Semanario
"Iglesia en camino"

Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail:

Iglenca@jet.es

Iglenca@grn.es

Número 290.7 de marzo de 1999

Director: José María Gil

Redactor Jefe: Juan José Montes

 

Portada

La Conferencia Episcopal
renueva cargos

Rouco Varela elegido nuevo Presidente

El cardenal don Antonio María Rouco Varela, arzobispo de Madrid, ha sido elegido Presidente de la Conferencia Episcopal Española para el trienio 1999-2002. En segunda votación obtuvo 44 votos de los 80 obispos presentes en el momento de la votación.

Por 47 votos, y en primera votación, fue elegido Vice Presidente el cardenal don Ricardo María Carles, arzobispo de Barcelona. Suceden en los cargos a los arzobispos don Elías Yanes y don Fernando Sebastián, quienes han pasado a formar parte del Comité Ejecutivo de la Conferencia Episcopal.

El arzobispo de Mérida-Badajoz, don Antonio Montero ha cedido su puesto en la presidencia de la Comisión de Medios de Comunicación Social a don José Sánchez, conocido principalmente por su etapa como Secretario de la Conferencia Episcopal.

 

Editorial

Educar para ver la tele

La televisión no sólo se ha convertido en uno de los elementos de ocio al que dedicamos más tiempo los españoles (209 minutos de media diaria), sino que para muchos padres es, además, el medio para mantener "entretenidos" a los más pequeños de la casa, ya que los niños entre ocho y trece años ven la televisión una media diaria de tres horas, 177 minutos para ser más exactos.

Así se desprende de un reciente estudio realizado por la Asociación para la Investigación de los Medios de Comunicación Social (AIMC), dado a conocer por la agencia "Europa Press", quien también señala que Extremadura es la comunidad autónoma donde más niños son espectadores habituales, pues un 99,2% de los menores de nuestra región ven la tele a diario.

Asistimos también a la proliferación de ofertas televisivas en los canales y a una multiplicación de aparatos de televisión en nuestras casas, ya que el 52% de los hogares españoles tiene dos o más de dos televisores. Pocos se pelean ya por el mando, porque cada uno tiene el suyo en su cuarto...

Es tos datos debieran llevar a los padres y educadores a un serio examen de conciencia educativo y a un propósito de la enmienda que les haga salir de la pasividad y de soluciones simplistas como pueden ser apagar la tele o hacerla objeto de intercambio en una dialéctica premio-castigo. No se trata tampoco de dejar, sin más, los hijos al cuidado de la "niñera electrónica", como ha llegado a denominar Juan Pablo II al televisor, ni bastan las quejas infundadas de atribuir a la televisión la culpa de todos los fracasos educativos y las malas costumbres adquiridas por los pequeños. Sería un fracaso, ya que un niño hoy no imagina la vida sin televisión y ha aprendido a conocer e interpretar el mundo a través de ella.

La solución pensamos que no es otra que educar para ver la televisión. Este aprendizaje es un proceso comunicativo e interactivo que incluye pautas sobre los tiempos dedicados a ver la tele, crítica sobre sus contenidos, ayuda para saber seleccionar y valorar, criterios y normas para poder conjugar de manera equilibrada el uso de la televisión con otras actividades igualmente atractivas y necesarias.

Con todo este asunto, a lo mejor incluso los mayores descubrimos que también necesitamos aprender a ver la tele.

 

Carta del Arzobispo

Sed perfectos

Cavilaciones de Cuaresma

Antes de enredarnos en distinciones complicadas sobre la definición, los componentes y los grados de la perfección cristiana, con los caminos que conducen a ella, pienso que, sobre este asunto, estamos de acuerdo al menos en una cosa: nadie está llamado por Dios a la vulgaridad y a la mediocridad. "Lleva la barca hacia arriba", le dijo Jesús a Pedro en el mar de Tiberiades. Ese empujón hacia alta mar, hacia cimas más ambiciosas, es constitutivo de todo su mensaje, de todo el espíritu del Evangelio.

La prueba está en que él les pone a sus seguidores un listón, más que utópico, imposible de saltar: "Sed perfectos como vuestro Padre celestial es perfecto" (Mt 5, 48). Y como ejemplo de esa perfección, les señala, no ya el simple perdón, sino el amor sin reservas a sus enemigos y la oración por sus perseguidores, ofreciendo la mejilla izquierda al que les dio una bofetada en la derecha, dándole el manto al que les quiere quitar la túnica. Y, por qué todo esto? Pues para imitar precisamente al Padre celestial, "que hace lucir el sol sobre buenos y malos y manda la lluvia sobre justos y pecadores".

Todo esto lo predica el Maestro en el Sermón de la Montaña. Una montaña que, como hemos comprobado todos los preregrinos a Tierra Santa, es apenas una colina suave en un recodo placentero de Galilea. Yo creo que lo de la montaña le cuadra más al Sermón por lo elevado de sus enseñanzas. Primero las siete Bienaventuranzas, que son otros tantos caminos de felicidad para este mundo y para el otro: pobreza, pureza, mansedumbre, sufrimiento por el bien, pasión por la justicia, espíritu de paz, fe en la Providencia, como los pájaros y los lirios. Y luego las llamadas en retahila a ser luz y sal, a hacer las paces con todos antes de acercarse al altar, a decir la verdad sin merodeos, a dar limosna con una mano sin que se entere la otra. Item más: no juzgar a nadie, poner buen semblante, e incluso acicalarnos, en los ayunos y austeridades, orar al Padre en secreto, arrancarnos el ojo que escandaliza y no servir a dos amos. A entrar, en fín, sin miedo, por la puerta estrecha que nos abre las puertas de la Casa del Padre. Se trata, en definitiva, de buscar el Reino de Dios y su justicia, que lo demás correrá de su cuenta.

