Iglesia en camino

Semanario de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz (España)

E-Mail: iglenca@archimeridabadajoz.org

Número 784. 20 de diciembre de 2009

Director: Juan José Montes


Temas de la semana

Cáritas invita en Navidad a profundizar sobre el valor de la diversidad

Los padres deben ser los primeros educadores de sus hijos

El Centenario del nacimiento de Luis Zambrano se clausura con una Eucaristía en la Catedral

La CEE publica una declaración ante la crisis económica y de valores

Monseñor García Aracil y Monseñor Montero Moreno felicitan la Navidad a la Diócesis

Se renuevan diversas delegaciones episcopales

La Diócesis celebra, por primera vez, una Eucaristía dirigida a inmigrantes


Actualidad

Cáritas Diocesana atendió a más de 16.000 personas el año pasado

Se está realizando un estudio sobre las personas sin techo de Badajoz y Mérida

Desde el curso pasado, Cáritas está desarrollando la Campaña “Una sociedad con valores es una sociedad con futuro”, a través de la cual desde esta Institución católica se proponen, como alternativa, cuatro valores que en estos momentos de crisis puedan hacer posible una sociedad con futuro más humana e integradora.

Cáritas, en este tiempo de Navidad, invita a profundizar sobre el valor de la diversidad y, como afirma Vicente Martín, consiliario de Cáritas Diocesana, “hace una llamada a reconocer la riqueza que supone la pluralidad y diversidad de dones para construir una sociedad integradora”.

16.160 personas atendidas

Con motivo de la Campaña de Navidad, Cáritas Diocesana ha presentado los datos consolidados de la Memoria Anual del 2008. En ella se recoge que el año pasado se atendieron a 16.160 personas en los distintos proyectos con los que cuenta esta Institución en la Diócesis, como son Proyecto Vida, Empleo o Sin Hogar.

Personas sin hogar

Precisamente, Cáritas Diocesana está realizando un estudio sobre las personas sin techo de Badajoz y Mérida.

El estudio está siendo ejecutado por un Equipo Técnico constituido por un psicólogo, dos trabajadores sociales y dos educadores sociales, y un Equipo de Trabajo de Campo constituido por voluntarios de Cáritas Parroquiales de ambas ciudades y estudiantes de la Universidad de Extremadura. Hasta ahora se ha entrevistado a más de 80 personas en los Centros de Acogida y a las personas que duermen en la calle.

Desde Cáritas se espera tener recogida toda la información en enero y, a partir de ahí, iniciar el proceso de análisis y propuestas para dignificar la vida de estas personas.

 

Nueva página Web

Esta semana Cáritas Diocesana de Mérida-Badajoz ha presentado su nueva página Web: caritas.meridabadajoz.es.

En ella aparece toda la información sobre quiénes son, qué hacen y cómo se puede colaborar con esta institución católica.

Además, en esta página se muestran enlaces a otras páginas de interés y una agenda con las novedades de Cáritas Diocesana.

 

La CEE publica una declaración

Los obispos españoles piden que se tomen decisiones ante la crisis

La Conferencia Episcopal Española (CEE) ha transmitido una palabra de aliento y de esperanza ante las dificultades económicas y sociales de tantas familias y víctimas de la crisis. En su Declaración ante la crisis moral y económica, hecha pública en la XCIV Asamblea Plenaria, los obispos de España animan a las comunidades cristianas y a todos los hombres a “discernir el momento presente” y a “comprometerse con generosidad y solidaridad”.

“La crisis económica que vivimos tiene que ser abordada desde sus causas y víctimas”, dicen los obispos españoles, y afirman, asimismo, que “hay que tratarla desde un juicio moral que nos permita encontrar el camino adecuado para su solución”.

Cuatro puntos para reflexionar

La CEE articula el comunicado en cuatro puntos. El primero hace referencia a las causas y las víctimas de la crisis. Para los obispos, el origen de la crisis es: “la pérdida de valores morales, la falta de honradez, la codicia y la carencia de control de las estructuras financieras”. Todo ello tiene una especial incidencia, señalan los prelados, en “las familias, los pequeños y medianos empresarios, los agricultores y ganaderos y en la población emigrante”.

El segundo punto de la declaración habla de la importancia de Dios. Él es “el garante del verdadero desarrollo del hombre”, manifiestan los obispos. En una transcripción de las palabras de Benedicto XVI en la encíclica Caritas in veritate, los prelados señalan que “el desarrollo es imposible sin hombres rectos, sin operadores económicos y hombres políticos que vivan fuertemente en su conciencia la llamada al bien común”.

Los obispos advierten que “estamos llamados a tomar decisiones y a aliviar la miseria” en el tercer punto, donde manifiestan también que “Dios nos empuja en nuestro interior a aliviar la miseria”. Asimismo, proponen impulsar “un nuevo dinamismo laboral que nos comprometa a todos a favor de un trabajo decente que sea expresión de la dignidad esencial de todo hombre o mujer”. Además, los obispos piden “un trato humano y solidario con los emigrantes”.

El último aspecto trata el compromiso de la Iglesia. Ésta realiza “el servicio al mundo y a su progreso como exigencia de la misión que ha recibido”, constatan los obispos. El texto anima a comprometerse de forma más urgente a la hora de “aspirar a un desarrollo integral” el cual, advierten los prelados, “requiere de una renovación ética de la vida social y económica”. Además, el texto de la Conferencia Episcopal anima a una renovación del compromiso con los pobres que en un mundo globalizado “sufren la peor parte de la crisis”.

Llamada a la unidad

La declaración de la CEE concluye con una llamada final a las comunidades cristianas y “a todos los hombres y mujeres que deseen unirse en un compromiso decidido para salir de la crisis”.

En este sentido, el texto explicita la necesidad de “tomar conciencia del sufrimiento de nuestros hermanos más afectados y de mostrar con ellos un compromiso solidario”. Además, advierten de la “urgencia” de fomentar la responsabilidad del bien común y de las actitudes cristianas.

Los obispos recuerdan que “no hay verdadero desarrollo sin Dios y que ese desarrollo debe alcanzar a todo el hombre y a todos los hombres”.

