Iglesia en camino

 

 

Semanario de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail:

iglenca@jet.es

Edición electrónica: http://www.christusrex.org./www1/camino/camino.html

Número 383. 11 de marzo de 2001

Director: José María Gil

Redactor Jefe: Juan José Montes

 

 


 

Portada

El Día del Misionero Extremeño
congregó a medio millar de personas

La Jornada se celebró en Medellín y Don Benito

El Día del Misionero Extremeño congregó el pasado sábado en Medellín y Don Benito a medio millar de personas de las diócesis de Mérida-Badajoz, Coria-Cáceres y Plasencia, que tuvieron la oportunidad de convivir durante toda la jornada con misioneros de nuestra región.

Buena parte de esta gente está integrada en grupos de apoyo misionero y trabajan desde sus respectivas parroquias para ayudar a los que evangelizan fuera de nuestras fronteras.

La Jornada comenzaba en Medellín con la acogida en la parroquia para partir posteriormente en peregrinación a la iglesia de san Martín. Desde allí los participantes marcharon a la ermita de la Virgen de las Cruces de Don Benito, donde se organizaron grupos de trabajo y reflexión.

Tras la comida hubo tiempo para la fiesta, que dio paso a la Eucaristía, presidida por el obispo de Plasencia, don Carlos López.

 


 

Editorial

Paro femenino extremeño

Invitan a la reflexión las cifras de un estudio sobre el trabajo de la mujer en Extremadura, elaborado por el sindicato C.C.O.O, donde se aducen datos, a la vez comparativos y llamativos, sobre el paro de las mujeres en Extremadura. Se comparan allí las tasas del paro femenino en Europa, el 12%, con las de España, el 23%, esto es, casi el doble, para dar luego un salto hacia arriba en Extremadura, donde, en Badajoz asciende la gráfica hasta casi el 40% y en Cáceres el 32%.

La segunda comparación se establece entre los sexos, o géneros, como se dice ahora. Las féminas presentan como índice de ocupación prácticamente la midad que la de los varones. Aunque los cálculos sociológicos e incluso las recientes estadísticas, se prestan siempre a lecturas variadas, lo que aquí aflora, son, cuando menos apreciaciones de bulto, que siembran la inquietud social. Máxime, si a eso se añade que la retribución de las mujeres se cifra aproximadamente en un 78% de la de los hombres. Es cierto que esto último requiere otras matizaciones, por ser empleos desiguales en la preparación requerida, la antigüedad en el puesto, los tamaños de la empresa y la temporalidad del contrato.

Pero, en suma, los hechos, siempre tozudos, están ahí y constituyen un componente tanto de carácter laboral y económico como de autoestima, autorealización y compromiso familiar, aunque en esto último no todo sean ventajas. Pero estamos en el siglo XXI y las cosas son como son.

 


 

Carta del Arzobispo

Pecador me concibió mi madre

Hablamos de la condición pecadora de nuestra especie con la misma naturalidad con que lo hacemos sobre su alma libre e inmortal, sobre sus derechos inalienables, sobre su dignidad prominente entre todos los demás seres del mundo visible. Esas y otras prerrogativas son en cierto modo necesarias para que el sujeto que las encarna tenga la capacidad y la responsabilidad de construir su propio destino sobre el bien y la verdad, o por contra, ofender a su creador y rebajarse moralmente a sí mismo como nada ni nadie lo puede hacer desde fuera.

Hablar, empero, de pecado, en sentido teológico, sólo es comprensible para quienes se reconocen a sí mismos como criaturas y aceptan de algún modo un transmundo religioso. Contra Tí, contra Tí sólo pequé, dice el salmista. Perder el sentido del pecado es siempre, como ya lo denunció Pío XII, una premisa o una secuela del alejamiento de Dios de nuestro horizonte personal. No debe, sin embargo, confundirse el sentido del pecado con el sentimiento de culpa. Los psicólogos saben deslindar debidamente este sentimiento humano como signo de buena salud anímica, de aquello otro que se llama complejo de culpabilidad, con rasgos claramente enfermizos.

Los hombres y mujeres religiosos, incluídos los psicólogos creyentes o simplemente respetuosos con el mundo de la fe, se muestran de acuerdo en que la experiencia bíblica del pecado, el perdón y la gracia, se mueve en otro plano y se rige por otras leyes, si bien rima muy bien el equilibrio psicológico con la paz de espíritu o, mejor, del Espíritu.

Hoy nadie discute que el sentido del pecado, a más de ser un componente antropológico de la experiencia inmemorial de todas las religiones y culturas, constituye un elemento clave en la Historia sagrada, o Historia de la salvación, que sólo es tal porque somos humanidad pecadora y redimida. El misterio del mal anida en los tuétanos de nuestra estirpe y tiene su expresión suprema en la transgresión del Paraíso. La manzana y las hojas de higuera serían desde entonces el emblema eterno de hasta a dónde puede llevarnos la pretensión de ser dioses, para definir por nuestra cuenta los linderos del bien y del mal.

 

Una estirpe pecadora

La herencia de Adán la compartieron, compartimos y compartirán todos los miembros de la familia humana, los desterrados hijos de Eva en este valle de lágrimas. Nacemos con el estigma del mal que nos delata a la primera de cambio. ­Lola, procura estar pendiente de Juanín que tiene celos de su hermano pequeño. Los bebés son, en efecto, egoístas, envidiosos, vengativos, mentirosillos. Por eso, un objetivo primordial de toda educación correcta es ir arrancando pacientemente las malas hierbas del corazón humano.