Crucificados y pobres

En otros pasajes del Evangelio, por no decir en todas sus paáginas, Jesús aquilata los elementos esenciales de su código de perfección: la cruz y la pobreza. Imitar al Padre es seguir a Cristo, según recomienda la misteriosa voz del Tabor "Este es mi hijo predilecto, ¡hacedle caso!" Jesús, a su vez, no pudo estar más claro: "El que quiera venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame".

¡Vaya programa! Se explica uno lo que les pasó a algunos de sus seguidores más flacos, cuando les predicó crudamente el misterio de la Eucaristía: comer su carne y beber su sangre. "Desde entonces, dice San Juan, muchos de sus discípulos se retiraron y ya no iban con él" (Jn 6, 66). Lo mismo que le ocurrió al joven rico invitado por Jesús a liquidar su patrimonio, repartirlo a los pobres y seguirlo después. El muchacho, dice San Marcos (10, 22), "frunció el ceño y marchó todo triste, porque poseía muchos bienes". Los mismos discípulos, al comparar poco después la entrada de un rico en el Reino con el camello y la aguja, exclamaban asombrados: "Entonces, quién podrá salvarse?" (Ibd 4, 26). Recuerde cada cual los casos que conoce y vive en sí mismo y en su derredor.

No estamos, empero, ante un callejón sin salida. Anotemos de paso que, cuando el sermón eucarístico, al ver marcharse a los discípulos, Jesús preguntó a los doce: "También vosotros quereis marcharos?". Pedro respondió por todos: "Señor, a quién iríamos? Tú tienes palabras de vida eterna" (Jn 6,69). El mismo, en lo del camello y la aguja, tranquilizó a los discípulos diciéndoles: "Nada es imposible para Dios". De aquí hay que partir para salir del atolladero de que, al invitarnos Jesús a ser perfecto como lo es el Padre celestial, cunda el pánico en nuestro derredor o nos falten arrestos para seguir adelante.

Apaga y vámonos? No, en absoluto. Ven y sígueme. Mi carga es ligera y mi yugo es suave. El que me sigue no anda en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida. A pensar un poco. Es evidente que la perfección de Dios y la de Cristo se nos muestra como un modelo inabarcable, pero cuya belleza y santidad son punto de referencia, estrella polar, espejo infinito, para inspirar a incontables seguidores por siglos sin fin. Cuántos pintores han pintado el cielo infinito, la majestad del mar, los paisajes de montaña, los secretos del rostro humano? Cuántas melodías, sinfonías, armonías, acordes corales, han compuesto, interpretado o cantado los genios de la música? Nos quedaremos por ello en el futuro sin compositores ni artistas?Y a la poesía lírica, la investigación científica, la grandeza de los héroes, ha llegado a su fin?

Santos poco a poco

El creyente humilde en el Dios de las misericordias, el seguidor apasionado de Jesús de Nazaret, tienen por delante, en la tierra y en el cielo, unos modelos radiantes, inagotables, fascinantes y a su alcance, de búsqueda de Dios e imitación de Cristo. ¡Ah! Un aviso para navegantes: Ni la santidad, ni menos la perfección, son cosa de un día para otro. Todas las virtudes incluyen un componente transversal: la constancia. "No será coronado, dice San Pablo, sino el que, peleando legítimamente, perseverare hasta el fin". Cierto que hay santos niños, o que murieron muy pronto. Pero, como el justo de la Escritura, "fenecidos muy pronto, llenaron mucho tiempo". Y tanto más los mártires, que lo dieron todo de una vez, apostando al cien por cien por el Reino de Dios. Pero la santidad te la cuentan desde el momento que empiezas a buscarla hasta que te despides de este mundo. Quiere esto decir también, y con mucho énfasis, que se es santo poco a poco.

El Concilio Vaticano II (LG, cap. V) ha dejado bien claro que la invitación de Cristo a ser perfectos como el Padre, está dirigida a todos sus discípulos en cualquier género de vida. Los fieles deben, por consiguiente, vivir en santidad, manifestada por los frutos que el Espíritu produce en los fieles. Atención, pues, también al protagonismo del Espíritu. Muchos se han equivocado, o seguimos equivocándonos, con un modelo voluntarista de santidad o, con mayor peligro, de perfección, que puede envolver narcisismos secretos, buscando "quedar bien" con Dios y con los hermanos, como si la santidad pudiera ganarse en cursos de belleza o de gimnasia. No. La santidad se confunde con la humildad y con la caridad y con la gracia. Quien más la ignora es el propio interesado. La gran mayoría de los santos, y más de los perfectos, pasa desapercibida delante de los hombres.

Así es que ¡nadie se desanime¡ Si Cristo llama a ser perfectos, si la Iglesia proclama la vocación de todos a la santidad, esto no es sólo para pocos, está a tu alcance y al mío. Las gracias y los carismas abundan más de lo que parece. Por muy vulgar que uno se observe, le dejan siempre matricularse en septiembre para recuperar el seguimiento del Maestro. Convertíos y creed en el Evangelio, nos dijeron el Miércoles de ceniza. ¡Ea, pues!