Redacción/Forumlibertas.com

 

Mensaje de la CEE a los sacerdotes

Los obispos españoles han enviado un mensaje a los sacerdotes con motivo del Año Sacerdotal, convocado por Benedicto XVI. Es un mensaje de esperanza, que se funda en lo que los sacerdotes son, amigos y enviados de Cristo, y en la misión que desempeñan, la misma de Jesús.

El primer epígrafe se centra en la relación personal de amistad con Cristo, que ha de fundamentar la vida y el ministerio sacerdotales. El sacerdote ha de ser un hombre de oración, “acción prioritaria de su ministerio” y “una de las fuentes de santificación de nuestro pueblo”.

Conocer y amar a Cristo hace “testigos” a los sacerdotes. Por eso, en el segundo apartado del Mensaje se habla de la misión apostólica, constitutiva de la vocación sacerdotal. Los obispos señalan que buscar es hoy tarea especialmente necesaria del buen sacerdote. “Buscar es trabajo misionero. Se nos preparó a muchos, preferentemente, para cuidar una comunidad ya constituida. Hoy, en cambio, cuando en muchos de nosotros ha aumentado la edad, además de cuidar la comunidad existente, el Señor nos pide conducir otras ovejas al redil”.

Para finalizar, los obispos les piden a los presbíteros que se dejen conquistar por Cristo y agradecen el testimonio de vida entregada de la inmensa mayoría de los sacerdotes, importantes no sólo por lo que hacen, sino, sobre todo, por lo que son; unos sacerdotes que son “un regalo para el mundo, aunque a veces no se les reconozca”.                                                          

SIC

 

Madrid volverá a acoger la Fiesta de la Sagrada Familia

En ella se espera, como novedad, la participación de miembros de iglesias europeas

El próximo domingo 27 de diciembre la Iglesia celebra la Jornada de la Familia, este año bajo el lema “Crecer en familia. Los padres, primeros maestros y testigos de la fe”.

Los obispos de la Subcomisión para la Familia y la Defensa de la Vida ha hecho pública una nota con motivo de esta jornada. En ella hablan de la educación y comparten con los padres la preocupación de “la injusta injerencia del sistema educativo al pretender imponer una determinada educación moral”, en clara referencia a la asignatura de Educación para la Ciudadanía. Los obispos apuntan a los padres como primeros maestros de sus hijos, una educación que debe orientarse “a formar a la persona para que sea capaz de vivir la expresión plena de la libertad: entregar la propia vida con el don sincero de sí misma”.

Además, indican los obispos que los padres “son los primeros transmisores de la fe y los custodios del crecimiento de la vida recibida en el bautismo”.

Eucaristía por la Familia

Para conmemorar la Fiesta de la Sagrada Familia, por segundo año consecutivo, se celebra en Madrid una Eucaristía en la que se espera que participen muchos obispos de España e innumerables fieles procedentes de diversos puntos del país. Además, en esta ocasión, la fiesta de la Familia se ha abierto a otras iglesias europeas, por lo que se espera la presencia de cardenales de Europa y de la Curia romana.

La plaza madrileña de Lima será una fiesta de exaltación de la gran riqueza de la familia y servirá para orar por la defensa de la vida, la unión indisoluble del matrimonio, el significado trascendente de la sexualidad humana, la educación de los hijos y la crisis económica que atraviesan muchos hogares.

 

Los obispos de las diócesis extremeñas clausuran el Centenario del nacimiento de Luis Zambrano

El martes 15 de diciembre se clausuraba el Centenario del nacimiento del Siervo de Dios Luis Zambrano, fundador del Instituto Secular Hogar de Nazaret, con una Eucaristía en la Catedral de Badajoz presidida por el arzobispo emérito de Mérida-Badajoz, Monseñor Antonio Montero, y concelebrada por los obispos de las diócesis extremeñas y por medio centenar de sacerdotes.

Centenares de personas, entre las que se encontraban las miembros del Hogar de Nazaret, participaron en la celebración de la Eucaristía que ponía el punto y final a la celebración del Centenario.

 

Fermín Muñoz Atalaya, elegido canónigo

El Arzobispo realiza varios nombramientos para delegaciones episcopales

Monseñor Santiago García Aracil, Arzobispo de Mérida-Badajoz, ha realizado nuevos nombramientos para diversos cargos pastorales.

Para la Delegación episcopal para la Pastoral Familiar, el Arzobispo ha nombrado al matrimonio formado por Carlos González Méndez y Mercedes Mata Cid. Por su parte, David Martínez, hasta ahora delegado de este sector, pasa a ser Consiliario de la Delegación.

Por lo que respecta a la Delegación episcopal de Migraciones, la responsabilidad recae sobre el matrimonio Diego Muñoz Cardo e Inmaculada Sánchez Becerra.

En cuanto a la Delegación episcopal para la Enseñanza, el Arzobispo ha elegido al laico Manuel García como nuevo delegado.

Además, la Delegación episcopal de Piedad Popular, Santuarios y Peregrinaciones y la de Turismo y Tiempo Libre se unen formando la Delegación episcopal de Santuarios, Peregrinaciones y Turismo cuyo delegado es el laico Mariano Cabanillas Entrena.

Por otro lado, el sacerdote diocesano Fermín Muñoz Atalaya ha sido nombrado canónigo del Cabildo de la S.I. Catedral de Mérida-Badajoz.

 

Eucaristía para inmigrantes

El pasado domingo la Delegación episcopal para Migraciones celebró la primera Eucaristía dirigida especialmente a la comunidad latinoamericana de Badajoz en la parroquia pacense de Ntra. Sra. de Guadalupe. Cerca de un centenar de personas de Perú, Méjico, Ecuador o Bolivia, entre otros, participaron en esta Eucaristía. La próxima se celebrará el 3 de enero a las 19’00 hrs. en la misma parroquia.

 

Sembradores de estrellas

Alrededor de 200 niños de Badajoz se dieron cita en la Catedral con el Arzobispo de Mérida-Badajoz, Monseñor García Aracil, para celebrar el envío de Sembradores de Estrellas, para felicitar la Navidad a las personas en nombre de los misioneros. A la celebración, organizada por las Obras Misionales Pontificias, asistieron el Vicario General, Sebastián González y el misionero Diego Isidoro. Los niños regalaron al Arzobispo una tarjeta navideña y le impusieron la Estrella misionera. Por su parte, el Arzobispo les regaló el cuento que ha escrito para esta Navidad.

