Iglesia en camino

 

Semanario de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail: iglenca@archimeridabadajoz.org

Edición electrónica: http://198.62.75.1/www1/camino/camino.html

Número 516. 8 de febrero de 2004

Director: José María Gil

Redactor Jefe: Juan José Montes

 


Portada

Un directorio episcopal para la familia en España

La lectura del documento aclara y corrige algunos juicios precipitados

El lunes se presentaba el Directorio de Pastoral Familiar de la Iglesia en España, que pretende orientar la actuación en pastoral familiar de las distintas diócesis en este terreno.

El Directorio, que se encuentra íntegro en la página web de la Conferencia Episcopal (conferenciaepiscopal.es), tiene 250 páginas, por lo que abunda en análisis y propuestas serias que en algunos medios y asociaciones han sido tratadas de una forma muy reduccionista.

El documento se organiza en 7 apartados: después de situar la urgencia de la pastoral familiar en nuestro contexto socio-cultural (Introducción), se presenta el matrimonio y la familia a la luz del plan de Dios (capítulo I), se analizan las etapas y el sentido de la preparación al matrimonio (capítulo II), que finalizan en la celebración del sacramento (capítulo III). Es entonces cuando se ha constituido una nueva familia y se considera el modo de vida cristiana que esto supone (capítulo IV), teniendo en cuenta los problemas planteados por algunas situaciones especiales (capítulo V). A continuación se presenta la participación y la misión de la familia en la sociedad y en la Iglesia (capítulo VI); y, por último, se trata de las estructuras y responsables de la pastoral matrimonial y familiar (capítulo VII).


Editorial

Extremadura cristiana

El Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), en su último estudio sobre convicciones religiosas, señala que Extremadura es la comunidad autónoma española que tiene un mayor porcentaje de católicos, más de 9 de cada 10 habitantes. En nuestra región se declaran católicos exactamente un 94,4% de los ciudadanos encuestados.

Estos datos destacan por encima de la media española, que también es muy alta, ya que el 81% de los españoles se declaran católicos; solamente el 11,5% se consideran a sí mismos no creyentes y el 4,1% ateos, mientras que el 1,6% practica otra religión.

Son números que sin lugar a dudas reflejan el sentir de algo tan importante para la persona humana como es su concepción, trascendente y esperanzada, de la vida en cuanto a su presente y a su futuro. Pero junto a estas cifras cabe otra pregunta: ¿Qué consecuencias tiene en la vida de las personas su ser cristiano? Estamos seguros de que el hecho de sentirse hijos de Dios y hermanos de los demás, ya de por sí, es importante, pero, a diferencia de lo que se dice hoy día, la fe no puede verse reducida a la esfera de lo privado, debe servir para hacer una sociedad más justa y más esperanzada. Además, la fe tiene una dimensión comunitaria, tanto en la acción que se deriva de la creencia, como en la celebración que de la fe se hace. Ahí los números se tuercen.

Curiosamente Extremadura sólo cuenta con un 17 por ciento de práctica religiosa, mientras que en el resto de España el 18,5 por ciento de los que se declaran católicos acuden a misa u otros oficios religiosos los domingos y festivos, sin contar las ocasiones relacionadas con ceremonias de tipo social como bodas, comuniones o funerales.

En nuestro caso no se trata de transmitir la fe a los que no creen, sino de hacer que los que creen se comprometan más. La pelota está en nuestro tejado.


Carta del Arzobispo

Los sin nada

su perfil; la mayoría de los pobres, más como sustantivo que como adjetivo, los reunen todos ellos. Indigente es quien carece de bienes tan esenciales para vivir como el alimento, el vestido, la vivienda. Está, por supuesto, sin blanca, con los bolsillos escurridos; la falta de dinero supone la de trabajo, y ambas conducen e inducen a la mendicidad callejera o viajante. Ese cúmulo de desventuras lleva acarreado el ninguneo social y la autoestima por los suelos.

A menudo la absoluta pobreza es causa, efecto, o ambas cosas a la vez, de la ruina moral de la persona: alcoholismo, drogadicción, delincuencia. Otras veces, las más, no; los pedigüeños se profesionalizan en calles, plazas o semáforos estratégicos, sin que hayan perdido por eso su tradición y solera las puertas de los templos. Lo más llamativo del fenómeno actual son, sin duda, los cambios acaecidos en la figura escénica del pobre profesional. Antes, por lo común, un varón entrado en años, salvo el caso de las gitanas con niños, escuálido y harapiento, que ostentaba sus desgracias, en el talante y el atuendo; el pordiosero de siempre, con su uniforme, su estampa literaria y, si me apuran, su glamur.

Líbreme Dios de hacer literatura con su drama -verán cómo no- pero es que esto me ayuda a describir el cambio sociológico de los mendigos y pordioseros (¡qué término, tan expresivo e inquietante, Dios mío!) tradicionales, de los jóvenes de ahora, en pleno vigor físico y laboral, parándonos por la calle para pedirnos el importe de un bocata, o, pegados a la ventanilla del coche, para ofrecernos el paquete de toallitas o pañuelos a cambio de una ayuda dineraria. Cada caso arrastra su historial y no cabe generalizarlos y, menos, condenarlos en bloque. La droga juega mucho en ese drama; pero también el paro sin horizontes, las familias desestructuradas, la necesidad patética de obtener "desde ya" los euros indispensables para sobrevivir o sobremorir.