+ Antonio Montero Moreno
Arzobispo de Mérida-Badajoz

 

Centrales

El cardenal Rouco Varela, nuevo presidente
de la Conferencia Episcopal Española

El obispo de Coria-Cáceres, don Ciriaco Benavente, ocupará
la presidencia de la Comisión Episcopal de Migraciones

El cardenal arzobispo de Madrid, don Antonio María Rouco Varela, ha sido elegido presidente de la Comisión Episcopal Española (CEE), cargo en el que sucede a don Elías Yanes, arzobispo de Zaragoza. A su vez, don José S ánchez, obispo de Sigüenza-Guadalajara y ex secretario general de la CEE, ocupará la presidencia de la Comisión Episcopal de Medios de Comunicación Social, cargo desempeñado hasta ahora por don Antonio Montero Moreno, arzobispo de Mérida-Badajoz, quien ha cumplido dos períodos consecutivos en el cargo.

Entre el martes, día 2, y el jueves, día 4, los Obispos españoles eligieron Presidente y Vicepresidente de la CEE, los miembros del Comité Ejecutivo y los Presidentes y miembros de todas las Comisiones Episcopales, Subcomisiones Episcopales, Junta de Asuntos Jurídicos y Consejo de Economía. No se sometió a renovación el cargo de Secretario General, cuyo actual titular, Monseñor Juan José Asenjo Pelegrina, tiene mandato hasta abril del año 2003.

Por otro lado es de destacar que el obispo de Coria-Cáceres, don Ciriaco Benavente ocupará la presidencia de la Comisión Episcopal de Migraciones. Don Ciriaco nació el 3 de enero de 1943 en Malpartida de Plasencia (Cáceres). Tras cursar estudios en el Seminario Diocesano de Plasencia, fue ordenado sacerdote en dicha localidad el 4 de julio de 1966. Es también Graduado Social por la Universidad de Salamanca

Nuevo comité ejecutivo

El nuevo Comité Ejecutivo de la CEE es el siguiente:

Pte.: D. Antonio Mª Rouco Varela, Cardenal Arz. Madrid. Vpte.: D. Ricardo Mª Carles Gordó, Cardenal Arz. Barcelona. Srio. Gral.: D. Juan José Asenjo Pelegrina, Ob. Aux. Toledo.Vocales: D. Elías Yanes Álvarez, Arz. Zaragoza, D. Gabino Díaz Merchán, Arz. Oviedo. D. Fernando Sebastián Aguilar, Arz. Pamplona y Ob. de Tudela. D. Juan María Uriarte Goiricelaya, Ob. Zamora.

El cardenal Antonio María Rouco Varela nació en la localidad de Villalba, provincia de Lugo y diócesis de Mondoñedo-Ferrol el 24 de agosto de 1936. Su padre era comerciante. Entre 1946 y 1954 realizó los Estudios Eclesiásticos en el Seminario diocesano de Mondoñedo, que continuó en la Universidad Pontificia de Salamanca, entre 1954 y 1958, logrando la licenciatura en Teología.

Fue ordenado sacerdote el 28 de marzo de 1959. En Munich realizará estudios de Derecho Canónico. En 1964 obtiene el doctorado en esta materia con la tesis titulada "Estado e Iglesia en la España del siglo XVI".

Entre 1964 y 1966 es profesor de Teología en el Seminario diocesano de Mondoñedo y entre 1966 y 1969, profesor adjunto en el Instituto de Derecho Canónico de la Universidad de Munich.

Fue miembro del Círculo Ecuménico de Canonistas de Heildelberg y del Comité Interconfesional de Madrid.

En 1969 comienza su actividad docente y pastoral en la Universidad Pontificia de Salamanca. Será primero profesor de Derecho Público Eclesiástico y desde 1971, Catedrático de esta materia. En 1972 es nombrado Consiliario de la Asociación Nacional de Propagandistas, en Salamanca.

Ese mismo año de 1972 accede al Vicerrectorado de la Universidad Pontificia de Salamanca, siendo Rector de la misma don Fernando Sebastián Aguilar. Fue Perito del Concilio Provincial de Galicia desde su fase preparatoria. Fue también miembro de la Asociación Española de Canonistas.

El 17 de septiembre de 1976 fue nombrado por el Papa Pablo VI Obispo titular de Gergi y Auxiliar del arzobispo de Santiago de Compostela, entonces don Angel Suquía Goicoecha, quien lo ordenó Obispo el 31 de octubre de 1976.

Entre mayo de 1983 y mayo de 1984, fue Administrador Apostólico de la diócesis de Santiago de Compostela. El 9 de mayo de 1984 fue nombrado por el Papa Juan Pablo II Arzobispo de Santiago de Compostela y el 28 de julio de 1994, Arzobispo de Madrid. En el gobierno pastoral de ambas diócesis, sucedió a don Angel Suquía Goicoechea. Entre 1984 y 1989 fue Vice Gran Canciller de la Universidad Pontificia de Salamanca.

En la Conferencia Episcopal Española, ha sido Presidente de la Junta Episcopal para Asuntos Jurídicos entre 1983 y 1990; Presidente de la Comisión Episcopal de Seminarios y Universidades entre 1990 y 1993 y desde entonces miembro del Comité Ejecutivo.

El 18 de enero de 1998 fue nombrado Cardenal, recibiendo el capelo cardenalicio de manos del Papa Juan Pablo II el 21 de febrero de ese mismo año. Es titular de la Iglesia romana de San Lorenzo in Damaso, habitualmente ocupada por un purpurado español. Es Cardenal del orden de los presbíteros.

Es miembro de las Congregaciones de los Obispos, del Clero y de la Educación Católica y de los Pontificios Consejos para la Cultura y para la Interpretación de los Textos Legislativos de la Iglesia.

El 2 de marzo de 1999 ha sido elegido Presidente de la Conferencia Episcopal Española para el trienio 1999-2002.