¡Pues, anda, que los mayores!Somos, qué duda cabe, una especie peligrosa para la ecología del planeta. Grandes depredadores, grandes guerreros, almacenistas al por mayor de mala uva. Sobran aquí los libros y los testimonios de fuera. Que se asome cada quisque al propio corazón, del que salen, dice Jesús, todos los crímenes y abominaciones. Tú o yo sabemos, por desgracia, cómo nos agarrota la pereza, nos crispa la ira, nos pudre la envidia, nos hincha la vanidad, nos embrutece la gula, nos turba y nos degrada la lujuria.

Sentir, gracias a Dios, no es consentir. Como católicos le debemos al Concilio de Trento la clara distinción entre el "fomes peccati", el aguijón o incentivo del pecado, la tentación calenturienta, los instintos revueltos, que arremeten obscuros contra nuestra flaqueza. Pero viene en nuestra ayuda San Agustín para describirnos al demonio como un perro rabioso, que ladra a nuestros talones, pero que está encadenado y no podrá nunca morderme si yo no le arrimo el pie, la mano o la región glútea. Acude también San Pablo para contarnos sus cuitas: "Para que yo no me engría (de mis revelaciones) me fue dado el aguijón de la carne, el ángel de Satanás que me abofetea. Pero viéndome así, oré tres veces al Señor para que lo retirase y El me dijo: Te basta mi gracia, pues mi poder llega a su cima en la flaqueza" (I Cor 12-79).

Aviso importante, pues. Aunque concebidos y paridos en pecado, y siendo por ello de carne y condición pecadora, no se deduce de eso que estemos podridos por dentro como las manzanas con gusano, y que la tentación y la concupiscencia (inclinación permanente hacia el mal) nos confine para siempre en el reino de las tinieblas. En eso se pasó de rosca Lutero, en su descalificación radical del ser humano, y con él toda la Reforma, rompiendo así la comunión con la Iglesia católica y creando el cisma de Occidente.

 

La tentación no es caída

Roma, Trento, la Contrarreforma y en definitiva nuestra Iglesia Católica ha mantenido siempre que nuestras malas obras son perdonadas y destruidas por la reconciliación sacramental, en tanto que las buenas se suman a la sangre de Jesús. Lo que se juega en esos enfoques doctrinales no es cosa de poca monta, aunque no nos quepa aquí una explicación profunda. ¿Somos nosotros santos y limpios también, aunque la santidad nos venga de Cristo? Por supuesto que sí. Se trata, nada más y nada menos, que de la cotización del hombre en la Bolsa de Dios y de sí mismo. De aquí se han seguido desde entonces guerras religiosas de cien años, procesos terribles de Inquisición, enfrentamientos eclesiales durante cuatro siglos, a los que ha salido al paso en el último el movimiento ecuménico y el Concilio Vaticano II.

En esa clave ecuménica ha de interpretarse la Declaración conjunta sobre la doctrina de la justificación, suscrita el día 31 de Octubre de 1999 por la Iglesia Católica y la Federación Luterana mundial, en la Iglesia de Santa Ana de Augsburgo, en el mismo lugar donde 459 años antes fue presentada la "Confesión" protestante de Melancton. Es este un salto de casi medio milenio que supone un enorme progreso en la aproximación doctrinal, pero que deja abiertas al futuro del ecumenismo cuestiones todavía fundamentales para la plena comunión de fe entre ambas confesiones cristianas. Los católicos han subrayado con mayor fuerza que antes la soberanía de Dios, sin dependencia alguna a la hora de justificar (hacer justo al hombre) y los luteranos reconocen el valor de las buenas obras como ofrenda grata al Señor y admiten también que la justificación genera en nosotros un hombre nuevo.

Botón de muestra: "Juntos confesamos que la gracia de Dios perdona el pecado del ser humano y a la vez lo libera del poder avasallador del pecado... Somos verdadera e internamente renovados por la acción del Espíritu Santo... En este sentido, los justificados no siguen siendo pecadores"... "La obra de la gracia de Dios no excluye la acción humana. Dios obra todo, la voluntad y la realización, por eso estamos llamados a esforzarnos. (Fil 2,12 ss) ("Ecclesia, 2.971, 13-XI-99).

 

Coletilla cuaresmal

Porque nos resta una pregunta final y muy de Cuaresma: ¿Vale la pena, tiene sentido hoy una reflexión honda y personal sobre el pecado, para actuar conforme a ella? El pecado está detrás de todas las guerras, las opresiones, las tragedias y las maldades de la humanidad. Es también lo peor de nosotros mismos. Pecado es también la vulgaridad, el inmobilismo de tantas personas o comunidades cristianas. Lo peor del pecado es que lo puedo cometer pero yo, pero que no lo puedo borrar, ni me lo puedo perdonar a mí mismo. Sería espantoso, nos llevaría a la desesperación, si el pecado tuviera la última palabra. Nos lo jugamos todo, en este mundo y en el otro, si no abrimos nuestro ser a la luz de la palabra divina, al misterio salvador de Jesucristo, a nuestra incorporación bautismal a su muerte y a su resurrección, al mundo sacramental de la Iglesia, donde manan las fuentes del perdón y de la paz. Estamos en Cuaresma, ¿no?