 

Retiro de animadores del PDAV

El Plan Diocesano de Animación Vocacional (PDAV) ha celebrado en Gévora el retiro de Adviento en el que han participado 78 animadores. En él ha participado Ángel Pueyo, Delegado de la Pastoral Vocacional en la Conferencia Episcopal Española. Al final de la tarde compartieron oración con las Carmelitas Descalzas de Talavera la Real.

 

S. Vicente de Alcántara

150 jóvenes participan en un encuentro

Más de un centenar de jóvenes del arciprestazgo de Alburquerque han participado en la Vigilia de la Inmaculada celebrada en San Vicente de Alcántara. Los jóvenes escucharon los testimonios de un seminarista mayor y un sacerdote, y en forma de gymkhana, trabajaron el Año Sacerdotal.

 

Agenda

Misa del Gallo

El próximo 24 de diciembre, Nochebuena, a las 00’00 hrs., el Vicario General de la Diócesis y Deán de la Catedral, Sebastián González, presidirá la tradicional Misa del Gallo en la Catedral Metropolitana de Badajoz. A esta Eucaristía se invita a participar a todas las parroquias de la ciudad de Badajoz y, especialmente, a los fieles de la zona del Casco Antiguo.

 

Actos en Chandavila

El próximo 1 de enero se celebrará en el Santuario de Chandavila, en La Codosera, una Eucaristía con motivo de la Jornada Mundial de la Paz. Será a las 17 horas.

Además, todos los sábados se rezará un Rosario por las vocaciones sacerdotales a las 17’00 hrs, siguiendo el material preparado por Monseñor García Aracil para el Año Sacerdotal.


España/Mundo

Se celebran el próximo día 27 de diciembre

El papa Benedicto XVI felicita a Monseñor Santiago García Aracil por sus bodas de plata episcopales

El papa Benedicto XVI ha enviado una carta a monseñor Santiago García Aracil, arzobispo de Mérida-Badajoz, con motivo de las bodas de plata episcopales de éste, que se cumplen el próximo día 27 de diciembre.

En su misiva, el Santo Padre rememora el servicio episcopal desarrollado por monseñor García Aracil durante estos 25 años y destaca su pericia y fidelidad al Magisterio de la Iglesia.

Benedicto XVI suplica el auxilio divino para el Arzobispo de Mérida-Badajoz, al mismo tiempo que lo exhorta “a acrecentar el trabajo compartido con los sacerdotes de acuerdo con las palabras del Concilio Vaticano II”.

Bendición Apostólica

Por último, el Papa imparte su Bendición Apostólica a Monseñor García Aracil, haciéndola extensiva al clero y fieles de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz.

Al mismo tiempo, la Vicaría General de la Archidiócesis ha pedido que el día del aniversario de la ordenación episcopal de Monseñor García Aracil, se tenga un recuerdo especial por él en las Eucaristías que se celebren dentro de todo el territorio diocesano.

 

Concluye el congreso sobre Dios organizado por la Conferencia Episcopal Italiana

La crisis de la fe que se vive en este naciente milenio, no corresponde a una negación tajante de Dios sino más bien a una situación de desconocimiento e ignorancia religiosa.

Así lo constató el presidente de la Pontificia Academia para la vida y rector de la Universidad Pontificia Lateranense, monseñor Rino Fisichella, en su ponencia en el seminario “Con Él o sin Él todo cambia”, que se ha realizado en la ciudad de Roma del 10 al 12 de diciembre.

Durante tres días este evento académico, organizado por la Conferencia Episcopal Italiana, se presentaron varias conferencias sobre la relación que se da actualmente entre Dios y diferentes manifestaciones de la cultura: la filosofía, la teología, la ciencia, el cine, el arte, la literatura, entre otras ramas del saber.

Monseñor Fisichella aseguró que “el ateísmo de hoy puede en realidad volver a hablar nuevamente de Dios -distraídamente o tranquilamente- pero sin entenderlo verdaderamente”.

Y retomando las palabras del padre de la “teología política”, Johann Baptist Metz, indicó que la crisis del cristianismo europeo “no es principalmente o al menos exclusivamente una crisis eclesial”, sino que se trata de una crisis más profunda: “se ha convertido en una crisis de Dios. Dios hoy no es negado sino desconocido”, aseguró en su ponencia monseñor Fisichella.

Para el prelado, el problema del desconocimiento de Dios radica en dos aspectos: el primero es el de la indiferencia “que a menudo domina el contexto cultural sobre esta cuestión”, y el segundo es que para muchos resulta obvio, “lo que muestra cuánta ignorancia hay a menudo sobre los contenidos religiosos”.

Ambos aspectos, aseguró monseñor Fisichella, corroen la base del sentido común religioso “debilitando cada vez más la pregunta religiosa y sobre todo, la opción consciente y libre”.              

Zenit.org

 

Petición en defensa de la vida y de la familia al Parlamento Europeo

El presidente de la Eurocámara recibe a representantes de 17 países europeos

El presidente del Parlamento Europeo, el polaco Jerzy Buzek, expresó su gratitud y felicitaciones a los representantes de los movimientos por la vida y por la familia, que este martes fueron recibidos en Estrasburgo.

Los representantes de los movimientos de Austria, España, Irlanda, Italia, Polonia, Alemania, Portugal, Lituania, Francia, República Checa, Hungría, Rumanía, Bélgica, Croacia, Grecia, Reino Unido y Eslovaquia han presentado una petición, suscrita por 500.000 ciudadanos europeos, en la que se pide el reconocimiento de la persona desde su concepción hasta la muerte natural; la defensa de la familia natural basada en el matrimonio compuesto por hombre y mujer; y la solicitud de suspensión de las financiaciones a los programas que utilizan embriones para la adquisición de células madre embrionarias.