Biografía del Cardenal Carles

El cardenal Ricardo María Carles Gordon nació en Valencia el 24 de septiembre de 1926. Su familia se dedicaba a la importación marítima. Realizó sus estudios en el Colegio de San José de los Jesuitas de Valencia, en el Seminario Metropolitano de Valencia y en el Real Colegio Corpus Christi de la ciudad del Turia. El 29 de junio de 1951 fue ordenado sacerdote.

Se licenció en Derecho Canónico en la Universidad Pontificia de Salamanca (1953). Entre 1953 y 1967 trabajó ministerialmente en la localidad de Tabernes de Valldigna, primero como Coadjutor de "San Pedro", durante un año, y después como Párroco de "San José". Entre 1964 y 1967 fue Arcipreste de "San José". En 1967 fue destinado a la ciudad de Valencia, donde fue Párroco de "San Fernando Rey", Consiliario diocesano de Pastoral Familiar, Delegado Episcopal para el Clero y Director del Convictorio diocesano para los diáconos.

El 6 de junio de 1969 fue nombrado por el Papa Pablo VI Obispo de Tortosa y recibió la ordenación episcopal el 3 de agosto del mismo año. El 23 de marzo de 1990 fue nombrado por el Papa Juan Pablo II Arzobispo de Barcelona, tomando posesión de esta diócesis dos meses después.

El 26 de noviembre de 1994 el Papa Juan Pablo II lo creó Cardenal con el título presbiteral de Santa María de la Consolación al Tiburtino. Pertenece al Consejo Cardenalicio de Asuntos Económicos, a la Congregación de la Educación Católica y al Pontificio Consejo de Justicia y Paz.

En la Conferencia Episcopal ha sido Presidente de la Subcomisión Episcopal para la Familia (1977), Presidente de la Comisión Episcopal de Seminarios y Universidades entre 1984 y 1990. Desde entonces ha pertenecido al Comité Ejecutivo.

La Iglesia española celebra hoy
el "Día de Hispanoamérica"

La Iglesia celebra este domingo el "Día de Hispanoamérica". Esta jornada misionera solamente se celebra en España. Surgió en el año 1948 como un compromiso de la Iglesia española consciente de su responsabilidad evangelizadora universal y de una forma especial con los países hispanomericanos, con lo que nos unen lazos de fraternidad.

Con esta finalidad se creó la O.C.S.H.A (Obra de Cooperación Sacerdotal Hispanoamericana). En estos cincuenta años más de 2.000 sacerdotes españoles han trabajado en tareas de evangelización en Latinoamérica. En sintonía con el año de preparación del Gran Jubileo del año 2000, el lema de este año es "El sacerdote, testigo de la paternidad de Dios".

Los países americanos de habla hispana sufren la larga lista de problemas que caracterizan a las naciones en vías de desarrollo, entre los que destacan la deuda externa y la pobreza, dos asuntos sobre los que tantas veces se han pronunciado tanto el Santo Padre en sus visitas a estos países como los obispos españoles, en unos momentos en los que la Iglesia propone la caridad como tema de reflexión en las puertas del tercer milenio.

En este sentido la Iglesia ha pedido la condonación total o parcial de la deuda en la que están sumidos estos países.

Nuestra diócesis

La diócesis de Mérida-Badajoz, cuenta con unos 75 misioneros distribuidos en 15 estados hispanoamericanos, de los que trece son sacerdotes diocesanos , dos laicas y el resto religiosos y religiosas.

Las parroquias de toda nuestra diócesis destinarán la cuestación que se realice este domingo a esta finalidad, sin olvidar la promoción vocacional misionera tanto de sacerdotes, religiosos , religiosas y laicos, haciendo realidad las palabras de Jesús "Id y anunciad el Evangelio a todo el mundo."

Se firma un convenio que mejora la situación
del profesorado de Religión

El convenio firmado por el Gobierno y la Conferencia Episcopal Española a finales de la semana pasada equipara a los profesores de religión al resto del profesorado. El convenio afecta al régimen económico-laboral de las personas que, no perteneciendo a los cuerpos de funcionarios docentes, están encargadas de la enseñanza de la religión católica en los centros públicos de Educación Infantil, Educación Primaria y Educación Secundaria.

Mediante dicho convenio, el Estado asume la financiación de la enseñanza de la religión católica en los centros antes citados.

Los profesores de religión católica percibirán las retribuciones que se correspondan en el respectivo nivel educativo a los profesores interinos y estarán en régimen de contratados laborales, de duración determinada y coincidente con el curso , a tiempo completo o parcial y quedarán encuadrados en el Régimen General de la Seguridad Social.

En el preámbulo del convenio se señala que éste se asienta en el marco de la Constitución y de conformidad con lo previsto en el acuerdo entre el Estado Español y la Santa Sede sobre Enseñanza y Asuntos Culturales, además de otras leyes de menor rango.

Noticiario diocesano

La caridad debe ser uno de los pilares básicos
de todas las hermandades y cofradías

Cuatrocientos representantes reflexionaron
el domingo en Mérida sobre su papel

Alrededor de 400 personas se reunían el pasado domingo en Mérida, dentro del Encuentro Diocesano de Juntas de Gobierno de Hermandades y Cofradías.

El eje sobre el que pivotó el Encuentro fue la caridad, un tema acorde con las propuestas de cara a la preparación del Gran Jubileo del año 2000, y la necesidad de que estas instituciones tomen conciencia de su obligación de ayudar a los más necesitados.