+ ANTONIO MONTERO MORENO
Arzobispo de Mérida-Badajoz

 


 

Centrales

La misión brota de la aceptación
de Cristo como nuestro único Señor

Medellín y Don Benito acogieron el Día del Misionero Extremeño

Las Delegaciones Diocesanas de Misiones de las tres diócesis extremeñas celebraban el pasado sábado el Día del Misionero Extremeño con el lema "Testigos del amor de Cristo en todo el mundo".La organización, que rota cada año, correspondía en esta ocasión a la diócesis de Plasencia.

El encuentro, en el que tomaron parte alrededor de 500 personas, a pesar del mal tiempo, se desarrolló entre las localidades de Don Benito y Medellín. En este histórico pueblo, cuna del conquistador Hernán Cortés, tenía lugar la recepción de los participantes en torno a las 11 de la mañana por parte del párroco, don Francisco García Sánchez, que expuso la historia de la localidad, un pueblo que cuenta en su haber con 13 santos y más de 30 misioneros que evangelizaron el Nuevo Mundo.

El delegado de misiones de Mérida-Badajoz, don Pedro Losada manifestaba tras el encuentro que la razón de elegir estas dos localidades es que Medellín es un foco misionero y está en la historia de la Evangelización de América. En esta localidad se conserva la pila bautismal de Hernán Cortés. El caso de Don Benito es que cada año se busca también un lugar con santuario mariano, por lo que la proximidad de ambos pueblos aconsejó hacerlo conjuntamente.

Tras las palabras de don Francisco y la bienvenida del Delegado de Misiones de la diócesis de Plasencia, don Sebastián Conejero Gallego, los asistentes al encuentro peregrinaron a la iglesia de san Martín, ubicada en las afueras del pueblo.

 

Cuatro estaciones

En el transcurso de la peregrinación se realizaban cuatro paradas en las que misioneros y miembros de grupos de apoyo misionero realizaron una serie de reflexiones. Llegados a la Iglesia de san Martín se iniciaba un acto de oración que se prolongó por espacio de media hora.

Finalizada la oración, los peregrinos partían en coches y autobuses a la ermita de la Virgen de las Cruces, en Don Benito. Allí se propusieron una serie de cuestiones para trabajar por grupos: ¿Dónde podemos hoy contemplar el rostro de Cristo doliente o glorificado, en nuestros misioneros y misioneras? ¿Cómo hemos de caminar hoy nosotros con Cristo y desde Cristo? y ¿Cómo podemos ser testigos hoy del amor de Cristo en el mundo?

La reflexión daba paso a la comida, que al igual que el trabajo por grupos tuvo que hacerse bajo techo debido a la lluvia que deslució la jornada.

Entre el almuerzo y la Eucaristía, que comenzaba a las 4,30 de la tarde presidida por el obispo de Plasencia, don carlos López, había tiempo para la diversión y la fiesta, especialmente por parte de los varios centenares de jóvenes que asistían a la Jornada.

 

La misión y Cristo

La Eucaristía, que cerraba el programa, comenzaba a las 4,30 presidida por el obispo de Plasencia, don Carlos López y cantada por un grupo de jóvenes. Don Carlos afirmaba en su homilía que creer en Jesucristo es inseparable de anunciar a Jesucristo. "Por eso -dijo- en realidad, la urgencia misionera de la Iglesia es algo que brota de nuestra misma aceptación de Jesucristo como nuestro Señor. A Él lo reconocemos como único Señor, el único liberador". Don Carlos pidió a todos estar abiertos a los más necesitados "y aquí consideramos no solamente la pobreza material, no olvidemos que no sólo de pan vive el hombre y que no es sólo la riqueza material del desarrollo económico lo que la gente necesita, sino también, y sobre todo, la riqueza del Espíritu".

Misioneros sin salir de casa

Rafaela Sánchez pertenece al grupo de apoyo misionero de la parroquia de san Juan de Ribera de Badajoz. Manifiesta que en primer lugar tratan de crear y animar la conciencia misionera dentro y fuera de su parroquia. "La gente conoce y admira en mayor o menor medida a los misioneros, pero todo queda reducido a fechas muy concretas como el DOMUND. Nosotros estamos convencidos de que esa conciencia misionera tiene que permanecer todos los días porque todos los días se está muriendo gente de hambre y todos los días hay muchos millones de personas que no han oído hablar de Jesús".

En su grupo eso se traduce en la práctica en formación y trabajo. La formación tiene que desembocar en un compromiso que se materializa en un trabajo de artesanía, especialmente de costura que, a finales de mayo o primeros de junio, se expone y se vende. El dinero obtenido va al Fondo Diocesano de Solidaridad que se reparte en diversos proyectos del tercer mundo.

Rafaela destaca que "hay gente que no puede asistir y trabaja en su casa para aportar cosas a la exposición. El año pasado incluso nos mandaron del Instituto de Cabeza del Buey unos trabajos de unos alumnos de tecnología y también lo expusimos".

Petra Cerro trabaja en el grupo de apoyo misionero de la parroquia de san José de la capital pacense. Destaca que el grupo es más de oración, aunque en ocasiones también han realizado exposiciones. Se reúnen los miércoles. Declara que "La oración es muy importante para pedir por los misioneros. Desde el primer momento lo vi claro. Ahí estamos y la verdad es que están todas contentas y que el grupo marcha porque va aumentando, comenzamos seis y estamos ya veinte".