Centros de acogida

Se arbitran acá y allá, por las autoridades competentes, que no siempre lo son de hecho, medidas para aliviar esta situación, con visos de plaga social, sin cerrar heridas en falso y con sentido sabiamente humanitario. Se habilitan en las grandes ciudades Centros de acogida, comedores gratuitos, albergues nocturnos más o menos suficientes o decorosos. Están llamados a implicarse en este empeño tanto los poderes públicos como la Iglesia a todos sus niveles, las ONGs de la solidaridad, y la ciudadanía en su conjunto. Déjenme hablar primero de la Iglesia para no escurrir el bulto a las prioridades que nos obligan con los más pobres de los pobres, como discípulos que intentamos ser de Jesús de Nazaret: "Lo que hicísteis con uno de estos -los más pequeños y abandonados- conmigo lo hicísteis"

Lo primero a considerar, en una visión cristiana de los llamados "sin hogar" (la denominación más humana y entrañable de ese grupo humano) nace de la dignidad transcendente de la persona humana, criatura, imagen e hijo de Dios, que merece tanto mayor respeto, acompañamiento y ayuda, cuanto más se nos oculta esa dignidad, por los harapos, las llagas o los vicios. Quien conozca la historia de la Iglesia, desde los diáconos instituídos por los Apóstoles para el servicio de los pobres, hasta el actual Consejo Pontificio "Cor unum" que asocia a todas las instituciones caritativas de la Iglesia, pasando por veinte siglos de misiones, hospitales, horfanatos, acogida de ancianos, de incurables y minusválidos, no podrá negar que, en su conjunto, la Iglesia ha sido fiel a esa misión. ¡Ay de ella si así no lo hiciese!

Mas, tornando al tiempo real, hemos de volver los ojos y aplicar las manos a las pobrezas más trágicas de la historia humana -hambre, intemperie, ignorancia, opresión, enfermedad- y a las nuevas pobrezas de nuestro tiempo -enfermedades mentales y psíquicas, alzheimer, ancianos en desamparo, familias descoyuntadas- perdedores en las competiciones feroces de la vida, excluídos de la mesa común del bienestar.

Un ejemplo ya histórico

Dicho queda que ese empeño nos compromete a todos para asumir estas tres cosas: primera, que esos proyectos globales nos comprometen a todos aun sabiendo que sobrepasan "in infinitum" nuestras fuerzas; segunda, que nuestra pequeñez no es una excusa, sino un acicate, para acometer resueltamente o mantener con ahinco los programas solidarios; tercera, que si poco podemos entre todos, menos o nada haremos en la dispersión. Excúsenme, por ello, de bajar un escalón más y entrar en asuntos domésticos, sin salirnos del tema, porque los ejemplos están muy a mano.

Por acudir a uno, importante y cercano, recordaré la trágica riada que asoló en Badajoz capital, hace cinco años, el barrio popular "Cerro de Reyes". Resultados, un saldo de veinticinco muertos, con la práctica destrucción de las viviendas en la falda ribereña del Cerro y el destrozo total de enseres y medios de vida; en suma, una catástrofe de miles de millones. La respuesta pronta y bien concertada de las Autoridades centrales del Estado, de la Junta autonómica y del Ayuntamiento de la ciudad, junto a la concurrencia entusiasta de otras instituciones públicas, de la Cruz Roja, de Cáritas diocesana y de todas las Parroquias de la ciudad, más la solidaridad generosa de entidades y particulares de toda España, constituyeron, en su conjunto, un ejemplo sin precedentes. Sostenido todo esto años después con tenacidad, no sin roces y chispazos, hasta la construcción total de un nuevo barrio, y las grandes obras públicas de nuevos cauces fluviales y muros de protección para evitar nuevas catástrofes.

Viajantes sin equipaje

En un nivel más sectorial, pero de carácter permanente, se sitúa la atención a "los sin techo", asunto principal de esta reflexión en voz alta. Muchos de ellos recorren ocasionalmente, o con cierta periodicidad, nuestros pueblos y ciudades, pero especialmente las parroquias, en demanda de ayuda material y, en muchos casos, de cobijo para dormir en una cama, acceder a un plato caliente, tomar una ducha, desahogarse con alguien. Los curas, los delegados de Cáritas, los concejales de Acción Social, saben mucho de este desfile y de las ayudas de emergencia.

Proyectada con respeto y con amor sobre estos hermanos singulares, que aceptan en su desvalimiento unas sencillas reglas de juego, Cáritas Diocesana de Mérida-Badajoz puso en marcha hace años sendas Casas de acogida, Centro "Hermano" en Badajoz y "Padre Cristóbal" en Mérida, mediante convenios sobre financiación con la Junta de Extremadura y colaboraciones concretas del Ayuntamiento pacense, que han hecho posible la atención integral a estos huéspedes, transeúntes y sin recursos, que van pasando por allí en estancias gratuitas.