La caridad en las cofradías

Tras la acogida, los asistentes dedicaban unos minutos a la oración en común. Posteriormente el vicario de Evangelización, don Francisco Maya, presentaba una ponencia titulada "La caridad en la vida de las hermandades y cofradías". En ella don Francisco Maya hablaba de Dios compasivo y misericordioso, de la Iglesia como mediadora del amor de Dios al hombre y su vocación de servidora y de la práctica de la caridad en las hermandades y cofradías.

Parte de la Iglesia

Tras la ponencia, se celebraba la Eucaristía en la Concatedral emeritense presidida por el arzobispo, don Antonio Montero. En su homilía, animó a los cofrades, puso al Evangelio como modelo e hizo un llamamiento a la toma de conciencia de pertenencia a la Iglesia.

El arzobispo entregó un ejemplar de los Evangelios a cada participante en la Misa.

Tras la comida, los cofrades volvían a retomar el debate en torno a la ponencia de la mañana. Desde la Vicaría de Evangelización se anuncia la publicación de dicha ponencia.

Exposición de Semana Santa

La parroquia de San Fernando de Badajoz acoge una exposición de arte cofrade. Esta muestra se enmarca en los actos organizados con motivo del centenario de la parroquia y en ella pueden verse objetos pertenecientes a todas las hermandades de la capital, tanto de penitencia como de las hermandades de gloria, del Rocío y de Bótoa. La muestra abarca estandartes, paños de trompetas, vestidos de imágenes, palios y todos los enseres bordados de los desfiles procesionales. Las obras están confeccionadas en oro, plata y sedas. Algunas de ellas son donaciones de toreros famosos, cuyos trajes bordados han sido reelaborados para los adornos de los vestidos de la Virgen. El horario de visita es de 7 a 9 de la tarde.

Parroquia de Nuestra Señora de los Ángeles,
de Los Santos de Maimona

Publicado un libro con guiones para orar
desde el Padrenuestro

La parroquia de Nuestra Señora de los Ángeles de Los Santos de Maimona acaba de editar un libro, "Al sol del Padre", en el que se recogen, a lo largo de sesenta páginas, más de una veintena de guiones para orar utilizando el Padrenuestro, aprovechando este año dedicado a la Primera Persona de la Santísima Trinidad dentro de la preparación al Gran Jubileo del año 2000.

No se trata de un comentario a esta oración, sino de pautas para encuentros de oración al hilo del texto que Jesús enseñó a sus discípulos, según se afirma en el propio libro.

Recortes de periódico

"Al sol del Padre" aporta pistas en relación a los elementos que pueden utilizarse en cada encuentro de oración para ambientar: cartulinas, espejos, música, o recortes de papel de periódicos, por citar algunos ejemplos. Posteriormente se ofrecen una serie de lecturas evangélicas o párrafos extraídos de documentos de la Iglesia, acordes con el trozo del Padrenuestro que se proponga en cada sesión, así como técnicas para reflexionar sobre las lecturas .

Cada encuentro de oración aparece iluminado con alguna viñeta de humor en la que el protagonista es Dios Padre.

En el prólogo del libro se afirma que "el Padrenuestro nos sitúa ante la realidad nuclear de nuestra fe. Dios es Padre nuestro. Somos hijos de Dios y por tanto hermanos todos, no para quedarnos embobados en un narcisismo tonto, sino para sentirnos impulsados a colaborar en la realización del Reino, a fin de que a todos llegue el pan de cada día, porque se ha desterrado toda injusticia y se recompone la armonía de nuestras relaciones, al perdonarnos, ya que Dios siempre nos ofrece su perdón".

Las personas interesadas pueden adquirir este libro en la parroquia santeña.

Esparragosa de Lares: Encuentro interarciprestal de animadores juveniles y catequistas de confirmación

La directora general de Patrimonio, doña Aurora Ruiz Mateos entregaba el pasado lunes al arzobispo don Antonio Montero, el Plan Director de la catedral de Badajoz y la Concatedral de Mérida. Este Plan, que se entregaba en el Arzobispado, no implica plazos de actuación ni intervenciones concretas, simplemente traza una línea general de acción al que deberán acoplarse trabajos posteriores, según las necesidades de cada catedral.

El arzobispo valoró positivamente las actuaciones que se han acometido en los últimos cinco años en el campo de la restauración, si bien afirmaba que se trata de un proceso en el que hay que seguir profundizando.

Por su parte, la directora general de Patrimonio, se comprometió a que la Junta aporte fondos procedentes de sus presupuestos para este fin, independientemente de los que lleguen del Plan Nacional de Catedrales.

Respecto a la catedral de Badajoz, el director del Secretariado de Patrimonio de la diócesis, don Francisco Tejada, afirmaba que su estado es análogo al resto de las catedrales españolas.

El principal problema con el que se encuentra la Concatedral de Mérida, según don Manuel Grillo, Arcipreste, es la falta de espacios, por lo que se estudiará una solución.

Los Hermanos Maristas preparan la canonización
de Marcelino Champagnat, su fundador

Los Hermanos Maristas, que llegaron a Badajoz en 1930, preparan la canonización de su fundador, Marcelino Champagnat , que tendrá lugar en Roma el 18 de abril.

La institución fue fundada en 1817 en Francia con el fin de educar a los jóvenes, especialmente a los más abandonados. Actualmente hay 4.942 hermanos maristas en todo el mundo que mantienen abiertas escuelas, colegios y facultades. Además trabajan en proyectos humanitarios, misiones y centros juveniles, por citar algunos campos, en 74 países. Durante los 60 años que los HH. Maristas llevan en Badajoz han pasado por el colegio más de 10.000 alumnos.