 

Los misioneros y cooperantes españoles
en África reciben equipos de radio

Programa de apoyo a los cooperantes españoles de la Fundación Telefónica

Dentro de su programa de apoyo a los cooperantes y misioneros españoles en África, la Fundación Telefónica hizo entrega recientemente de 9 estaciones de radio a diferentes organizaciones y congregaciones religiosas en Mozambique. Este país, situado en la costa sureste de África, cuenta con una población cercana a los 15 millones de personas, y su historia más reciente está marcada por 20 años de guerra civil y también, por las catástrofes naturales, como las inundaciones que viene padeciendo en los últimos años.

Entre religiosos, religiosas y laicos, Mozambique es el segundo país de África con mayor número de misioneros españoles, por detrás únicamente de la República Democrática del Congo.

A lo largo del año 2000 se fueron fijando las bases sobre las que debía sustentarse el proyecto en Mozambique, un país con una estructura social y administrativa muy distinta a la de la República Democrática del Congo, el otro país destino de estos programas de cooperación el pasado año.

La coordinación, entrega, instalación, verificación y control de los equipos se llevó a cabo de acuerdo con la Embajada Española en Maputo (Mozambique), la Agencia Española de Cooperación Internacional y la empresa de telecomunicaciones Space Ida Maputo. Las estaciones de radio de 1Kw. permiten comunicar con Madrid Radio o con cualquier otro punto del planeta y gracias a ellas, alrededor de 150 cooperantes españoles estarán perfectamente comunicados.

 

Ayuda imprescindible

Pero la importancia de estos equipos va mucho más allá. Según Juan Carlos Solís, Jefe del Servicio Marítimo de Telefónica de España, en aquellos lugares donde se han instalado "han servido para ayudar en las grandes catástrofes pero también en los pequeños casos, como puede ser el suministro de medicamentos, ya que gracias a la radio se agiliza mucho todo el proceso".

 

Retablo

 

La ONU denuncia la falta de respeto de la libertad de culto en China

La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Mary Robinson, visitó Pekín del 24 al 26 de febrero para asistir a un seminario sobre el crimen, donde afirmó que "a China le queda todavía mucho camino que recorrer para adecuarse a los estándares internacionales de libertad de expresión, asociación, culto».

La visita sirvió para que Robinson pidiera la abolición de los campos de reeducación, donde viven confinados disidentes políticos y miembros del movimiento budista Falungong. En estos momentos el régimen ha lanzado una campaña de represión contra los cristianos que no quieren adherirse a la Asociación Patriótica China (una especie de Iglesia controlada por el régimen). Las medidas incluyen el encarcelamiento de varios obispos y sacerdotes

China ratificó el 28 de febrero la Convención de la ONU que se refiere a derechos de los trabajadores y asuntos sociales. Pero ha sido una firma a medias porque el Gobierno de Pekín, aunque ha adherido a la Convención, redactada y aprobada en 1997, no se ha comprometido a conceder la posibilidad de que se organicen sindicatos libres y no ha dado garantías de respeto de otros derechos humanos.

 

Zenit

Renacen las vocaciones en Cuba

En Cuba están aumentando las vocaciones al sacerdocio y a la vida consagrada masculina y femenina, a pesar de las dificultades económicas y sociales.

Lo atestigua el arzobispo de La Habana, el cardenal Jaime Ortega y Alamino, en una larga entrevista sobre la situación eclesial de la isla, publicada por &laqno;L'Osservatore Romano».

&laqno;En Cuba --explica el cardenal-- hay alrededor de 80 seminaristas, incluidos los que pertenecen a algunas órdenes religiosas», mientras que hace cinco años eran 25. Además, aclara, el número ha aumentado, pero &laqno;eso no significa que haya disminuido la calidad».

Ahora bien, el crecimiento de vocaciones más impresionante se está experimentando en la vida religiosa femenina. &laqno;Es un hecho que el número de las religiosas ha aumentado en Cuba. Hace 15 años eran alrededor de 200 o, a lo sumo, 250. Hoy son casi 600».

 

Zenit

 


 

Noticiario diocesano

Cáritas Diocesana lleva a cabo los encuentros
de coordinadores, de tesoreros y de la mujer

Al primero asistieron 60 representantes de 41 Cáritas parroquiales, al segundo, 14,
y al tercero mujeres de seis localidades, monitoras y una responsable de Cáritas Española

El día 3 tenía lugar el "II Encuentro Diocesano de Cáritas Parroquiales" y el "III Encuentro Diocesano de Tesoreros de Cáritas Parroquiales", a los que asistían alrededor de 60 personas procedentes de 41 Cáritas Parroquiales. Ambos encuentros tenían como objetivo favorecer la convivencia y el intercambio de experiencias entre las Cáritas Parroquiales de la Diócesis y descubrir juntos caminos de actuación y coordinación.

Los coordinadores de Cáritas Parroquiales se reunieron por grupos para trabajar sobre dos de los cuatro temas que ya en el I Encuentro se esbozaron: Cáritas, animadora de la comunidad y La coordinación en la acción social.

Como preparación al trabajo por grupos, don Andrés Guerra Romero director de Cáritas Diocesana, hizo una breve introducción para recordar a todos los asistentes el contexto en el que se situaba este II Encuentro.

Durante toda la mañana los coordinadores de Cáritas Parroquiales trabajaron sobre los dos temas antes citados y expusieron sus logros, carencias y dificultades, así como las demandas que hacen a los socios y programas diocesanos.

