de relación entre lo que se ha denominado el capital y el trabajo?

-Hay quien dice que el mundo obrero ya no existe. Sobre eso habría que hablar mucho. Lo que sí es verdad es que todo el tema de las relaciones, de las condiciones y de la organización del trabajo está evolucionando y todo eso conlleva una serie de transformaciones a todos los niveles. Ahora a nosotros, a los movimientos nos surgía un reto, la internacionalización. Cada día hay que avanzar más en algo de lo que la clase obrera se ha sentido muy orgullosa. Desde aquí hay que hacer una llamada a todos porque se nos plantea un gran reto sin olvidar los problemas concretos de una empresa, de un comité, de un trabajador o de un parado.

 

Noticiario diocesano

Un grupo de profesores crea en Azuaga
un seminario de Religión

Está orientado a profundizar en el análisis, reflexión
y adaptación de los contenidos de este área educativa

Un grupo de profesores de religión del colegio público "Miramontes" de Azuaga ha puesto en marcha un seminario de religión aprovechando la convocatoria de Seminarios de Formación Permanente del Centro de Profesores y Recursos de esa localidad.

Los objetivos del seminario se han centrado en dos ámbitos. Por un lado objetivos organizativos y por otro objetivos de contenido. Los primeros están referidos al intento de avanzar en la consolidación de un conjunto de personas como grupo, capaces de generar su propia formación. Los objetivos de contenido están orientados a profundizar en el análisis, reflexión y adaptación de los contenidos del área. La metodología se basa en tres pilares: intercambio de experiencias, debate interno y consulta y elaboración de diversos documentos.

A punto de terminar el período de formación se puede decir que la experiencia ha resultado altamente positiva, que se ha trabajado a la vez en la coordnación del área de religión y, sobre todo, se ha intentado profundizar en la búsqueda de alternativas para la introducción de la educación en valores como eje fundamental en la dimensión religiosa de la persona. Para todo ello se ha utilizado una amplia bibliografía y se han manejado diversos artículos, publicaciones y revistas que trataban el tema de la educación en valores.

Imitar la experiencia

Los profesores que realizan esta experiencia han lanzado un mensaje de ánimo a cuantos compañeros docentes sientan la inquietud de considerar como parte fundamental de la educación en valores la dimensión religiosa de la persona, a que se constituyan en grupos de formación permanente, para que, a través de esa formación y, sobre todo, de su quehacer diario sirvan de modelo al resto de la comunidad educativa.

 

La Escuela de Padres de la Parroquia de Nuestra Señora de Gracia, en Badajoz, se desarrolla por segundo año consecutivo

La parroquia de Ntra. Sra. de Gracia de Badajoz, continúa desarrollando, por segundo año consecutivo, su escuela de padres. El proyecto comenzaba el año pasado y la programación establecida se lleva a cabo a lo largo de tres cursos en los que se habla de situaciones que afectan a los hijos hasta los 18 años con el objetivo de recuperar valores familiares.

La última conferencia corrió a cargo de don Diego Muñoz, director del Proyecto Vida, que habló de la socialización del joven y el problema de la drogadicción. Previamente, en el mes de marzo, ya que se ofrece una conferencia al mes, fue don Francisco Figuero, licenciado en psicología e inspector provincial de educación quien habló a los padres del fracaso escolar.

En mayo dos profesores, Ángela María Galán y Rafael Hernández disertarán sobre los valores en la escuela. Se cierra el curso con una celebración eucarística.

La parroquia ha montado un servicio de guardería atendido por dos voluntarios para que los padres puedan acudir a estas conferencias formativas.

El próximo curso se abordará la problemática juvenil entre los 15 y los 18 años.

 

Jóvenes de colegios y parroquias en un encuentro vocacional en Mérida

Tuvo lugar en el monasterio de las religiosas concepcionistas

Un centenar de jóvenes tomaban parte el viernes día 23 en una convivencia vocacional organizada en el Monasterio de las religiosas Concepcionistas de Mérida. El encuentro, al que asistían jóvenes de diversos colegios y parroquias, se enmarcaba dentro de la XXXVI Jornada Mundial de Oración por la Vocaciones, que se celebraba el pasado domingo.

A las cinco de la tarde se abría la convivencia con una oración en la Iglesia Conventual. Posteriormente los participantes se reunían por grupos para después proceder a la comunicación de testimonios.