Sólo quiero subrayar al respecto que esa experiencia de años ha alcanzado logros muy positivos, merced a las ayudas concertadas, a los equipos responsables de Cáritas y de las Hermanas Hospitalarias, a sendos grupos de voluntarios incansables y magníficos. Últimamente el cierre temporal y obligado del Centro Hermano de Badajoz, que pronto reabrirá sus puertas, ha reafirmado la suma utilidad e incluso la necesidad, de una buena entente entre los organismos sociales de la Junta y del Ayuntamiento y los servicios solidarios de Cáritas Diocesana, a los que últimamente se ha sumado con generosidad la Universidad de Extremadura mediante la cesión temporal del antiguo edificio de I.T.I. La unión, a más de aumentar la fuerza, salva de algún modo a los pobres.

+ Antonio Montero Moreno
Arzobispo de Mérida-Badajoz


Centrales

El Directorio de Pastoral Familiar en España quiere ayudar a la familia a crecer humana y cristianamente

La lectura del documento aclara y corrige algunos juicios precipitados

El obispo de Segorbe-Castellón, presidente de la subcomisión de Familia de la Conferencia Episcopal Española, monseñor Juan Antonio Reig presentó el pasado lunes el Directorio de Pastoral Familiar en España.

El Directorio plantea una pastoral familiar concebida como una dimensión esencial de toda evangelización: se trata del modo cómo la Iglesia es fuente de vida para las familias cristianas y, a su vez, cómo las familias cristianas son protagonistas de la evangelización de la Iglesia. No se reduce, por tanto, a una serie de actividades a realizar con los matrimonios y la familia. Su fin es "ayudar a la familia a alcanzar su plenitud de vida humana y cristiana."

250 páginas

El Directorio tiene 250 páginas, por lo que abunda en análisis y propuestas. Se organiza en 7 apartados: después de situar la urgencia de la pastoral familiar en nuestro contexto socio-cultural (Introducción), se presenta el matrimonio y la familia a la luz del Plan de Dios (capítulo I), se analizan las etapas y el sentido de la preparación al matrimonio (capítulo II), que finalizan en la celebración del sacramento (capítulo III). Es entonces cuando se ha constituido una nueva familia y se considera el modo de vida cristiana que esto supone (capítulo IV), teniendo en cuenta los problemas planteados por algunas situaciones especiales (capítulo V). A continuación se presenta la participación y la misión de la familia en la sociedad y en la Iglesia (capítulo VI); y, por último, se trata de las estructuras y responsables de la pastoral matrimonial y familiar (capítulo VII).

Íntegro en la web

El Directorio de la Pastoral Familiar de la Iglesia en España puede obtenerse íntegro en la web de la Conferencia Episcopal Española: www.conferenciaepiscopal.es .

Para tener una visión global del Directorio de Pastoral Familiar, en la página 5 de esta publicación, entresacamos algunos de los aspectos más destacados del documento, extraídos del resumen que la Conferencia Episcopal Española distribuyó a los medios de comunicación en el acto de presentación del mismo.

Juicios precipitados

La presentación ante los medios de comunicación del Directorio de Pastoral Familiar de la Iglesia en España ha generado críticas y polémica en determinados sectores que, sin ninguna duda no son buscadas ni desadas.

El documento ha sido muy elaborado, tanto es así que el resultado es de 250 páginas, por lo que a la hora de resumirlas en una información de prensa, con una extensión de 50 ó 100 líneas, con un objetivo divulgativo y no de tipo academicista y con las limitaciones de tiempo que persiguen siempre a los medios de comunicación, no cabe duda de que es muy difícil ofrecer una visión global.

De esta manera, a la hora de analizar la prensa encontramos titulares para todos los gustos, que centran su atención en visiones muy reducidas de algo que es tremendamente complejo. Unos se quedan con que el Directorio relaciona la violencia doméstica con la "revolución sexual" , para otros España es víctima de la "revolución sexual" según los obispos, algún periódico afirma en titulares que los obispos vinculan la revolución sexual con el aumento d ela violencia doméstica o que la Iglesia considera insuficientes y equivocadas las políticas de familia.

La realidad así mostrada resultan tan pobre que cualquiera podría pensar que los obispos españoles son simples y sin capacidad de analizar los fenómenos sociológicos y antropolígicos y aplicar consideraciones teológicas, en sentido amplio a todo lo que de ese análisis se pueda derivar. Nada más alejado de la verdad, y por ende, de la justicia.

A buen seguro que pasado el tiempo necesario para leer a fondo y sin prejuicios el Directorio, la visión ampia y profunda del mismo nos facilitará a todos otras perspectivas.

Más preocupante es, sin embargo, aprovechar determinados análisis para sacar tajada en otros ámbitos como la enseñanza de la religión en los colegios. Desde el plano civil, nadie hace un favor "consintiendo" a la Iglesia que se exprese libremente porque, en primer lugar esa expresión es un derecho y, en segundo lugar, el fruto de esa libertad es un bien y una riqueza para la sociedad.

La Iglesia tiene no sólo legitimidad, sino también obligación de exponer su doctrina y el modelo de sociedad que de ella se deriva.