Al final de la mañana se dedicó un tiempo para que los asistentes pudieran plantear cuestiones de carácter general o particular y, desde la dirección de Cáritas Diocesana, se informó que el programa de Empleo se pondrá en marcha a partir del mes de abril. Este programa es un servicio de orientación y acompañamiento laboral para la inserción laboral.

 

Tesoreros

Una vez finalizada la oración de inicio, los tesoreros procedentes de 14 Cáritas Parroquiales se reunieron con los responsables de administración de Cáritas Diocesana para trabajar sobre temas referentes a la elaboración de la memoria anual. La presentación del nuevo programa contable y las normas de justificación y estructuras contables (ordenar gatos e ingresos) fueron algunos de los temas. Además los tesoreros tuvieron la posibilidad de preguntar e informarse sobre cuestiones contables de interés general o particular.

 

III Encuentro de Mujer

Cáritas Diocesana ha celebrado el Día de la Mujer con un encuentro de mujeres que, a lo largo del año, participan en sus programas.

El encuentro, el tercero ya de estas características, se desarrollaba el pasado día 4 en La Morera bajo el lema "Lo que se da no se pierde". A él asistieron 180 personas, entre las que se encontraban mujeres de La Coronada, La Nava de Santiago, Cabeza la Vaca, Táliga, Oliva de la Frontera y La Morera, participantes en los proyectos que en la zona rural se están llevando a cabo en la provincia de Badajoz, monitoras de diferentes proyectos, trabajadoras del Programa de Mujer de Cáritas Diocesana y la responsable de este programa de Cáritas Española, Puri Marcos.

Durante la mañana hubo una dinámica y una charla sobre "El cambio en la persona" impartida por Teresa Felipe, Luis Prats y Alfonso Puerto, tres psicólogos que hicieron reflexionar, entre otras cosas, sobre el miedo al cambio, la libertad para llevarlo a cabo y la visualización del mismo.

A continuación se celebró la Eucaristía, animada por el grupo de La Coronada que cantó la Misa Extremeña.

Después del almuerzo hubo un festival con canciones, poesías y un sainete que prepararon cada uno de los grupos.

Las mujeres de los distintos proyectos llevan a cabo trabajos en diferentes talleres, desde bordados hasta elaboración de mermeladas, pasando por el cuero.

El objetivo del encuentro era, además de facilitar el conocimiento entre las mujeres de los diferentes proyectos, tomar conciencia de que hay otras mujeres que viven situaciones similares a las suyas, el deseo de abrirse a experiencias nuevas y la posibilidad de cambiar su propia vida.

 

José Saraiva Martins, nuevo cardenal,
estudió en Jerez de los Caballeros y Zafra

Este arzobispo portugués es el actual
Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos

El Arzobispo portugués Monseñor José Saraiva Martins, uno de los cardenales nombrados por Juan Pablo II recientemente, realizó sus estudios de Filosofía en Extremadura, concretamente en las localidades de Jerez de los Caballeros y Zafra.

Así se informa en la publicación Familia Claretiana, congregación a la que pertenece este religioso.

 

Nacido en Portugal

Monseñor Saraiva nació en 1932 en Gagos (Portugal) y profesó el 22 de agosto de 1952.

Estudió Filosofía en Jerez de los Caballeros y Zafra, donde los Claretianos tenían su centro de formación. Posteriormente estudió Teología en Roma y Lovaina (Bélgica).

 

Causas de los Santos

En el año 1988 fue consagrado obispo y nombrado Secretario de la Congregación para la Educación Católica.

Diez años más tarde es nombrado por el Santo Padre Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, cargo en el que permanece en este momento.

 

Primera piedra de la parroquia de san Juan de Dios de Badajoz

Este domingo, día 11 a las 18,00 horas, el Arzobispo, don Antonio Montero Moreno, pondrá la primera piedra del templo parroquial de san Juan de Dios, en la urbanización Jardines del Guadiana.

El nuevo templo irá ubicado al fondo del jardín central de la referida urbanización y el territorio comprendido en la demarcación de la comunidad parroquial abarca, además de las conocidas barriadas "Cañada-Moreras", las nuevas urbanizaciones de la "Universidad", "Guadiana" y "Jardines del Guadiana", de lo que se deriva que la configuración de la comunidad parroquial es muy plural y heterogénea.

La construcción que simbólicamente se inicia el domingo con la colocación de la primera piedra, estará dividida en dos fases: la primera en la que se construirá el templo propiamente dicho, con un plazo de ejecución previsto de un año, y la segunda consistente en la edificación de las distintas dependencias pastorales como salas de catequesis, salones para talleres, salón de actos, salón para la tercera edad etc.

Según manifestaciones del párroco, don Enrique Cruz, "el nuevo complejo nace con una vocación de apertura y de diálogo, queriendo ser casa acogedora para todos que dé respuesta a las necesidades del entorno social".

El conjunto de la obra alcanza un presupuesto que supera los 120 millones de pesetas, de los cuales 75 corresponden a la primera fase que ahora se inicia. La financiación procederá de tres fuentes: la diócesis de Mérida-Badajoz, la comunidad parroquial y un préstamo bancario, cuyo pago asumirá la propia comunidad parroquial, para lo cual el párroco espera "contar con la generosa colaboración de todos".

 

El 19 de marzo, Día del Seminario

El día de San José se celebra el día del Seminario, una jornada ya clásica que tendrá eco en las parroquias el domingo día 18 y que este año lleva por lema "El Seminario, corazón de la diócesis".