El presidente del Parlamente dio las gracias a cada uno de los delegados y afirmó: “Estoy agradecido por esta gran idea. He comprendido muy bien el sentido de vuestras palabras mucho antes de la traducción -reveló Buzek- porque he percibido su entusiasmo y energía. Es la primera vez que una petición así compartida por tantas asociaciones y por tantos países se presenta en el Parlamento Europeo. Esto muestra que la sociedad civil no ve el Parlamento como una institución lejana a la gente, y os doy las gracias porque esta iniciativa vuestra es la demostración de una ciudadanía europea activa”.

“Os prometo -concluyó Buzek- que esta petición vuestra será tomada muy en serio y que vuestras peticiones serán lo antes posible objeto de debate en el Parlamento Europeo”.

Zenit.org

 

Fray Leopoldo de Alpandeire será beato en septiembre de 2010

Fray Leopoldo de Alpandeire, el humilde limosnero de las tres avemarías, será beatificado en Granada el 12 de septiembre de 2010, informó hace unos días el arzobispo de la diócesis andaluza, monseñor Javier Martínez, en rueda de prensa.

El arzobispado está buscando un lugar amplio para la celebración, ya que espera la asistencia de entre 300.000 y un millón de personas.

Este hermano lego capuchino era muy estimado ya en vida, debido a su contacto con la gente en las calles, al ejercer de limosnero, y continúa suscitando hoy una gran devoción popular.

A la ceremonia de beatificación se espera la asistencia del arzobispo de Boston, el cardenal Sean Patrick O’Malley, que pertenece a la orden capuchina, y del prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, el arzobispo Angelo Amato, así como de numerosos obispos españoles.

Zenit.org


Análisis

Escritos episcopales

Testigos del Amor y de la Misericordia

Felicitación de Navidad a los fieles de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz

Mis queridos fieles cristianos de la Archidiócesis de Mérida-Badajoz:

Llegó la Navidad. Aunque vaya creciendo la presión social para que estos días queden siendo simples fiestas de invierno, desconectadas de su profundo sentido cristiano, la Navidad sigue siendo para los buenos cristianos un gozoso encuentro con el Señor que nos manifiesta su amor y su misericordia para con todos, sin distinción alguna..

Por eso, la Navidad, celebrada como corresponde, ha de constituir en nosotros un especial motivo para volver nuestra mente y nuestro corazón al Señor, y renovar y fortalecer el amor que debemos a los demás. Ese amor nos llevará al compromiso de ser generosamente solidarios y caritativos con el prójimo, procurando atender a sus necesidades espirituales y materiales. Dios es amor, y los que seguimos al Señor, debemos caracterizarnos por el amor al prójimo convertido en servicio y ayuda para los que lo necesiten, especialmente para los más desposeídos y marginados de la sociedad.

De ese amor ha de brotar la misericordia que nos dispone a ser indulgentes con quienes obran el mal a nuestros ojos o a nuestro criterio. Esa indulgencia supone la voluntad de perdonarles cuando su actitud y su comportamiento nos molestan o nos ofenden. Pero, al mismo tiempo, el amor con que el Señor nos ama y con el que nos pide amar al prójimo, también nos compromete a procurar para ellos la luz que les permita percibir la Verdad que ha de guiar sus pasos por el camino del bien: la luz del Evangelio; la luz que brota del rostro de Jesús nuestro salvador.

El amor cristiano une esencialmente a los demás. Quien se siente verdaderamente unido a los otros piensa en su bien material y espiritual y se compromete a  buscarlo para ellos, y a saber apreciarlo y compartirlo allá donde se encuentre.

Atravesamos momentos muy difíciles  tanto en la política, como en la educación y en la economía; en las relaciones humanas y en la ordenación de las estructuras e instituciones de todo tipo; en el entendimiento social dentro de la pluralidad y en el ejercicio del diálogo; en la vida familiar, en el respeto al bien común y, sobre todo, a la vida que es el don más preciado que el Señor nos da sobre la tierra.

En estos momentos brota fácilmente, y casi de modo espontáneo, la queja, la acusación y hasta el insulto y la condenación por parte de muchos sobre quienes, a su criterio, parecen culpables del mal que afecta, molesta y oprime a cada uno. Esta postura lleva a una espiral cuyo crecimiento constatamos. Algunos creen liberarse de su culpabilidad acusando a otros y publicando sin reparo hasta la simple sospecha de sus errores y corrupciones. Con esto se da a los niños y a los jóvenes una imagen verdaderamente negativa de la sociedad, y se les incita a considerar muy lejano o casi imposible el bien que se les predica.

Nuestra postura, ante todo esto, debe ser de respeto a la verdad por encima de todo, sin ocultamientos, disimulos, ni connivencias. Así lo hizo Jesucristo al percibir los errores e injusticias de sus contemporáneos y de las instituciones que ellos integraban y dirigían.

Pero ese amor y respeto a la verdad que debe ser superior al amor a nosotros mismos, no ha de convertirnos en jueces y en verdugos de nadie. Ése es, precisamente, uno de los males que debemos denunciar. La denuncia del mal compromete al cristiano en el esfuerzo personal, colectivo e institucional para corregirlo y vencerlo. Así lo hizo también Jesucristo. Ése fue el motivo de su Encarnación y de su Pasión y Muerte en la Cruz.

Sólo cuando uno se compromete, desde el amor y la misericordia, en la localización y superación del mal, ayuda a esa trasformación del mundo que todos deseamos.

Desde estas líneas quiero hacer una llamada a los cristianos para que todos nos planteemos el verdadero sentido de la Navidad; para que la celebremos interiormente y con todos los signos externos legítimos y oportunos; para que procuremos el estilo de vida y las acciones concretas que signifiquen y testimonien el amor y la misericordia que el Señor nos enseñó con su Encarnación, con su palabra y con su vida entre nosotros.

Que el Señor nos ayude con su luz y con su gracia a orientar certeramente nuestros pasos por el camino de la verdad, de la justicia y de la paz, para bien de todos y, en definitiva, para gloria de Dios y para la transformación del mundo.

¡Feliz Navidad!

Santiago.
Arzobispo de Mérida-Badajoz

 

Para vosotros también

Mensaje navideño a los internos del Centro Penitenciario de Badajoz

Me dirijo a vosotros, queridos jóvenes y adultos internos en el Centro Penitenciario de Badajoz, precisamente cuando celebramos las entrañables fiestas de la Navidad.