Si nos atenemos a la ley, la Constitución, que es la fuente de todas, reconoce en su artículo 16.3, dentro del título I donde se reconocen los derechos y deberes fundamentales, que los poderes públicos, aun reconociendo que ninguna religión tendrá carácter estatal, tendrán en cuenta las creencias religiosas de la sociedad española y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones. Pero además, en la misma línea, la institución eclesial, mirada simplemente como asociación de ciudadanos, es la más importante en número de España.

Aunque ninguna ley reconociera este derecho, la Iglesia estaría obligada de la misma manera a ser portavoz del Evangelio y de sus valores a todos los niveles.

 

¿Qué dice el Directorio de la Pastoral Familiar?

Estructura e ideas básicas

En la introducción del directorio se afirma que la "revolución sexual" ha separado la sexualidad del matrimonio, de la procreación y del amor. Sus frutos amargos son varios como el aumento de divorcios y de la violencia doméstica, abusos sexuales e hijos sin hogar. Se denuncia que esta realidad de sufrimiento es silenciada por la presión de grupos homosexuales y sus pretendidos derechos, al mismo tiempo que se denuncia que las políticas familiares son insuficientes y equivocadas.

El Directorio recuerda que el matrimonio no es algo meramente privado y que existe una profunda fractura entre cultura dominante y valoración social de la familia. La introducción señala que la pastoral familiar tiene una dimensión esencial en la evangelización.

Capítulo I

El Plan de Dios sobre el matrimonio y la familia

El matrimonio es un proyecto de Dios.

La fuente del amor de los esposos es el amor esponsal de Cristo y la Iglesia.

La familia es Iglesia doméstica.

Capítulo II

La preparación al matrimonio

El matrimonio es fruto del crecimiento vocacional.

La educación al amor, más necesaria en nuestros días.

Los padres, primeros responsables de la educación sexual.

La educación afectivo sexual debe estar integrada en el proceso catequético.

Los colegios católicos deben tener un programa de educación afectivo-sexual como complemento y ayuda a la tarea de los padres.

Capítulo III

La celebración del matrimonio

El quicio de la pastoral familiar está en la celebración del sacramento del Matrimonio. El nexo entre el antes y el después del sacramento consiste en entender el matrimonio como un don y una vocación a la santidad por medio del amor conyugal. Este hecho es lo que se resalta en el matrimonio como celebración; así es manifestación de una vida que va a ser signo y realización del amor de Cristo.

Capítulo IV

La pastoral del matrimonio y la familia

Con la celebración del matrimonio empieza una nueva etapa de la pastoral familiar. La necesidad y urgencia de la preparación al matrimonio no puede hacer olvidar que es en la tarea de la construcción de un hogar cuando surgen más dificultades, y cuando más necesitados están los esposos de una ayuda por parte de la Iglesia que debe mostrar que es Madre.

La comunidad cristiana tiene que buscar modos apropiados para promover estructuras de acogida, acompañamiento e inserción apostólica de los matrimonios jóvenes.

La fecundidad, don y fin del matrimonio.

La paternidad responsable: los padres, cooperadores del amor de Dios Creador.

Forma parte integrante de la pastoral familiar la educación de los matrimonios en los métodos de conocimiento de la fertilidad.

Las familias numerosos, encomiadas por la Iglesia

Los padres son los primeros educadores de los hijos.

Los padres son los primeros transmisores de la fe.

Existen situaciones especiales que reclaman atención pastoral específica:

· Matrimonios sin hijos

· Matrimonios con hijos discapacitados o con enfermedades "especiales"

· Familias monoparentales

· Huérfanos y privados de familia

· Personas mayores y matrimonios de edad avanzada

· La situación de viudedad

· Familias de emigrantes

· Malos tratos

Capítulo V

La atención pastoral de las familias en situaciones diíciles e irregulares

La Iglesia ha de hacerse presente en las situaciones que requieren consejo, apoyo y discernimiento.

En toda ituación difícil es necesario hacer presente la verdad de Cristo.

El primer objetivo en este ámbito de la pastoral es preventivo, y consiste en la extensión que supone la fidelidad matrimonial.

Ayuda en los momentos de crisis: el papel de los centros de orientación familiar.

El papel del mediador familiar en una cultura divorcista se reduce con frecuencia a ayudar a la separación o divorcio de mutuo acuerdo, poniendo a disposición de la partes el vínculo matrimonial.

Existen situaciones de dificultad matrimonial que requieren tratamientos especíico en la pastoral familiar:

· Separados no casados de nuevo

· Divorciados civilmente y no casados de nuevo

· Divorciados civilmente y casados de nuevo

· Católicos unidos con matrimonio meramente civil

· Unidos con las así llamadas "uniones de hecho"

Capítulo VI

La familia, la sociedad y la Iglesia

La familia es escuela de sociabilidad, espacio primero de humanización.

La familia, en cuanto tal debe participar en la vida social.

Es necesario que se lleven a cabo políticas en beneficio de la familia.

Se debe evitar la confusión de la familia con otras formas de convivencia.

Se debe promover el asociacionismo familiar para promover inciativas sociales en favor de la familia.

Los medios de comunicción social deben ser tratados adecuadamente en la organización de la pastoral familiar. En este sentido, los padres tienen una gran responsabilidad.