Festival vocacional

A las 19.30 los jóvenes eran acogidos por la comunidad y se desarrollaba un festival vocacional, los grupos interpretaban una canción sobre la vocación universal a la santidad. Una vez finalizado el festival, tenía lugar la entrega del mensaje-palabra, despedida y envío.

El domingo, festividad de san Marcos, los distintos grupos participantes en la convivencia participaban en la Eucaristía celebrada en sus respectivas parroquias de origen a la hora convenida con los párrocos.

 

Encuentro de catequistas en Badajoz

Bajo el lema "Los catequistas, buena noticia para los pobres" se celebraba el pasado día 25 en el Seminario Diocesano San Atón un encuentro de catequistas de la margen derecha del Guadiana (parroquia de san Fernando).

Tras la acogida y presentación de todos los participantes tuvo lugar una charla a cargo de don Francisco Maya, vicario episcopal de Evangelización, el cual expuso el perfil del catequista que necesita la Iglesia de Extremadura para implicarse más en la realidad de la pobreza que nos circunda.

A continuación se mantuvo una reflexión por grupos, se celebró la Eucaristía y se compartió la comida.

Por la tarde se exponía el resultado del trabajo de la mañana y se terminó con una velada improvisada.

El encuentro quiso estar en sintonía con toda la reflexión que se está realizando en la diócesis de cara al Congreso de la Pobreza.

 

Cursillo de Cristiandad número 206, en el Seminario Metropolitano

- El Seminario Metropolitano ha acogido el cursillo número 206 organizado por el Movimiento de Cursillos de Cristiandad. Han participado 23 personas, de las cuales 16 eran nuevos cursillistas. El cursillo fue coordinado por don Francisco Carrallo bajo la dirección espiritual de don Antonio Bellido y don Andrés Llera. La clausura, a la que asistieron 200 personas estuvo a cargo de don Francisco Maya, Vicario de Evangelización.

 

Jornada de convivencia de la Acción Católica
en Villagarcía de la Torre

Más de cien personas se reunieron en el paraje "Campanero" de Villagarcía de la Torre, en una jornada de convivencia con el objetivo de analizar la comunicación en la familia, dentro de las acciones que llevan a cabo los grupos locales de Acción Católica. Los asistentes pertenecían a la Acción Católica de Adultos y al Movimiento Junior. Se celebró la Eucaristía y se compartió la comida . Por la tarde se crearon grupos de trabajo sobre el tema de la jornada.

 

Mirada a nuestro tiempo

Paz en la guerra

Se ha escrito y se sigue escribiendo tanto sobre la guerra en Yugoslavia que me da cierta vergüenza unir mi pobre voz a la de tantos y tan expertos analistas de este hecho de la actualidad. Sin embargo, la coherencia con la cabecera de esta columna "Mirada a nuestro tiempo" y el respeto a los lectores me obliga a no eludir este asunto y a exponer en voz alta algún pensamiento.

Una vez que el conflicto se ha producido, aunque siguen siendo importantes las razones y la legitimidad o no de la intervención, sobre todo por motivos éticos, ahora lo que verdaderamente da o quita la razón es cómo se hace la guerra. Lo que importa en estos momentos es saber qué se está haciendo para la paz, porque lo que de verdad distingue a unos de otros es si a pesar de la guerra no dejan de buscar la paz o si, por el contrario, están creando situaciones que van a perpetuar por generaciones el odio y la violencia.

Y la paz se busca en la guerra cuando no se pretende la destrucción del contrario, sino el restablecimiento de la justicia y el respeto a la dignidad de las personas y de los pueblos, así como la defensa de los derechos violados de los débiles. Se busca también cuando se sigue manteniendo la puerta abierta al diálogo en medio de las armas, con una fuerte dosis de tolerancia y de respeto, aunque el interlocutor no siempre se lo merezca. Pienso que en la búsqueda de la paz nunca se ha hablado lo suficiente antes de comenzar una guerra y cuando ésta se está produciendo siempre hay que darle una oportunidad al diálogo.