Intento ponerme en vuestro lugar y no puedo ocultaros que siento la dureza del trance que atravesáis, y que en estas fechas se hace especialmente duro con el recuerdo de vuestros seres más queridos y con la añoranza de compartir con ellos la mesa y el calor de la familia. Siendo realista, ni puedo ignorar esto, ni pasarlo por alto al escribiros. Pero tengo algo muy importante que deciros. Es esto: el Señor celebró su Navidad, su nacimiento, en la soledad de un pueblo que no le admitió bajo ningún techo familiar, y en el frío de un establo que apenas daba más abrigo que el de heno y el aliento de unos animales. No os digo esto como un consuelo fácil para vuestra situación; pero sí que os da a entender que, si Dios atravesó semejante penuria, no es ajeno al duro trance que os toca vivir, y que se hace especialmente duro en estos días navideños.

Nunca intentaré dulzonas falsedades con vosotros. Sería faltaros al respeto y a la verdad que conocéis mejor que yo en lo que os afecta personal y familiarmente. Pero siempre os diré que hasta las situaciones más difíciles y dolorosas admiten  un tratamiento y una forma de entenderlas y vivirlas que ayuda a asumirlas con realismo, a atravesarlas con dignidad y a sacar de ellas la lección de vida que ayuda a crecer y mirar el futuro con esperanza. Esa lección de vida, bien pensada, firmemente aprendida, y humildemente comunicada a vuestros familiares, puede ayudarles a gozar también de una esperanza muy consoladora para el futuro.

Mirad al Señor en la escena que recuerda su nacimiento en el portal de Belén. Haced un acto de fe en que todo eso lo sufrió Jesucristo para ayudarnos a saber construir la vida con optimismo y provecho desde lo que cada uno tiene en cada momento, por poco que sea y por adverso que parezca. Desde esa serena consideración, fundamentad vuestra esperanza y vuestro proyecto de futuro sobre el cimiento de un serio propósito de aprovechar la lección aprendida en este tiempo. Que vuestros planes y objetivos vayan unidos al propósito firme de ordenar vuestros comportamientos de acuerdo con la verdad, la justicia, el amor y la paz. Éstos son los principales regalos que nos trae el Señor, junto con el perdón amoroso para quienes se arrepienten de sus debilidades y pecados.

A todos nos ha creado el Señor, capaces de mucho más de lo que cada uno ha sido hasta el presente, y de lo que se pueda imaginar mirando al futuro. Todo es cuestión de replantearse la vida, guiados por la enseñanza de Jesucristo y apoyados en su hombro de Buen Pastor. Él es quien nos ha dicho con toda verdad: “El que esté agobiado que venga a mí, porque mi yugo es suave y mi carga es ligera”. Estoy convencido de que en el mismo Centro Penitenciario podéis encontrar compañeros que han entendido y comienzan a experimentar el sentido y la fuerza consoladora de estas palabras.

No os canso más. Gracias por vuestra atención si habéis llegado a leer hasta aquí. Os deseo lo mejor en estos días de Navidad y para siempre.

Un fraternal abrazo y, en la medida de lo posible, os deseo feliz Navidad. Ojalá que la Navidad, que es el comienzo de la vida de Jesucristo entre nosotros, sea también en vosotros, un momento de comienzo en la ordenación de vuestra vida por el mejor camino.

Santiago García Aracil.
Arzobispo de Mérida-Badajoz

 

Felicitación navideña de Monseñor Antonio Montero Moreno, Arzobispo emérito de Mérida-Badajoz

Empiezo pidiendo excusas a esta revista y a la página Web de la diócesis para comunicarme con los sacerdotes y demás fieles de nuestra Iglesia local en la Navidad del Señor. Durante los treinta años anteriores, veinticinco en activo y cinco de emérito, he dedicado dos semanas de diciembre a enviar o a contestar muchos centenares de felicitaciones, siempre con unas letras personales y manuscritas.

Lo hacía por individualizar mejor ese recuerdo hasta que la vida y los años me han inclinado a interrumpir esa costumbre. Por lo que me siento obligado a dar una explicación por mi silencio de este año y, si sigo aquí, de los venideros.

Puedo asegurar, con la mano en el pecho, que mi cariño y recuerdo entrañables de tantos hermanos y hermanas, de los que he sido Pastor y amigo, siguen formando parte de mi vida.

¡Santa Navidad y fecundo Año Nuevo!

+Antonio Montero Moreno

Arzobispo Emérito de Mérida-Badajoz

 

Este mundo nuestro

Es Navidad

Un hecho fundamental que hace cambiar a mejor a las personas y a las estructuras en que nos desenvolvemos de una manera u otra, es la creencia, la fe, la consideración y el intento de ser coherentes en la vida con una de las realidades más importantes: la encarnación del Hijo de Dios. Es Navidad.

En un momento determinado de la historia, en un lugar concreto, el Hijo de Dios se hizo hombre y habita entre nosotros. Dios se ha metido en la historia del ser humano, siendo uno de nosotros, semejante en todo menos en el pecado. Es el gran misterio de la encarnación. Es Navidad.

Desde esta realidad, nada que sea auténticamente humano puede ser contrario o estar en contraposición de esta realidad que cambió la historia a mejor y que tiene vocación de seguir haciéndolo así. Dios no tiene proyecto de desaparecer. Es Navidad.

Cuando escribo estas líneas me llama la atención un buen grupo de niños que, desde su Colegio, se están acercando a la Catedral para visitar la exposición de distintos Belenes realizados por otro grupo de ellos, bajo la batuta de sus profesores de religión y colaboración de sus padres y familia. Sigamos transmitiendo con signos, símbolos, y realidades fehacientes que el Amor, Dios, sigue presente entre nosotros. Esto es lo que fundamentalmente celebramos en este tiempo de Navidad, de recuerdo y presencia: la Natividad, del nacimiento de Jesús, el Dios-Hombre y el Hombre-Dios. Es Navidad.