Capítulo VII

Estructuras, servicios y responsables de la pastoral matrimonial y familiar

Por ser la pastoral familiar una acción vertebradora de la pastoral de la Iglesia le corresponde a toda la comunidad eclesial la tarea de llevarla a cabo. Sin embargo, al ser la vida de las familias el fin de toda esta pastoral, las familias son también los sujetos primeros de la misma.

Bajo la guía del Obispo, el centro de los diferentes servicios de la diócesis a la pastoral familiar es la Delegación Diocesana de Pastoral Familiar.

En la medida de lo posible se impulsará la formación de un grupo parroquial de matrimonios.

Se debe contar siempre con los movimientos y asociaciones familiares, como elementos dinamizadores de la pastoral familiar.


Información diocesana

Cáritas Interparroquial de Badajoz necesita renovarse e implicar más a los pacenses

Mientras crecen las necesidades, cada año se cuenta con menos recursos disponibles

En la Asamblea de Cáritas Interparroquial de Badajoz, celebrada el 30 de enero, se habló de una posible solución definitiva al problema planteado por el cierre de las instalaciones que para acogida de transeúntes tenía el Centro Hermano de Cáritas Diocesana en un antiguo edificio de Renfe de la capital pacense.

Por el momento, Cáritas tiene previsto trasladar de forma provisional este centro al edificio que ocupó la Escuela de Ingeniería Técnica Industrial en el sitio conocido como "Huerta Rosales".

La nueva idea, para un acomodo definitivo, consiste en instalar el Centro Hermano en un edificio de nueva construcción que será levantado junto al templo parroquial de San Fernando, en la barriada de la Estación, cuyo párroco, don Manuel Amezcua confirma que "la Parroquia está en disposición de poner encima de la mesa más de 500 metros cuadros de terreno, valorados en unos 600.000 euros (cien millones de pesetas)", pero que para hacer la obra sería necesario el concurso de las instituciones públicas y de las Cajas de Ahorro, como entidades financieras de fines sociales.

La necesidad del Centro Hermano viene dada por la gran cantidad de personas 'sin techo' que viven en la ciudad de Badajoz. Basta con decir que de enero a septiembre del 2003, fecha en que se cerró el centro instalado en Renfe, fueron acogidas 670 personas y se dieron 17.631 comidas.

Pobreza en Badajoz ciudad

La Asamblea de Cáritas Parroquial analizó la situación global de la pobreza en la ciudad de Badajoz, donde 2.100 familias (11.310 personas) viven en pobreza severa y en la que hay barrios (Los Colorines-Progreso, casco Antiguo, Suerte de Saavedra, Cerro de Reyes, la UVA...) con altos índices de paro, fracaso escolar, familias desestructuradas, etc.

Drogadicción y alcohólismo constituyen otro de los graves problemas que necesitan una constante atención. 90 de los drogadictos atendidos en el Proyecto Vida de Cáritas Diocesana son de Badajoz ciudad. A ellos hay que añadirles los enfermos mentales, los ancianos que viven en soledad, las personas sumergidas en la depresión y un colectivo numeroso: los inmigrantes.

Cáritas Interparroquial se encuentra, al realizar su labor, con obstáculos y retos, como la poca sensibilidad social, la falta de voluntariado y la escasa generosidad económica.

La organización cuenta con 151 voluntarios, de los que 74 tienen entre 51 y 65 años de edad y 24 más de 65 años.

Bajan los ingresos

Las aportaciones económicas van descendiendo año tras año. Así. en 1999 se contó con 71,985,97 euros, en el 2000, con 51,964,79 euros (-27,81%); en el 2001, con 43.806,45 euros (-15,70%); en el 2002, con 47.146,82 euros (+7,63%) y en el 2003 se produjo una caída espectacular (-42,15%), con 27.272,56 euros, y, sin embargo, hubo años en que los gastos superaron a los ingresos, como ocurrió en el 2001, cuando se gastaron 59.050,86 euros, y en el 2002, con 48.549,18 euros gastados.

La Asamblea determinó la necesidad de seguir informando y sensibilizando a las comunidades parroquiales, de renovar y dinamizar en breve tiempo su organización, para lo que se designará un nuevo coordinador, y de elaborar un proyecto de actuación.

 

 

Las Hermanas de la Cruz de Oliva de la Frontera ya tienen una imagen de Santa Ángela

El Arzobispo presidio la celebración eucarística en la ceremonia de entrega

La comunidad parroquial de Oliva de la Frontera ha regalado a las Hermanas de la Cruz una imagen de Santa Ángela de la Cruz, fundadora de las mismas, con motivo de su canonización el 4 de mayo y como reconocimiento y gratitud por los 64 años de servicios de las Hermanas al pueblo de Oliva, para que se venere a partir de ahora en la capilla del Convento.

Por este motivo se ha celebrado en la Parroquia un Solemne Triduo los días 30, 31 de enero y 1 de febrero con los siguientes actos: bendición de la nueva imagen y celebración de la Eucaristía presidida por el párroco don Juan Mª Suárez Gallardo; celebración eucarística presidida por el vicario parroquial don José Juan López Zambrano, donde los niños de la catequesis hicieron la ofrenda como homenaje a Santa Ángela, y celebración Eucarística presidida por el Arzobispo, Monseñor Antonio Montero, entrega de la imagen a las Hermanas y procesión desde el templo parroquial hasta la capilla del convento.