Con ella se pretende que los cristianos pidan a Dios por las vocaciones sacerdotales y apoyen económicamente al Seminario
.

Confer prepara las IX Jornadas
de Vida Religiosa en Extremadura

La Confer Regional prepara para los días 17 y 18 de este mes las IX Jornadas de Vida Religiosa en Extremadura, que se realizarán en la casa de oración de Gévora.

Siguiendo las conclusiones de la Asamblea Ordinaria de este organismo, las Jornadas llevarán por lema "La Iglesia en Extremadura ante la pobreza", tratando de facilitar y promover la implicación de todas las comunidades religiosas en las conclusiones del Congreso del mismo título celebrado en noviembre del año 99.

Por otro lado, en relación a la CONFER, cabe destacar que la Asamblea Extraordinaria de este organismo, celebrada recientemente en Mérida, acordó nombrar presidente regional al padre Francisco Martín, Oblato de María Inmaculada de la comunidad de Badajoz y Vicepresidenta a la hermana Magdalena Gallego Sánchez, de la comunidad del Santo Ángel de Almendralejo.

 


 

Al paso de Dios

El gol

Efectivamente, el título tiene que ver con el gol anulado al Barcelona en el último minuto en su partido con el Real Madrid. Quiero hacer referencia a algunos comentarios posteriores al encuentro, en el sentido de que la decisión arbitral fue el robo de la liga a un equipo para regalársela a otro. Pero no se preocupen, esta semana no va de fútbol; si empiezo con esos hechos "deportivos" (es un decir), es porque son como una parábola de nuestra vida cristiana: la liga en cualquier competición la gana el conjunto más regular, aunque a lo largo del campeonato haya perdido algún partido; la Vida la gana el ser humano fiel, aunque en todo el recorrido vital haya sufrido muchas derrotas.

La fidelidad supone mantener el rumbo en medio de las dificultades, levantarse de las caídas y seguir caminando o mirar al frente en todo momento, a pesar de los despistes que a veces hacen perder el norte. La fidelidad es estar siempre en la brega; lo que produce heridas y arriesga errores, pero no permite el olvido. El rostro de Jesús nunca deja de reflejarse en el fiel; ni siquiera cuando el mal consigue algunos triunfos, pues para eso se hizo pecado, Él que nunca lo tuvo.

La cuaresma es tiempo de consolidar la fidelidad; y el modo de hacerlo es la conversión, que no consiste sólo, como piensan muchos, en mirar al pasado errático. Es más bien recuperar la ilusión por una Pascua, que llegará como fuerza de vida para el mañana inmediato y para el mañana definitivo, si nos dejamos purificar y enriquecer por el crisol de la cruz: la oración, la generosidad, el sacrificio, la penitencia y todo lo de cada día, que no es poco.

Amadeo Rodríguez Magro
(amadeo.vgeneral@planalfa.es)

 


 

Liturgia del domingo

Celebramos el II Domingo de Cuaresma

Palabra de Dios

Libro del Génesis 15, 5-12. 17-18

En aquellos días, Dios sacó fuera a Abrán y le dijo: "Mira al cielo; cuenta las estrellas, si puedes". Y añadió: "Así será tu descendencia". Abrán creyó al Señor, y se lo contó en su haber.

El Señor le dijo: "Yo soy el Señor, que te sacó de Ur de los Caldeos, para darte en posesión esta tierra".

Él replicó: "Señor Dios, ¿cómo sabré yo que voy a poseerla?"

Respondió el Señor: "Tráeme una ternera de tres años, una cabra de tres años, un carnero de tres años, una tórtola y un pichón".

Abrán los trajo y los cortó por el medio, colocando cada mitad frente a la otra, pero no descuartizó las aves. Los buitres bajaban a los cadáveres, y Abrán los espantaba. Cuando iba a ponerse el sol, un sueño profundo invadió a Abrán, un terror intenso y oscuro cayó sobre él. El sol se puso, y vino la oscuridad; una humareda de horno y una antorcha ardiendo pasaban entre los miembros descuartizados. Aquel día el Señor hizo alianza con Abrán en estos términos: "A tus descendientes les daré esta tierra, desde el río de Egipto al Gran Río Éufrates".

 

Salmo 26, 1. 7-8a. 8b-9abc. 13-14

R. El Señor es mi luz y mi salvación.

El Señor es mi luz y mi salvación,
¿a quién temeré?
El Señor es la defensa de mi vida,
¿quién me hará temblar?

 

Carta a los Filipenses 3, 17-4, 1

Nosotros somos ciudadanos del cielo, de donde aguardamos un Salvador: el Señor Jesucristo. Él transformará nuestro cuerpo humilde, según el modelo de su cuerpo glorioso, con esa energía que posee para sometérselo todo.

Así pues, hermanos míos queridos y añorados, mi alegría y mi corona, manteneos así, en el Señor, queridos.


Evangelio según san Lucas 9, 28b-36

En aquel tiempo, Jesús cogió a Pedro, a Juan y a Santiago y subió a lo alto de la montaña, para orar. Y, mientras oraba, el aspecto de su rostro cambió, sus vestidos brillaban de blancos.

De repente, dos hombres conversaban con Él: eran Moisés y Elías, que, apareciendo con gloria, hablaban de su muerte, que iba a consumar en Jerusalén.