Es una invitación más para que descubramos al Cristo total en estos días y le hagamos presente en los demás con nuestras vidas, en cada persona y en cada acontecimiento: desde las celebraciones litúrgicas, máxime la participación y celebración de la Eucaristía, hasta el trato directo, entrañable y de servicio en especial hacia nuestros mayores, a aquellos que tengan las necesidades que sean, los más pobres de todo en esta crisis global que no para, sin olvidar a los niños que tanto nos enseñan y a quienes tanto podemos aportar, porque si “hacemos fiesta cuando nace uno de nos, ¿qué haremos cuando nace Dios? Así, de verdad, es Navidad, feliz Navidad a todos, de corazón.

Sebastián González González
Vicario General


Iglesia y familia

Escuela de Padres

Adolescentes y padres modernos

El tema educativo está siempre de plena actualidad en esta sociedad que nos ha tocado vivir. Ahora tratan de vendernos la posibilidad  de establecer la obligatoriedad de  la enseñanza hasta los dieciocho años como uno de los remedios para acabar con la sangría que supone el enorme fracaso escolar que padecemos. Para ello, como en tantas ocasiones, seguramente no se van a escuchar las opiniones de esos adolescentes-jóvenes que se van a ver involucrados en  esta nueva normativa, si por fin llega a aplicarse. Pero empecemos por el principio.

El periodo adolescente se suele considerar desde los doce a los dieciocho años. Eso teóricamente, porque dicho periodo cada vez se abre más y ya nos encontramos con “adolescentes” cercanos a la treintena. La adolescencia es un periodo inventado por razones educativas. En siglos pasados, la niñez se terminaba muy pronto con la incorporación de los niños al trabajo. Esto era injusto porque impedía que estos niños recibieran la educación adecuada. Pero de ahí hemos pasado a la situación actual donde el adolescente disfruta de un estado de autonomía prematuro, ajeno a su finalidad educativa, que no nos atrevemos a tocar. Primamos los derechos sobre las obligaciones y estamos dejando vivir a nuestros adolescentes en un vacío de referencias. Era injusto ponerles a trabajar a tan corta edad, pero es un disparate de igual tamaño librarles de toda responsabilidad como sucede en la actualidad. Los estamos educando mal.

Qué cosas no sirven

No sabemos cómo recuperar la autoridad, les estamos contagiando nuestro desdén por todo lo ético, les estamos llevando al consumismo más feroz y creo que no estamos dándoles la educación moral adecuada. Hablemos claro. Detrás de la manoseada expresión “educación en valores” hay todo un mundo de intereses. Hay una generación de padres, a los que podríamos llamar modernos, porque ellos mismos así se consideran, que tienen muy buenas intenciones, pero a los que le falta una cierta formación pedagógica. Pero una formación pedagógica en cosas tan sencillas como son el saber qué cosas no sirven con los hijos adolescentes. Por ejemplo estas:

1. CREERSE TODO LO QUE DICEN. Suelen decir cosas como “sois los peores padres”. A expresiones de ese tipo hay que darles el valor justo y entender que son fruto del enfado. Sin embargo los padres se sienten mal y culpables, es decir, caen en su trampa.

2. ACTUAR EN ESPEJO. Cuando el adolescente se enfada, los padres también. A ellos les pasa el enfado rápidamente y en diez minutos están tan tranquilos hablando con sus amigos. Mientras tanto a los padres les cuesta mucho salir de esa situación.

3. TENDENCIA A SERMONEAR. El adolescente escucha las tres primeras palabras… y luego desconecta. Es un error echar sermones o dar largas explicaciones.

4. SUPERVISAR CON PRESIÓN. Estar encima de ellos constantemente no es la estrategia adecuada. La presión paterna abruma.

5. MOSTRARSE DÉBIL. No se trata de hacer un acopio de fuerza, pero mostrar debilidad puede favorecer su tendencia a manipular y conseguir lo que quiere.

6. ATACAR SUS IDEAS. Es lo peor que se puede hacer porque se afianzan en su enfado y se reafirman en sus pensamientos.

En definitiva, que educar a nuestros adolescentes no es tarea fácil y nunca lo ha sido. Pero debemos dejar el pesimismo para otros tiempos y poner manos a la obra, eso sí, con base y fundamento. Si nos dejamos llevar por la corriente de la sociedad actual estamos llamados al fracaso más absoluto. Educar exige una larga y valiente paciencia y es cosa de todos, incluidos los propios jóvenes. Hay una buena parte de ellos con una espléndida formación, pero debemos aspirar a que esa buena formación les llegue a la totalidad de nuestros adolescentes y jóvenes. Ánimo pues para todos, incluidos los padres modernos.

Antonio Béjar
Maestro. Licenciado en Ciencias de la Educación
bajai72@terra.com

 

Música

Expresarte: Villancicos del mundo

El belén y el árbol. El frío y las reuniones familiares. La solidaridad y las celebraciones. Y los villancicos. A lo largo de la vida nos acostumbramos a que nuestras navidades tengan una banda sonora ineludible. Modernos o tradicionales, a cappella o instrumentales, rockeros, jazzeros, folkies, clásicos, flamencos, experimentales, pop. Cada uno encuentra su estilo y va tomando cariño a cada uno de los que le llegan más dentro. Yo lo tengo claro. Mis favoritos son El Tamborilero, Santa Claus is comming to town, All I want for christmas is you, Los Campanilleros y, por supuesto, Campana sobre Campana a voz en grito y con pandereta.

Pero, ¿tienen villancicos en las sabanas africanas? ¿Y en el altiplano peruano? ¿ Y en las tierras con tradición celta? ¿Y cuáles son? El grupo Expresarte nos presenta una buena muestra en este Villancicos del Mundo presentado en sociedad recientemente por la editorial San Pablo.

Expresarte nace en el año 1992. Formado por antiguos alumnos salesianos de la provincia de Sevilla, vinculados por su formación y afición por la música y el teatro. Para conmemorar el centenario de la Casa Salesiana de la Trinidad, deciden poner en marcha un musical de creación propia que con el nombre de “Un gran Sueño” acabaría suponiendo una apuesta que se ha prolongado más de quince años en el tiempo. Villancicos del mundo es su último trabajo, de momento. Una recopilación de canciones navideñas de distintas tradiciones culturales. El grupo Expresarte ha realizado excelentes versiones adaptadas al español del repertorio navideño de distintos países. Un precioso disco para acercarnos más a este momento único del año.