Amadeo Rodríguez Magro

 

Página litúrgica

Celebramos el V Domingo de Pascua

Palabra de Dios

Hechos de los Apóstoles 6, 1-7

En aquellos días, al crecer el número de los discípulos, los de lengua griega se quejaron contra los de lengua hebrea, diciendo que en el suministro diario no atendían a sus viudas. Los apóstoles convocaron al grupo de los discípulos y les dijeron:

-No nos parece bien descuidar la Palabra de Dios para ocuparnos de la administración. Por tanto, hermanos, escoged a siete de vosotros, hombres de buena fama, llenos de espíritu de sabiduría, y los encargaremos de esta tarea; nosotros nos dedicaremos a la oración y al servicio de la palabra. La propuesta les pareció bien a todos y eligieron a Esteban, hombre lleno de fe y de Espíritu Santo, a Felipe, Prócoro, Nicanor, Simón, Parmenas y Nicolás, prosélito de Antioquía. Se los presentaron a los apóstoles y ellos les impusieron las manos orando.

La Palabra de Dios iba cundiendo y en Jerusalén crecía mucho el número de discípulos; incluso muchos sacerdotes aceptaban la fe.

Salmo 32, 1-2, 4-5, 18-19

R. Que tu misericordia, Señor, venga sobre nosotros,
como lo esperamos de ti. (
O Aleluya).

Aclamad, justos, al Señor,
que merece la alabanza de los buenos.
Dad gracias al Señor con la cítara,
tocad en su honor el arpa de diez cuerdas.

Primera carta de san Pedro 2, 4-9

Acercándoos al Señor, la piedra viva desechada por los hombres, pero escogida y preciosa ante Dios, también vosotros, como piedras vivas, entráis en la construcción del templo del Espíritu , formando un sacerdocio sagrado para ofrecer sacrificios espirituales que Dios acepta por Jesucristo () Vosotros sois una raza elegida, un sacerdocio real, una nación consagrada, un pueblo adquirido por Dios para proclamar las hazañas del que os llamó a salir de la tiniebla y entrar en su luz maravillosa.

Evangelio según san Juan 14, 1-12

En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos:

- Que no tiemble vuestro corazón; creed en Dios y creed también en mí. En la casa de mi Padre hay muchas estancias, si no os lo habría dicho, y me voy a prepararos sitio. Cuando vaya y os prepare sitio volveré y os llevaré conmigo, para que donde estoy yo estéis también vosotros. Y adonde yo voy, ya sabéis el camino.

Tomás le dice:

- Señor, no sabemos adónde vas. Cómo podemos saber el camino?

Jesús le responde:

- Yo soy el camino y la verdad y la vida. Nadie va al Padre sino por mí. Si me conocierais a mí, conoceríais también a mi Padre. Ahora ya lo conocéis y lo habéis visto.

Felipe le dice:

- Señor, muéstranos al Padre y nos basta.

Jesús le replica:

- Hace tanto que estoy con vosotros, y no me conoces, Felipe? Quien me ha visto a mí ha visto al Padre. Cómo dices tú: Muéstranos al padre? Lo que yo os digo no lo hablo por cuenta propia. El Padre, que permanece en mí, Él mismo hace las obras. Creedme: yo estoy en el Padre y el Padre en mí. Si no, creed a las obras. Os lo aseguro: el que cree en mí, también él hará las obras que yo hago, y aún mayores. Porque yo me voy al Padre.

 

Lecturas bíblicas para los días de la semana

3, lunes: Hch 14 5-18; Jn 14, 21-26.
4, martes: Hch 14, 19-28; Jn 14, 27-31a.
5, miércoles: Hch 15, 1-6; Jn 15, 1-8.
6, jueves: Hch 15, 7-21; Jn 15, 9-11.
7, viernes: Hch 15, 22-31; Jn 15, 12-17.
8, sábado: Hch 16, 1-10; Jn 15, 18-21.
9, domingo: Hch 8, 5-8, 14-17; 1P 4, 13-16; Jn 14, 15-21.

 

Comentario Litúrgico

Hogar y camino

La lectura evangélica narra el momento emocionante en el que Cristo se despide de los suyos antes de entregarse a la pasión y muerte, pero les levanta el ánimo aclarándoles que se va para prepararles un sitio en la casa del Padre. Es un rico simbolismo que no podemos echar en olvido: Cristo se ha hecho presente en la Historia, en la vida de cada uno de nosotros, para hacer posible esa buena noticia. Así, estamos seguros de que hay un sitio para cada uno de nosotros en el hogar del Padre.