La nueva imagen es una talla policromada de madera de cedro del escultor sevillano D. Ricardo Rivera Vélez, que asistió con su esposa a la celebración del último día del triduo.

El pueblo de Oliva ha participado a todos estos actos con verdadera veneración a la nueva Santa.

 

La Compañía de María cede la titularidad de su colegio en Badajoz

La Orden está realizando una profunda reestructuración de sus centros

Mediante un comunicado de prensa, la orden religiosa 'Compañía de María Nuestra Señora' ha dado a conocer que abandonan el centro educativo que poseen en la ciudad de Badajoz, el 'Santa María Assumpta', y que ceden la titularidad del mismo a la sociedad 'Centro Educativo La Jara, S.A,' un grupo de laicos con "amplia experiencia en la dirección y gestión de centros educativos", según reza el mencionado comunicado.

Según las religiosas, la nueva directiva tomará posesión el próximo curso y ésta "se compromete a mantener el actual ideario del Centro, la plantilla de trabajadores, todos los compromisos adquiridos por la anterior titularidad y potenciar las posibilidades del centro".

La 'Compañía de María' fundó el colegio en 1958, situado en la Avenida de Pardaleras, este colegio ha venido prestando un servicio social y educativo a la ciudad, pero la escasez de religiosas y el amplio número de obras de la que es titular esta orden "ha obligado a iniciar un proceso de estudios en sus centros, en los últimos años, para encontrar una alternativa adecuada a cada circunstancia" que, en el caso de Badajoz, ha sido el traspaso de titularidad.

 

Encuentro de profesores universitarios cristianos, en Badajoz

El viernes día 6 tenia lugar el segundo encuentro de profesores universitarios cristianos, organizado por el Servicio de Asistencia Religiosa de la Universidad de Extremadura (Saruex) y por el Secretariado Diocesano de Pastoral Universitaria.

Los objetivos de este encuentro son muy variados, y van desde la necesidad de conocerse y de responder al ámbito universitario, hasta la profundización en la conexión entre fe y vida o la promoción de la relación entre fe y cultura.

En este segundo encuentro, el tema central fue "Universidad de calidad desde el Evangelio", con el que se pretende obtener criterios que orienten la actividad universitaria, para que sea de 'calidad evangélica', así como que medios utilizar para conseguir esto.

 

Profesionales Cristianos, nuevo movimiento de AC

Recientemente se ha celebrado en Madrid un encuentro de la Comisión Episcopal para el Apostolado Seglar y la Acción Católica Española, para conmemorar el décimo aniversario de la aprobación de las bases y estatutos de la nueva Acción Católica (AC). Dentro de este encuentro, se celebró la incorporación del movimiento 'Profesionales cristianos' como movimiento especializado de AC. Este movimiento está presente en la diócesis de Mérida-Badajoz y miembros de ella estuvieron en Madrid viviendo este acontecimiento.

 

Triduo en honor de la Virgen de Lourdes, en Mérida

 

La sección diocesana de la Hospitalidad de Nuestra Señora de Lourdes ha organizado, como es tradicional, un triduo en honor de su patrona, en los días previos a su festividad, el próximo día 11 de febrero.

El triduo se desarrollará en el templo parroquial de San José, en Mérida, los días 8, 9 y 10. Este último día, tendrá lugar, además, una celebración comunitaria de la unción de los enfermos. El día 11, festividad de Nuestra Señora de Lourdes, la Eucaristía será presidida por Monseñor Antonio Montero. Tras la celebración, que comenzará a las 18'30 horas, tendrá lugar una procesión de antorchas, que recorrerá las calles de la capital autonómica desde el templo de San José hasta el centro 'Padre Cristóbal', donde tiene su sede la imagen de Nuestra Señora de Lourdes que será procesionada.

 

Festival de la Canción Misionera

La Delegación Diocesana de Misiones del Arzobispado de Mérida-Badajoz y Cristianos Sin Fronteras, convocan a todos los grupos cristianos de la diócesis (colegios, parroquias, grupos misioneros, asociaciones, etc.) a la XVII Edición del Encuentro-Festival de la Canción Misionera cuyo fin es la evangelización de la cultura a través de la música.

Esta actividad de carácter benéfico, ofrece varias modalidades de participación: grupos de Niños (hasta 14 años) y Jóvenes (de 15 a 30). Los interesados tienen como fecha límite para inscribirse y enviar las composiciones originales en letra y música, hasta el día 1 de abril. La fase diocesana será el 18 de abril.


 

Liturgia del domingo

Celebramos el V Domingo del Tiempo Ordinario

Palabra de Dios

Libro de Isaías 6, 1-2a. 3-8

El año de la muerte del rey Ozías, vi al Señor sentado sobre un trono alto y excelso: la orla de su manto llenaba el templo. Y vi serafines en pie junto a Él. Y se gritaban uno a otro, diciendo: "Santo, santo, santo, el Señor de los ejércitos, la tierra está llena de su gloria".

Y temblaban los umbrales de las puertas al clamor de su voz y el templo estaba lleno de humo.Yo dije: "¡Ay de mí, estoy perdido! Yo, hombre de labios impuros, que habito en medio de un pueblo de labios impuros, he visto con mis ojos al Rey y Señor de los ejércitos".