Villancicos portugueses, venezolanos, alemanes, celtas... Todo con la sencillez y el buen gusto que del grupo Expresarte hemos conocido en trabajos anteriores como Anikuni, En memoría mía o Hijos de la vida. Al disco le acompaña un libreto con las letras de los villancicos para seguir las canciones y desearle a todos, mediante la música, ¡Feliz Navidad!

José Luis Lorido

 

Vamos al cine

In the Loop

La opera prima de Iannucci en el cine esconde muchos años de éxito en televisión, donde se cuece buena parte del mejor talento audiovisual contemporáneo: ¿qué productora tiene hoy el prestigio de la HBO? Guión y ritmo, velocidad e ingenio. Todo huele a la mejor televisión, con aromas a El ala oeste de la Casa Blanca, pasada por ese inconfundible humor inglés a lo Sí, señor ministro y The Office. Pero ojo, con una sólida entidad fílmica (de estructura redonda pese a la complejidad del tema y el protagonismo coral) y un ambicioso aliento surrealista que remite (aunque a bastante distancia) a Teléfono rojo, ¿volamos hacia Moscú?

In the Loop narra las peripecias de Simon Foster, el incompetente Ministro británico de Desarrollo Internacional. Todo comienza tras meter la pata con unas embarulladas declaraciones en la radio sobre una supuesta guerra que en realidad pretende evitar en una zona indeterminada de Oriente Medio.

Divertida en algunos momentos, In the Loop tiene un problema en la explicación de su trama: demasiado enrevesada y con muchos recovecos, desde luego adecuados a su tema, que no es otro que la lucha por el poder (decidir una guerra no deja de ser una forma de poder), pero que para un público medio puede hacer que se pierda en un tiovivo de personajes y cargos. La propuesta es interesante y, muy puntillosamente, se nos presenta a todos y cada uno de los protagonistas, pero todo acaba mezclándose a un ritmo que un español sin conocimiento de la estructura política británica, acaba completamente perdido.

Francisco Arellano.
Pantalla 90

 

De web en web

Navidad digital

181 Villancicos, 35 Recetas, 560 Belenes, 4695 Fotos, 72 sms, árboles, y muchos, muchos enlaces, justifican que hoy, poco antes de Navidad, os traigamos esta www.navidaddigital.com . Que como bien dice su nombre, es una Web dedicada a la temática navideña, en su vertiente más popular y tradicional (que no siempre la más cristiana). En fin, hagamos la concesión de invitar a visitarla, porque pasaremos un ratito agradable y si eres aficionado a todo lo que rodea a la fiesta del nacimiento de Jesús, de tono como digo popular y tradicional, te va a encantar. Porque encanto también tiene. Recomendable su belenario, un recorrido mundial por los nacimientos a los que enlaza.

Casimiro Muñoz Murillo
Dtor. del Dpto. de Internet


Celebrar la fe

Celebramos el IV domingo de Adviento

Profecía de Miqueas 5, 1-4a

Así dice el Señor:

“Pero tú, Belén de Éfrata, pequeña entre las aldeas de Judá, de ti saldrá el jefe de Israel.

Su origen es desde lo antiguo, de tiempo inmemorial.

Los entrega hasta el tiempo en que la madre dé a luz, y el resto de sus hermanos retornará a los hijos de Israel.

En pie pastoreará con la fuerza del Señor, por el nombre glorioso del Señor, su Dios.

Habitarán tranquilos, porque se mostrará grande hasta los confines de la tierra, y éste será nuestra paz”.

 

Salmo 79, 2ac y 3b. 15-16. 18-19

R. Oh Dios, restáuranos, que brille tu rostro y nos salve.

 

Pastor de Israel, escucha, tú que te sientas sobre querubines, resplandece. Despierta tu poder y ven a salvarnos. R.

Dios de los ejércitos, vuélvete: mira desde el cielo, fíjate, ven a visitar tu viña, la cepa que tu diestra plantó, y que tú hiciste vigorosa. R.

Que tu mano proteja a tu escogido, al hombre que tú fortaleciste. No nos alejaremos de ti: danos vida, para que invoquemos tu nombre. R.

 

Carta a los Hebreos 10, 5-10

Hermanos:

Cuando Cristo entró en el mundo dijo: “Tú no quieres sacrificios ni ofrendas, pero me has preparado un cuerpo; no aceptas holocaustos ni víctimas expiatorias. Entonces yo dije lo que está escrito en el libro: Aquí estoy, oh Dios, para hacer tu voluntad”.

Primero dice: “No quieres ni aceptas sacrificios ni ofrendas, holocaustos ni víctimas expiatorias”, que se ofrecen según la Ley. Después añade: “Aquí estoy yo para hacer tu voluntad”.

Niega lo primero, para afirmar lo segundo.

Y conforme a esa voluntad, todos quedamos santificados por la oblación del cuerpo de Jesucristo, hecha una vez para siempre.

 

Evangelio según san Lucas 1, 39-45

En aquellos días, María se puso en camino y fue aprisa a la montaña, a un pueblo de Judá; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel.

En cuanto Isabel oyó el saludo de María, saltó la criatura en su vientre. Se llenó Isabel del Espíritu Santo y dijo a voz en grito:

-¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor? En cuanto tu saludo llegó a mis oídos, la criatura saltó de alegría en mi vientre. Dichosa tú, que has creído, porque lo que te ha dicho el Señor se cumplirá.

 

Lecturas bíblicas para los días de la semana:

21, lunes: Ct 2, 8-14; Lc 1, 39-45.
22, martes: 1S 1, 24-28; Lc 1, 46-56.
23, miércoles: Ml 3, 1-4.
23-24; Lc 1, 57-66.
24, jueves: Is 9, 1-3. 5-6; Tt 2, 11-14; Lc 2, 1-14.
25, viernes: Is 52, 7-10; Hb 1, 1-6; Jn 1, 1-18.
26, s
ábado: Hch 6, 8-10; 7, 54-60; Mt 10, 17-22.
27, domingo: Si 3, 2-6. 12-14; Col 3, 12-21; Lc 2, 41-52.