Pedro y sus acompañantes se caían de sueño, y, espabilándose, vieron su gloria y a los dos hombres que estaban con Él. Mientras éstos se alejaban, dijo Pedro a Jesús: "Maestro, qué bien se está aquí. Haremos tres tiendas: una para ti, otra para Moisés y otra para Elías". No sabía lo que decía.

Todavía estaba hablando, cuando llegó una nube que los cubrió. Se asustaron al entrar en la nube. Una voz desde la nube decía: "Éste es mi Hijo, el escogido, escuchadle".

Cuando sonó la voz, se encontró Jesús solo. Ellos guardaron silencio y, por el momento, no contaron a nadie nada de lo que habían visto.

 

 

Lecturas bíblicas para los días de la semana

12, lunes: Dn 9, 4-10; Lc 6, 36-38.
13, martes: Is 1, 10. 16-20; Mt 23, 1-12.
14, miércoles: JJr 18, 18-20; Mt 20, 17-28.
15, jueves: Jr 17, 5-10; Lc 16, 19-31.
16, viernes: Gn 37, 1-4. 12-13a. 17b-28; Mt 21, 33-43. 45-46.
17, sábado: Mi 7, 14-15. 18-20; Lc 15, 1-3. 11-32.
18, domingo: Ex 3, 1-8a. 13-15; 1Co 10, 1-6. 10-12; Lc 13, 1-9.
 

 

Comentario litúrgico

Subió a lo alto de la montaña

EL pasado domingo evocábamos el desierto con un lugar de cita para todos los creyentes de la Biblia. Este domingo, la liturgia nos cita en lo alto de la montaña, un lugar también evocador para todos los conocedores del Libro

Efectivamente, si los israelitas inician su aventura de fe caminando por el desierto, encuentran en la cima de un monte (el Sinaí) el gran proyecto que Dios les reservaba a ellos: ser los elegidos de entre todos los pueblos de la Historia para ser el Pueblo de Dios.

De modo parecido, los evangelios sinópticos, que han hecho arrancar la vida pública de Jesús entre las austeridades del desierto, describen la escena de la transfiguración en la cima de un monte, como para que el lector atisbe el final glorioso de la resurrección.

Estos dos símbolos religiosos, el desierto y la montaña, están muy ligados entre sí. Es significativo que los dos personajes (Moisés y Elías) que aparecen junto a Cristo en el monte de la transfiguración hayan tenido la experiencia de una larga caminata por el desierto antes de llegar a la cima de la montaña, que para ellos fue un lugar de cita y encuentro con el Dios de la gloria.

San Pablo nos ayuda a encajar este juego simbólico en nuestra vida cristiana. Así, contrapone dos formas de vivir: la de los que engolfan en lo fácil y tienen como su dios al vientre y la de los verdaderos cristianos que se adentran en las austeridades del desierto de un compromiso cristiano serio. Para estos anuncia la esperanza de que alcanzarán la cima de la montaña santa: "El transformará nuestro cuerpo humilde, según el modelo de su cuerpo glorioso".

 

Antonio Luis Martínez

 

 

Santoral

15 de marzo: santa Luisa de Marillac (1591-1660)

Es difícil darse cuenta del inmenso influjo que la decisión de Vicente de Paúl y Luisa de Marillac han tenido en los últimos tres siglos de cristianismo: el encuentro de estos dos campeones de la fe en el París de Richelieu determinó, al menos, tres grandes novedades:

­ Las mujeres en la Iglesia, lejos de vivir exclusivamente en la clausura matrimonial o monástica, se constituyen en dinámicas organizaciones de incansable actividad.

­ A partir de ahora, y con enorme autonomía, las mujeres en la Iglesia son un cuerpo organizado para la acción social y la enseñanza, de enormes posibilidades y extraordinario alcance.

­ Se abre a la mujer occidental un campo de entrega y de servicio verdaderamente nuevo, posibilitando el amor a Dios sobre todo y el amor al prójimo integral, de una forma que hasta entonces no había tenido lugar en la Iglesia.

Después de Vicente de Paúl y Luisa de Marillac, entregada desde su viudedad al servicio de los más pobres, la Iglesia es transformada por la fecundidad de multitud de mujeres que, tanto en la Hijas de la Caridad, como en muchas otras congregaciones posteriores, realizan el ideal evangélico de la gratuita donación de sí mismas.

Dios sabe que los enfermos, los presos y los locos tuvieron en Luisa y sus seguidoras un nuevo virus contagioso, una nueva prisión de libertad y una no estrenada enajenación cordial de amor evangélico.

Manolo Amezcua

Los santos de la semana

12, lunes: Pionio, Maximiliano, Inocencio, Justina F. Bezzoli.
13, martes: Rodrigo, Salomón, Patricia, Modesta, Cristina, Leandro.
14, miércoles: Alejandro, Lázaro, Matilde.
15, jueves: Zacarías, Leocracia, Luisa de Marillac.
16, viernes: Hilario, Taciano, Eusebia, Juan de Brébeuf.
17, sábado: Patricio, Gertrudis, Pablo, Gabriel Lalemant.
18, domingo: Cirilo de Jerusalén, Leobardo, Braulio, Eduardo.