Y voló hacia mí uno de los serafines, con un ascua en la mano, que había cogido del altar con unas tenazas; la aplicó a mi boca y me dijo: "Mira, esto ha tocado tus labios; ha desaparecido tu culpa, está perdonado tu pecado". Entonces escuché la voz del Señor, que decía: "¿A quién mandaré? ¿Quién irá por mi?". Contesté: "Aquí estoy, mándame".

 

Salmo 137, 1-2a. 2bc-3. 4-5. 7c-8

R. Delante de los ángeles tañeré para ti, Señor.

Te doy gracias, Señor, de todo corazón; / delante de los ángeles tañeré para ti,/ me postraré hacia tu santuario.

 

Carta a los Corintios 15, 1-11

(...) lo primero que yo os transmití, tal como lo había recibido, fue esto: que Cristo murió por nuestros pecados, según las Escrituras; que fue sepultado y que resucitó al tercer día, según las Escrituras; que se le apareció a Cefas y más tarde a los Doce; después se apareció a más de quinientos hermanos juntos, la mayoría de los cuales viven todavía, otros han muerto; después se le apareció a Santiago, después a todos los apóstoles; por último, como a un aborto, se me apareció también a mí. (...) Pues bien; tanto ellos como yo esto es lo que predicamos; esto es lo que habéis creído.

Evangelio según san Lucas 5, 1-11

En aquel tiempo, la gente se agolpaba alrededor de Jesús para oír la palabra de Dios, estando Él a orillas del lago de Genesaret. Vio dos barcas que estaban junto a la orilla, los pescadores habían desembarcado y estaban lavando las redes. Subió a una de las barcas, la de Simón, y le pidió que la apartara un poco de tierra. Desde la barca, sentado, enseñaba a la gente.

Cuando acabó de hablar, dijo a Simón:

- Rema mar adentro y echad las redes para pescar.

Simón contestó:

- Maestro, nos hemos pasado la noche bregando y no hemos cogido nada; pero en tu palabra, echaré las redes.

Y puestos a la obra, hicieron una redada de peces tan grande que reventaba la red. Hicieron señas a los socios de la otra barca, para que vinieran a echarles una mano. Se acercaron a ellos y llenaron las dos barcas, que casi se hundían. Al ver esto, Simón Pedro se arrojó a los pies de Jesús diciendo:

- Aléjate de mí, Señor, que soy un pecador.

Y es que el asombro se había apoderado de él y de los que estaban con él, al ver la redada de peces que habían cogido y lo mismo les pasaba a Santiago y Juan, hijos de Zebedeo, que eran compañeros de Simón.

Jesús dijo a Simón:

- No temas. Desde ahora serás pescador de hombres.

Ellos sacaron las barcas a tierra y, dejándolo todo, lo siguieron.

 

Comentario litúrgico

Rema mar adentro

Preciosa la página que nos ofrece este domingo el evangelista san Lucas, pues no sólo es bello todo lo que nos describe sino que leída en profundidad nos puede servir de guía para nuestro propio proceso de fe.

El comienzo nos presenta un encontrarse y estar con Jesús dentro de un amable anonimato. Él llega a la orilla, se acerca a los pescadores, sube a la barca de Pedro. Es un encuentro meramente humano. Así también suele ser los primeros pasos de la vida cristiana. Uno se sabe bautizado, desde pequeño va a misa los domingos, pertenece a alguna asociación o cofradía, etc.

Pero la lectura del evangelio sigue la narración: sólo fue montarse en la barca de Simón y Jesús tomó la iniciativa mandándole: "rema mar adentro y echad las redes para pescar". Fue una sorpresa para Pedro, era él quien sabía lo que había que hacer en el arte de la pesca por eso protestó inmediatamente. Algo parecido sucede en la vida cristiana: el Señor se hace presente insinuándonos que le sigamos por un camino que no es el que hemos escogido (p.e. aceptar a una persona que nos cae mal) y, entonces nos sale una protesta parecida a la de Pedro.

Después viene lo bueno: la pesca milagrosa, el asombro de todos y la confesión de Pedro que le pide a Jesús que se aparte de él pues es un pecador. Es un paso en profundidad el que da Pedro: Jesús ya no es uno más, sino que es el Señor. Así se avanza en el camino de la fe: cuando uno se mete en la senda de seguimiento descubre de verdad quien es Jesús y si se siente asustado podrá oír interiormente la respuesta que le dio a Pedro: "No temas". La fe es ir descubriendo que Jesús es el Señor que da sentido a mi vida.

Antonio Luis Martínez

Lecturas bíblicas para los días de la semana

9, lunes: 1 R 8, 1-7. 9-13; Mc 6, 53-56.
10, martes: 1R 8, 22-23. 27-30; Mc 7, 1-13.
11, miércoles: 1R 10, 1-10; Mc 7, 14-23.
12, jueves:1R 11, 4-13; Mc 7, 24-30.
13, viernes: 1R 11, 29-32; 12,19; Mc 7, 31-37.
14, sábado: Hch 13, 46-49; Lc 10, 1-9.
15,
domingo: Jr 17, 5-8; 1 Co 15, 12. 16-20; Lc 6, 17. 20-26.