La fe, ser cristiano es aceptar la verdad de que, junto a todas las dimensiones que queramos o podamos dar a nuestra vida en lo familiar, profesional, social o político, estamos llamados a ocupar un puesto en el hogar del Padre. Y que no se trata de algo estático sino de una relación afectiva pues es el hogar de la familia del Padre, es decir, tenemos un lugar en las relaciones afectivas de Dios Padre : Él cuenta con nosotros y nosotros podemos contar con Él.

Todo esto debe anticipar en nosotros el gozo del cielo: no somos seres echados a la existencia -como afirman algunos filósofos- sino hijos muy queridos, invitados a entrar en la casa del Padre.

Esta es nuestra vocación bautismal y la meta a la que estamos llamados. Y Cristo, que nos ha dado esta buena noticia, se presenta como Camino viviente que nos conduce a la misma, pues salió del Padre como su Unigénito y vuelve a Él como Primogénito de la nueva humanidad, nacida de su muerte y resurrección.

Es la Pascua de Cristo realizada en nosotros: el bautismo inició esta aventura de hogar y camino, cada eucaristía la consolida y la muerte en el Señor la llevará a término.

Antonio Luis Martínez

Santoral

7 de mayo: Domitila, Nereo y Aquileo (+ 97)

Flavia Domitila es sobrina del emperador Domiciano. Su condición cristiana le valdrá el destierro a la isla Poncia junto a sus esclavos Nereo y Aquileo, que la habían enseñado a vivir en el seguimiento del Señor.Todos morirán mártires de la fe de Cristo, tanto la noble dama de la familia imperial como los dos siervos.

Hoy sus nombres nos suenan a catacumba o a la basílica paleocristiana de los alrededores de la Via Ardeatina. Puede ser que nuestras noticias de estos mártires se deban a personas del mismo nombre. Como el lector aprecia, no siempre pueden presentarse con total claridad los testimonios de la Iglesia romana del siglo I, pero no es extraño, dada la antigüedad de los hechos y las persecuciones que, todavía por espacio de dos siglos, esperaban a la Iglesia.

Una cosa sí parece cierta: a aquellos romanos no les importaba mezclar las memorias de amos y esclavos, señores y siervos, nobles y plebeyos.

Qué había cambiado para que se pudiera venerar junta la memoria de los contrarios? Parece, en las narraciones martiriales, que la noble Domitila era esclava de sus idolatrías y los dos siervos, Nereo y Aquileo, libres por la verdad del Evangelio. Los esclavos terminan liberando a su señora para alcanzar, juntos, la plenitud de la libre amistad: dar la vida por los que se ama.

Lástima que nuestra igualitaria y liberadora fe se haya predicado, tantas veces, de manera resignada y esclavizante!. Domitila, Nereo y Aquileo son un grito de libertad fraterna e igualitaria.

Manuel Amezcua

Los santos de la semana

3, lunes: Felipe y Santiago, Evencio, Alejandro y Teódulo, Amelia.
4, martes: Agapito y Secundino, Antonia, Silvano, Ricardo Reynolds.
5, miércoles: Joviniano, Eutimino, Máximo, Amador.
6, jueves: Evodio, Mariano, María Catalina Troyana, Domingo Savio.
7, viernes: Flavia Domitila, Domiciano, Rosa Venerini.
8, sábado: Ntra. Sra. de Argeme, Victor, Acacio, Bonifacio IV.
9, domingo: Pacomio, Geroncio, Beato, María Teresa de Jesús.

 

Contraportada

Estuve en la cárcel y ....

Dos capellanes y 28 voluntarios trabajan en el Centro Penitenciario de Badajoz

Varias puertas se abren y se cierran a nuestro paso. Avanzamos por un pasillo del que brotan, a derecha y a izquierda, varios módulos. Al fondo tenemos la capilla. La sacristía es nuestro improvisado lugar de reunión. Allí podemos hablar con cinco reclusos y los capellanes, don Andrés Cruz y don Manuel Malagón. La conversación gira en torno a muchos temas: su vida, sus aspiraciones, sus necesidades...En el fondo gravita siempre un anhelo casi obsesivo: la libertad. En el camino una petición: comprensión y ayuda. Eso es lo que intentan prestar los 28 voluntarios y los dos capellanes a los que se suman, sin duda, muchos funcionarios.