Tras la canonización, la comunidad marista de Badajoz celebrará una eucaristía de acción de gracias.

 

Mirada a nuestro tiempo

La conciencia como remedio

En una intervención pública en la ciudad de Cáceres, el reciente Premio Nobel de Literatura, José Saramago, ha apelado a la conciencia como remedio para contrarrestar la política neoliberal que se impone en la economía de los países ricos.

La verdad es que se trata de una hermosa y sugerente solución. Sin embargo, el problema está en saber a qué conciencia se refiere, porque, según parece, también la opción político-económica que combate tiene su origen en ella. La conciencia es, en efecto, el núcleo más secreto y el sagrario del hombre; es la brújula interna que le ayuda a tomar sus decisiones, tras un discernimiento sobre su bondad o la maldad. Pero no puede considerarse a la conciencia como fuente de verdad y de valores ni suponer que el hombre es la medida de sí mismo. Cualquier subjetivismo es contrario a la concepción de la vida como diálogo con Dios, que siempre ha de ser al árbitro ante nuestras ambiciones e intereses.

Se aplaude, por tanto, esta apuesta por la conciencia, pero sólo sí ésta es entendida como heraldo, como mensajera de la voluntad de Dios, como resonancia interior de la norma suprema. Para ello es sumamente importante de que se eduque y purifique la conciencia a lo largo de toda la vida, nutriéndola de la Palabra de Dios y de las enseñanzas de la Iglesia.

En concreto, para las opciones socio-políticas la conciencia cristiana ha de alimentarse de la doctrina social de la Iglesia, que orienta con sus principios generales en las opciones concretas que se hayan de tomar en la construcción del mundo según la civilización del amor.

Amadeo Rodríguez Magro
 

Página litúrgica

Celebramos el III Domingo de Cuaresma

Palabra de Dios

Libro del Éxodo 17, 3-7

En aquellos días, el pueblo, torturado por la sed, murmuró contra Moisés: Nos has hecho salir de Egipto para hacernos morir de sed a nosotros, a nuestros hijos y a nuestros ganados?

Clamó Moisés al Señor y dijo: Qué puedo hacer con este pueblo? Poco falta para que me apedreen. Respondió el Señor a Moisés: Preséntate al pueblo llevando contigo alguno de los ancianos de Israel; lleva también en tu mano el cayado con que golpeaste el río y vete, que allí estaré yo ante ti, sobre la peña en Horeb; golpearás la peña y saldrá de ella agua para que beba el pueblo.

Moisés hizo así a la vista de los ancianos de Israel. Y puso por nombre a aquel lugar Massá y Meribá, por la reyerta de los hijos de Israel y porque habían tentado al señor diciendo: "Está o no está el Señor en medio de nosotros?"

Salmo 32, 4-5, 18-19, 20 y 22

R. Ojalá escuchéis hoy la voz del Señor:
"No endurezcáis vuestro corazón.

Venid, aclamemos al Señor,
demos vítores a la Roca que nos salva;
entremos a su presencia dándole gracias,
aclamándolo con su cantos.

Entrad, postrém onos por tierra,
bendiciendo al Señor, creador nuestro.
Porque él es nuestro Dios,
y nosotros su pueblo,
el rebaño que él guía.

Ojalá escuchéis hoy su voz:

"No endurezcáis el corazón como en Meribá,
como el día de Massá en el desierto;
cuando vuestros padres me pusieron a prueba
y me tentaron, aunque habían visto mis obras".

Carta de san Pablo a los Romanos

Hermanos:

Ya que hemos recibido la justificación de la fe, estamos en paz con Dios, por medio de nuestro Señor Jesucristo. Por él henos obtenido con la fe el acceso a esta gracia en que estamos: y nos gloriamos, apoyados en la esperan za de alcan zar la gloria de Dios.

Y la esperanza no defrauda, porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones con el Espíritu San to que se nos ha dado.

En efcto, cuando todavía estábamos sin fuerzas, en el tiempo señalado, Cristo murió por los impíos; en verdad, apenas habrá quien muera por un justo: por un hombre de bien tal vez se atrevería uno a morir; mas la prueba de que Dios nos ama es que Cristo, siendo nosotros pecadores,murió por nosotros.

Evangelio según san Juan 4, 5-42

En aquel tiempo, llegó Jesús a un pueblo de Samaría llamado Sicar, cerca del campo que dio Jacob a su hijo José: allí estaba el manantial de Jacob. Jesús, cansado del camino, estaba allí sentado junto al manantial. Era alrededor del mediodía.

Llega una mujer de Samaria a sacar agua, y Jesús le dice:

- Dame de beber. (Sus discípulos se habían ido al pueblo a comprar comida).

La samaritana le dice:

- Cómo tú, siendo judío, me pides de beber a mí, que soy samaritana? (Porque los judíos no se tratan con los samaritanos).

Jesús le contestó:

- Si conocieras el don de Dios y quién es el que te pide de beber, le pedirías tú, y él te daría agua viva.

La mujer le dice:

- Señor, si no tienes cubo y el pozo es hondo, de dónde sacas el agua viva?, eres tú más que nuestro padre Jacob, que nos dio este pozo y de él bebieron él y sus hijos con sus ganados?

Jesús le contesta:

- El que beba de este agua vuelve a tener sed; pero el que beba del agua que yo le daré nunca más tendrá sed; el agua que yo le daré se convertirá dentro de él en un surtidor de agua que salta hasta vida la eterna.

La mujer le dice:

- Señor, dame esa agua; así no tendré más sed , ni tendré que venir aquí a sacarla.