 

8 de febrero: San Jerónimo Emiliano (1486-1537)

Un noble veneciano es apresado en la guerra que promueve la Liga de Cambrai. La prisión es terrible, llena de hambre, cadenas y oscuridad. Dicen que logró escapar por verdadero milagro, y milagro fue, ciertamente, el cambio operado en la vida de este valentón, antes desafiante y fiero y ahora lleno de mansedumbre y ternura en favor de los huérfanos, los enfermos y los pobres.

Jerónimo funda hospicios y hospitales por Venecia, Bérgamo y Milán, comprometiendo su fortuna personal y la de sus parientes y amigos, y organiza cofradías de seglares que, bajo alguna advocación de Cristo o de María, dan consistencia al funcionamiento de esas casas de solidaridad con los menesterosos. Terminará fundando una hermandad de sacerdotes y laicos para sostener su obra, que hoy son conocidos como 'Somascos', por el nombre del pueblo, cercano a Bérgamo, que les vio nacer.

La fecundidad cofrade en Europa fue extraordinaria en lo que se refiere al servicio a los pobres. Lástima que la incautación de los bienes eclesiásticos redujese las cofradías a meros institutos devocionales, privándolas de su capacidad solidaria organizada.

O las hermandades vuelven a ser signos de amor a Dios y al prójimo, con un corazón indiviso, o se quedan en meras comisiones de festejos, más o menos sacros, según los casos. Eso.

Manuel Amezcua

Los santos de la semana

9, lunes: Mártires de Alejandría, Apolonia, Sabino, Primo y Donato.
10, martes: Escolástica, Zótico y Amando, Hugo, Miguel Febres.
11, miércoles: Nuestra Señora de Lourdes, Gregorio II, Pascual I, Secundino.
12, jueves: Mártires de Abitina, Eulalia de Barcelona, Benito de Aniano.
13, viernes:
Engracia. Benigno, Esteban, Gilberto, Cástor, Cristina.
14, sábado: Valentín,Cirilo y Metodio, Antonio Abad, Vidal, Zenón.
15,
domingo: Faustino, Decoroso, Claudio de la Colombière, Severo, Sigfrido.


Contraportada

"La Iglesia tiene que ser 'casa de salud' que acoge y dignifica"

Jornada Mundial del Enfermo

Coincidiendo con la festividad de Nuestra Señora de Lourdes, el día 11 de febrero, se celebra en la Iglesia universal la 'Jornada Mundial del Enfermo', instituida por el papa Juan Pablo II en 1992. En nuestra diócesis son más de 600 personas, distribuidas en unos 200 grupos, las que colaboran en la atención a los enfermos.

En su mensaje para esta 'Jornada Mundial del Enfermo', el papa Juan Pablo II afirma que "esta vez (la jornada) asume particular significado. En efecto, se celebra en Lourdes, Francia, localidad donde la Virgen apareció el 11 de febrero de 1958 y desde entonces se ha convertido en meta de imnumerables peregrinaciones [...] se ha elegido este Santuario porque en el 2004 se conmemora el 150 aniversario de la proclamación del dogma de la Inmaculada Concepción".

A los enfermos por los alejados

En la presentación de la Jornada, la Conferencia Episcopal Española se plantea que la atención a los enfermos pasa por el acercamiento a los que están lejos y se pregunta "¿en qué situación se encuentran? [...] ¿cómo estar más cerca de los que están lejos? ¿en qué medida facilita ese acercamiento la misión de curar que tiene la comunidad cristiana?". Para responder a estas cuestiones, la misma Conferencia Episcopal apunta que es necesario "sensibilizar a toda la Iglesia sobre la importancia del mundo de la salud y de la enfermedad en el encuentro humano y evangelizador con los alejados". Además, reconocen los obispos, "la Iglesia ha de ser comunidad que cura, 'casa de salud' que acoge y dignifica, que enseña a vivir sanamente el sufrimiento, que propone modelos saludables de vida y que ofrece a todos la misma salud de Cristo".

Para los obispos, los destinatarios de esta Jornada son los enfermos y sus familias, las comunidades cristianas, los profesionales sanitarios, los voluntarios, las instituciones y personas implicadas, de alguna manera, en el mundo de la salud y de la enfermedad.

Agradecimiento papal

Para todos ellos, el papa Juan Pablo II tiene palabras de agradecimiento en su mensaje "deseo agradecer -dice el Papa- a todos los Agentes de la Pastoral de la Salud, especialmente a los Obispos que en las diversas Conferencias episcopales se ocupan de este sector, a los Capellanes, a los Párrocos y a los demás sacerdotes comprometidos en este ámbito, a las Ordenes y a las Congregaciones religiosas, a los voluntarios y a los que frente a los sufrimientos, al dolor y a la muerte no se cansan de ofrecer un testimonio coherente de la muerte y resurrección del Señor". En la diócesis de Mérida-Badajoz son más de 600 los agentes de pastoral de la salud los que, en 200 grupos, tratan de llevar adelante este testimonio al que se refiere el Papa.


Noticias de América Latina:

http://www.aciprensa.com




Return to Camino