 

Contraportada

El maltrato en el matrimonio
puede ser físico, pero también psíquico

El amor debe ser comprensión, paciencia, entrega, compartir y respeto

"Y es que el océano entero no le hace a mi amor ni 'pá' mojarle los pies". Si alguien escucha atentamente la ópera Luna, de José María Cano, podrá encontrarse, entre el sabor a español de su melodía, frases tan bellas y certeras como ésta. Porque el amor entre dos personas, el amor de pareja, si es verdadero, se convierte en único y suficiente. Y es un orgullo estar al lado de la persona amada; es comprensión, paciencia, entrega, compartir, respeto y amor, toneladas de amor.

"Mi marido me humilló desde el comienzo de nuestro matrimonio. No me sentía respetada. Me decía que todo lo hacía mal; era como estar hundida en un pozo. No tenía libertad, vivía coaccionada. Se enfadaba hasta cuando quería estar con mi familia. Acabó con mi dignidad y llegó un momento en que no me valoraba a mí misma como mujer, como persona. Creía que no valía nada; me abandoné, me daba igual mi aspecto. Si tomé la decisión de separarme, lo hice sólo por mi hija, porque decidí que no vería a su madre en una situación tan denigrante. Él nunca me quiso. Pensaba que se había casado con una sirvienta".

La persona que habla de esta manera es A. Le llamaremos así, con una letra; su inicial. Es una mujer anónima, invisible para el lector, pero puede tener mil rostros. Todos los de aquellos, hombres o mujeres, que se vean reflejados en el espejo de sus palabras. ¡Qué diferentes éstas de las de la ópera Luna!

 

Violencia psíquica

A. nunca sufrió maltratos físicos. Su marido jamás recurrió a la violencia física para agredirla; por lo tanto, nunca tuvo que acudir a Urgencias de ningún hospital, ni sus heridas pudieron contemplarse, horrorizar ni concienciar a nadie. Pero A. fue víctima de un tipo de violencia tipificado recientemente como delito: la violencia psíquica ejercida de forma habitual sobre las personas próximas. Se ha ampliado de esta manera el artículo 153 del Código Penal, que sólo preveía agresiones físicas.

A su testimonio, A. quiso añadir una importante reflexión: "Me gustaría que quedara claro que las faltas de respeto pueden darse en cualquier persona, sea hombre o mujer. No son los hombres los únicos agresores, si bien es cierto que las estadísticas indican que son la gran mayoría. Normalmente se piensa que las personas que sufren estos problemas tienen un nivel cultural bajo, así como problemas económicos. No siempre es así. Tanto mi ex marido como yo tenemos estudios superiores. Una de las cosas más tristes de este problema es que muchos hombres y mujeres piensan que el trato conyugal debe ser así, porque nunca han conocido otra cosa".

 

El caso de España

España comenzó a tomar medidas contra la violencia en el hogar a partir del año 1984. Entonces se creó la primera casa de acogida, y el Ministerio del Interior empezó a publicar las cifras de denuncias por malos tratos registradas en las comisarías de la Policía Nacional. Desde el año 1989, en el que se elaboró un informe sobre la ponencia de investigación de malos tratos a mujeres, planteada por la Comisión de Derechos Humanos del Senado, el problema no fue considerado una prioridad, y no se le prestó demasiada atención.

Fue, sin embargo, en 1997, cuando el Gobierno español aprobó el III Plan para la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres, y en septiembre de ese mismo año, la Conferencia Sectorial de la Mujer decidió convocar una Conferencia extraordinaria dedicada a la violencia en el hogar, que tuvo lugar en noviembre. En marzo, el Gobierno aprobó el Plan de acción contra la violencia doméstica, con vigencia hasta el año 2000.

A pesar de que las medidas tomadas por el Gobierno y de que las actuaciones de todos los grupos no gubernamentales están consiguiendo grandes logros, las cifras son escalofriantes. Sin embargo, aumenta constantemente el número de denuncias.

Este III Plan aprobado en 1997 había establecido tres objetivos principales. Por un lado, promover medidas integradas para prevenir y eliminar la violencia contra las mujeres, erradicar el acoso sexual en los centros de trabajo, y, finalmente, promover medidas tendentes a eliminar el tráfico de mujeres y niñas y la prostitución.

 

Plan contra la violencia

Un año más tarde, y en vista de las casi 100 mujeres asesinadas en el año 97, se articuló una propuesta de actuaciones en las que también tomaban parte las comunidades autónomas, además de diversas ONG que aportaron propuestas a este Plan de acción contra la violencia doméstica. En él, la sensibilización y la prevención en los centros escolares y en los medios de comunicación ­estos últimos están jugando un papel fundamental en el tratamiento y divulgación de la gravedad del problema en España­ tiene una función primordial, junto con la educación, la investigación para elaborar datos estadísticos que dibujen la situación actual de malos tratos, la atención a nuevas medidas legislativas y judiciales, o los recursos sociales que aseguren una infraestructura suficiente para la atención a las víctimas.

En la actualidad, España cuenta con 21 teléfonos de emergencia para atender a las víctimas, algunos de carácter gratuito. Los centros asesores y servicios de información han pasado de ser 777 en el año 1997, a 918 en 1999. Cursos de formación, en los que han participado casi 5.000 profesionales de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, órganos judiciales, servicios sociales y del ámbito educativo, aseguran la especialización y la mejora de las actuaciones, como lo demuestran las 54 Comandancias de la Guardia Civil que disponen de equipos de mujeres y menores, dotados de personas especializadas.

 

A. Llamas Palacios
(Revista Alfa y Omega)

 


 

La Iglesia en América Latina:

http://www.aciprensa.com/iglesia.htm

 



Return to Camino