Él le dice:

- Anda llama a tu marido y vuelve.

La mujer le contesta: -

No tengo marido.

Jesús le dice:

-Tienes razón, que no tienes marido; has tenido ya cinco y el de ahora no es tu marido. En eso has dicho la verdad.

La mujer le dice:

- Señor veo que tú eres un profeta. Nuestros padres dieron culto en este monte, y vosotros decís que el sitio donde se debe dar culto está en Jerusalén.

Jesús le dice:

- Créeme, mujer: se acerca la hora en que ni en este monte ni en Jerusalén daréis culto al Padre. Vosotros dais culto a uno que no conocéis; nosotros adoramos a uno que conocemos, porque la salvación viene de los judíos. Pero se acerca la hora , ya está aquí, en que los que quieran dar culto verdadero adorarán al Padre en espíritu y verdad, porque el Padre desea que le den culto así: Dios es espíritu, y los que le dan culto deben hacerlo en espíritu y verdad.

La mujer le dice:

- Sé que va a venir el Mesías, el Cristo; cuando venga Él nos lo dirá todo.

Jesús le dice:

- Soy yo: el que habla contigo. (...)

En aquel pueblo muchos samaritanos creyeron en Él por el testimonio que había dado la mujer: Me ha dicho todo lo que he hecho (...). Todavía creyeron muchos más por su predicación [de Jesús] y decían a la mujer: Ya no creemos por lo que tú dices, nosotros mismos lo hemos oído y sabemos que Él es en verdad el salvador del mundo.

Lecturas bíblicas para los días de la semana

8, lunes: Re 5, 1-15a; Lc 4, 24-30.
9, martes: Dn 3, 25, 34-43; Mt 18, 21-35.
10, miércoles: Dt 4, 1, 5-9; Mt 5, 17-19.
11, jueves: Jr 7, 23-28; Lc 11, 14-23.
12, viernes: Os 14, 2-10; Mc 12, 28b-34.
13, sábado: Os 6, 1-6; Lc 18, 9-14.
14, domingo: 1S 16, 1b, 6-7, 10-13a: Ef 5, 8-14; Jn 9, 1-41.

 

Comentario litúrgico

La sed y el agua

Con el tercer domingo, entramos en una nueva etapa de la Cuaresma. Su contenido son tres grandes catequesis sobre Cristo. Ellas nos ayudarán al conocimiento de quién es Cristo para nosotros, o mejor, quién quiere ser para nosotros. Para conseguir esta meta, la liturgia ofrece lecturas llenas de un fuerte simbolismo. Hoy nos presenta el símbolo de la sed y el agua.

La primera lectura describe un experiencia religiosa programática: en pleno desierto, los israelitas experimentan el efecto devastador de una doble sed: la exterior producida por el desierto inhóspito y la interior que asolaba los corazones y que expresa perfectamente el interrogante: "Está o no está el Señor en medio de nosotros?".

Es un interrogante de siempre y, quizá de un modo especial, de nuestros tiempos, a los que se les ha llamado tiempos de inclemencia porque están llenos de un secularismo que rodea de silencio todo lo que concierne a Dios y consigue que, en el corazón de los cristianos, se yergue la duda y nazca una sed que no apagan las realidades terrenas.

El evangelio de san Juan da la vuelta a la cuestión : ya no es el hombre el que siente sed, ni el que busca a Dios. Es Cristo quien dice "Dame de beber" y quien sale al encuentro de la Samaritana.

Ante el drama de la sed del hombre que no aquieta su corazón con las cosas creadas y sufre por la experiencia de la ausencia de su Dios, Cristo sale al paso.

Sale ofreciéndonos su propia sed, pues como dice san Agustín: "Tenía sed de la fe de aquella mujer" y ofreciendo su propia agua que es el don del Espíritu que puede consolidarnos en la fe, aunque estemos llenos de dudas.

Antonio Luis Martínez

Santoral

7 de marzo: San Volker (+ 1128)

Hoy veneramos la memoria de un misionero de los eslavos en el siglo XII.

La cuestión crucial de su vida era esta: si la Iglesia y sus misioneros, solamente avanzan cuando los ejércitos de las naciones cristianas conquistan territorios, los naturales de esas tierras confundirán la fe con una forma de dominio y, en vez de aceptar el evangelio como una liberación, lo acatarán como una norma impuesta por los vencedores..., ¡triste suerte bélica para el más pacífico de los mensajes!.

En los tiempos de Volker se estaba evangelizando el norte del río Elba por parte de misioneros alemanes: si los eslavos se dominaban políticamente por las armas, sus corazones debían ser ganados por la predicación para la paz de Jesús.

No le fue fácil a nuestro santo establecer esa básica distinción y, en toda la historia de la Iglesia, no han sido pocos los que han fracasado en la diferenciación entre dominio colonial y ejercicio misionero. Por eso tantas naciones africanas de hoy ven en el cristianismo un sistema de dominio blanco importado por los imperios coloniales.

San Volker murió mártir por negarse a marchar como misionero al son de los tambores de la guerra y promover una evangelización pacífica de los eslavos.

Y... es que cuando los poderosos ayudan al evangelio nunca lo hacen desinteresadamente y, al final, el que pierde es Jesucristo: que nos lo pregunten, si no, a los católicos españoles de hoy. ¡Cuánto mejor nos hubiera venido en épocas pasadas menos ayuda política !