Me contaba un voluntario que acudía con regularidad a un centro penitenciario, que en sus conversaciones los interlocutores con frecuencia se convertían en jueces que condenaban y, de paso, ponían en entredicho su labor entre "culpables". Un día leyendo el capítulo 25 de Mateo observó que no decía estuve en la cárcel injustamente y vinisteis a verme, simplemente afirma "venid, benditos de mi Padre....estuve en la cárcel y vinisteis a verme". A partir de ahí, sentenciaba, "comprendí la gratuidad del amor que supera la justicia estricta". Seguro que este espíritu, manifestado por uno, sostiene a multitud, no sólo en la cárcel, también en cualquier apartado del complejo mundo de la marginación.

Barrotes de hierro

Esta semana entrábamos en la cárcel, donde la calle se ve entrecortada por unos barrotes que separan lo real de lo deseado. Fuera queda todo, dentro sólo la persona, su soledad y sus aspiraciones de libertad que se renuevan cada mañana, sabiendo que la noche los cogerá en el mismo sitio y que detrás de ese día vendrá otro y otro hasta "pagar" y tener la posibilidad de enfrentarse a un mundo que es el suyo pero en el que tienen bastante menos garantías de éxito que todos los demás.

Al llegar a la cárcel nos esperan los capellanes, don Andrés Cruz y don Manuel Malagón, que cuentan con un grupo de 28 voluntarios que se vuelcan trabajando con las personas de dentro, en el caso de Badajoz, cerca de 700, de los cuáles, en torno al 80% tienen delitos relacionados, directa o indirectamente con la droga. Solventados todos los trámites que nos permiten acceder al interior se van abriendo y cerrando puertas hasta mezclarnos con los presos. Allí los tópicos se disuelven; cada persona tiene su historia y cada historia es un mundo que generalmente constituye un eslabón más de una cadena cuyo extremo emerge de un barrio marginal o de una familia desestructurada y que tiende a generar más de lo mismo. Junto a los capellanes, cinco reclusos que nos dan su visión de la vida que los dejó en un barrio y en una familia sin pedirles permiso y que los condujo, sin obligarlos eso sí, a hacer algo que probablemente nunca hubiesen querido hacer pero que ya no tiene remedio.

Andrés Cruz afirma que la misión de los capellanes es celebrar la Eucaristía el fin de semana pero "lo más importante desde mi experiencia es ser amigo de estos hermanos que están aquí privados de libertad y ser instrumento de esperanza, de la alegría y del amor de Dios, cosas de las que aquí están muy necesitados". La capellanía ha puesto en marcha grupos de catequesis de adultos, un grupo de liturgia, trabajo asistencial y ayuda y apoyo a los presos con los voluntarios. Además en la prisión trabajan otras asociaciones como el Centro de Promoción de la Mujer.

Un día normal en el centro comienza a las ocho. Media hora después es el desayuno y después patio o trabajo, bien en talleres formativos, bien en labores remuneradas de forma simbólica por su escasa cuantía. A la una vuelven al comedor, de donde pasan posteriormente a sus módulos para descansar hasta las cuatro. Por la tarde pueden pasear por el patio de cuatro a siete, hora señalada para la cena. Una hora después regresan a la celda hasta el día siguiente.

Los reclusos manifiestan que no todos aprovechan las posibilidades de formarse que ofrece el centro ya que algunos, "sin ninguna motivación y bastante desencantados, prefieren el trapicheo del patio".

Vivir en la cárcel

Cuando se les pregunta sobre su vida en la cárcel, Blas, que intenta salir de la droga después de varios fracasos, afirma que "la gente está muy equivocada con lo que es una cárcel. Se cree que es lo que se ve en las películas y esto es muy diferente. Aquí hay personas que son tan buenas como la que hay fuera".

Sobre la relación entre ellos, José dice que es normalmente buena. "Igual que en la calle encuentras gente que vale la pena ayudarle, de vez en cuando hay alguna pelea que casi siempre tiene su origen en la droga". Todos saben que la droga circula por la cárcel a pesar de los controles, la gente se busca la vida y muchos se sacan un dinero. Lamine es un recluso de raza negra, procedente de Guinea Vissau y de religión musulmana. Ello no impide que mantenga una excelente relación con los capellanes y el grupo de reflexión cristiano, a los que admira por su entrega y dedicación. Lamine declara "no he visto diferencia en el trato que los capellanes y los voluntarios dispensan a los musulmanes y a los cristianos".



Return to "Iglesia en Camino"