Manuel Amezcua

Los santos de la semana

8, lunes: Juan de Dios, Cirilo, Verecundo de Irache.
9, martes:
Francisca Romana, Paciano, Catalina.
10, miércoles:
Cayo y Alejandro, Juan Ogilvie, Pedro Tchoi.
11, jueves:
Ágape, Constantino, Vicente, Eulogio.
12, viernes:
Pionio, Maximiliano, Inocencio, Justina F. Bezzoli.
13, sábado:
Rodrigo, Cristina, Modesta, Patricia, Leandro.
14, domingo:
Alejandro, Lázaro, Matilde.

 

Contraportada

El colegio de las Josefinas cumple
este año su 75 aniversario en Badajoz

Por el centro han pasado más de 10.000 alumnos

El colegio de las Misioneras Siervas de San José, conocidas popularmente como Josefinas, de Badajoz cumple 75 años. Durante este tiempo han pasado por él más de 10.000 alumnos. Tan solo en la actualidad cuenta con 1.085 jóvenes en sus aulas. La presencia de las Josefinas en la educación ha tenido gran influencia, no sólo en Badajoz, donde han tenido también, hasta el año 76, escuela propia de magisterio, sino en toda la provincia. En Mérida poseen otro colegio que al año que viene cumple su primer centenario. Para conmemorar los 75 años se han preparado diversos y variados actos que comenzaban el jueves con una conferencia sobre la labor de las Josefinas.

Las Misioneras Siervas de San José fueron fundadas en 1874 por el Padre Francisco Javier Butiñá, jesuita de Gerona y por la Madre Bonifacia Rodríguez, de Salamanca. Ahora son unas 800 en todo el mundo.

A Badajoz llegaron hace 75 años. En un primer momento estuvo en el número 10 de la calle Menacho y en el 51 de Menéndez Valdés. Posteriormente, en el año 46 se puso la primera piedra, pasó a la calle Santa Marina, donde se encuentra en la actualidad. La filosofía del centro es estar abierto a todos, con especial dedicación a los más débiles. La directora del colegio, doña Josefa Aureoles, afirma con orgullo que nunca han sido elitistas y que nadie se va o deja de entrar en el colegio por problemas económicos. Su manera de entender la educación ha hecho que las aulas estén repletas, con 1085 alumnos y alumnas, ya que desde hace 10 años es mixto, una cantidad inferior a la de otros años debido a exigencias de la LOGSE.

Cómo entender la educación

Para una sierva de San José el trabajo, en este caso la labor docente, adquiere su modelo de la Sagrada Familia, con el fin de educar para la justicia y el lema que marca el camino de "Trabajo, Fe y Amor". El trabajo va unido a la oración, con lo que esa acción adquiere un sentido trascendente.

En la actualidad tienen concertadas con el Ministerio de Educación la Primaria y la Secundaria, el resto, Infantil y lo que queda todavía de Bachillerato está sin concertar.

Durante todo este tiempo han pasado por las Josefinas más de diez mil estudiantes, lo que nos da una clara idea de la influencia que este centro ha tenido en la formación de buena parte de la población pacense, y no sólo pacense, ya que por él ha pasado gente de toda la provincia.

Además las Misioneras Siervas de San José han tenido escuela propia de magisterio hasta el año 76, por lo que esa influencia antes referida y su forma de hacer, se han propagado por todos los rincones de nuestra tierra de aula en aula. Doña Josefa Aurioles, la directora, se muestra convencida de que la enseñanza es básica para cualquier tipo de promoción. Hablando de educación, la responsable del colegio va más allá al afirmar que "la enseñanza católica es imprescindible hoy, aunque corran tiempos difíciles para una educación integral. Esto se ve día a día con un dato simple: la demanda que tenemos. Nuestros colegios tienen buena prensa, existe demanda, nosotros estamos llenas. Se constata que los colegios católicos siguen contando con la confianza de los padres tanto por la cercanía que mostramos como por el seguimiento que se hace de nuestros alumnos . "

Enseñanza católica y laicos

Los más de mil alumnos están atendidos por 47 profesores, de los que 8 son religiosas. Ello lleva a señalar a doña Josefa Aurioles que el futuro de la enseñanza católica está en manos de los laicos. "Hay que preparar seglares -manifiesta- para darles cargos de responsabilidad. Las religiosas solas no pueden sostener los colegios. En este sentido la Federación de Religiosos (FERE) va dando pasos importantes".

Las Misioneras Siervas de San José, además de la enseñanza se dedican a la promoción social de la mujer, trabajan en labores de catequesis y en misiones. En Badajoz poseen otra casa en la parroquia de Jesús Obrero.

Actos programados

Con motivo del 75 aniversario de la llegada a Badajoz, el colegio de las Josefinas ha elaborado un amplio calendario de actividades que comenzaba esta semana, concretamente el pasado jueves con una conferencia a cargo de don Francisco Figuero Sevilla, inspector de educación, en torno a la labor pedagógica, formativa y social de las Siervas de San José.

Para el día 17 de este mes se ha programado un festival musical en el pabellón deportivo de la Granadilla, con la actuación de un grupo de alumnos.

La víspera de San José, patrón de la congregación, habrá una verbena por la noche, y ya el 19 de marzo, a las doce y media de la mañana, se celebrará una eucaristía en la capilla del colegio.

También se han organizado actividades que se prolongarán durante varios días. Del 24 de mayo al 8 de junio estará abierta una exposición de fotografía y trabajos manuales.

Los actos se cierran en el mes de junio, con el curso académico. El día 4 habrá un concierto en el salón de actos del centro y al día siguiente se celebrará de una misa presidida por el arzobispo, don Antonio Montero Moreno a las 11,30 de la mañana. Tras la eucaristía tendrá lugar una comida en el hotel Río.

Juan José Montes


Return to Camino