 

La liturgia... paso a paso

Cielos, destilad el rocío

A partir del día 17 de diciembre, la austeridad del Adviento que se hacía espera del Señor de la Historia, Cristo y Señor, desaparece para dar lugar a una liturgia que con sus oraciones y lecturas intentan colocarnos en la eterna hilera de pastores y almas sencillas que ha sabido descubrir a Dios en la ternura de un Niño-Dios, recién nacido.

Las antífonas que enmarcan el canto vespertino del Magníficat nos presentan la admiración de la Iglesia orante  ante la grandeza del Hijo de María y con ello da emoción crecida al canto de María.

En la liturgia eucarística también se entona la proximidad de la Navidad tanto en las oraciones como en las lecturas que se aproximan lentamente a la Noche Santa, en la que los Ángeles forman coro con los pastores para acompañar al éxtasis de la Virgen de Nazaret.

En la lejanía de los tiempos proféticos la voz del profeta Miqueas aclama el destino sorprendente de la pequeña aldea de Belén elegida para ser la cuna del Mesías.

San Lucas, en la lectura evangélica, nos describe con delicadeza la extrañeza profética de Isabel y la humildad diligente de María que, a pesar de ser la Madre del Señor, se hace esclava y sirviente de su prima adelantándose al espíritu del Sermón del Monte.

La segunda lectura, con dureza de arista, nos pone en la escuela del seguimiento evangélico, encarándonos con la obediencia de Cristo que inicia su andadura humana con su valiente entrega la Padre: “Aquí estoy, oh Dios, para hacer tu voluntad”.

La Iglesia en su oración recoge todas estas dimensiones del Misterio y pide: “Derrama, Señor tu gracia sobre nosotros, que hemos conocido la encarnación de tu Hijo, para que lleguemos por su pasión y cruz a la gloria de la resurrección”.

Antonio Luis Martínez

 

El Santo de la semana

26 de diciembre: San Esteban (siglo I)

Estamos en los comienzos del cristianismo, dentro del primer lustro que sigue a la muerte y resurrección de Cristo. La Iglesia va creciendo, organizándose, santificándose, glorificando al Señor con la predicación y el testimonio de los apóstoles “que no pueden callar lo que vieron y oyeron”.

Dentro de la comunidad de Jerusalén surge un conflicto provocado por fieles de origen griego, al quejarse de que sus viudas y familias indigentes no son socorridas como las judaicas. Pedro quiere solucionar el problema indicando que los Apóstoles no podían descuidar el ministerio de la palabra y la oración y que escojan entre ellos siete varones “llenos del Espíritu Santo y de sabiduría” que se encargarán del reparto de las limosnas y subsidios. Inmediatamente los apóstoles les impusieron las manos.

Y fue así como surgió en la Iglesia el ministerio de los diáconos que no sólo cuidaban de la administración temporal de la comunidad, sino también de la predicación de la palabra divina. Entre los elegidos, Esteban fue constituido como el jefe -protodiácono- de los siete.

Pronto Esteban atrajo la envidia de los fariseos y de sus satélites de tal manera que sobornaron a unos falsos testigos que alegaran ante el Sanedrín supuestas blasfemias del joven diácono.

La respuesta de Esteban a las acusaciones fue un discurso maravilloso y contundente que más que una autodefensa es un precioso tratado doctrinal; “de acusado se convierte en acusador, que machaca como un martillo”, dice san Agustín. El discurso va tejiendo una visión histórica de las maravillas de Dios y de las ingratitudes de Israel, hasta exclamar al final: “¡Duros de cerviz, incircuncisos de corazón! Siempre habéis resistido al Espíritu Santo”.

Fue el primero de los cristianos que derramó su sangre por Cristo, dando testimonio al afirmar que veía al Señor sentado en la gloria a la derecha del Padre, al ser lapidado mientras oraba por los perseguidores.

Gonzalo Encinas Casado

 

Dichos y preguntas

Curas, ¿para qué?

Desde que me ordené sacerdote tengo en la mente un slogan que considero fundamental: me hacía sacerdote para servir a los hombres y a Dios; sin poder separar una cosa y otra. Una esperanza que está alimentada del Evangelio de Jesús y que se ofrece desde el quehacer comunitario de la Iglesia en el mundo. Ahí entendía que estaba la meta de esta profesión: ponerme al servicio de los hombres, para acompañar en la construcción de una Iglesia que sirviera al mundo y transmitiera esperanza a las personas. Ni que decir tiene que el centro de esta profesión está en las personas humanas y el servicio a las mismas en orden a su construcción interna y a la búsqueda de sentido.

Respecto a la aportación a la sociedad, se me ocurría que los que estudian el hecho religioso nos hablan de que en la ciudad de Madrid, por ejemplo, deben vivir -y bastante bien a nivel económico y de consideración social- casi tres mil adivinos, veedores, nigromantes, etc. Más que sacerdotes católicos. Menos sacerdotes, más adivinos; algo debe necesitar y demandar la sociedad cuando puede haber tanto vividor de este tema.

Entiendo que la sociedad, en cuanto es religiosa y está preocupada por el sentido de la vida y su existencia, necesita acompañamiento e iluminación, para leer creyentemente su propia vida, para celebrarla, compartirla comunitariamente, etc. Se demanda un sacerdote para la celebración de oficio de difuntos, como para tomar un café y plantear cuestiones de vida interna o de moral, así como formarse para ser catequistas, para conocer la palabra de Dios, para acompañar la comunidad cristiana, aportar valores a la sociedad, etc. Se necesitan sacerdotes en una sociedad religiosa, donde tiene gran implantación la Iglesia Católica, personas consagradas ministerialmente que se ofrecen y viven desde ese ser Iglesia que quiere vivir y ser en medio del mundo. En este sentido creo que podemos hablar de un servicio social desde lo religioso, llevado a cabo por los sacerdotes.

José Moreno Losada.
Director del SARUEX


Última

Versos para Navidad

No habíamos terminado de poner

la mesa para la cena.

En las manos de un niño cabe toda la luz,

todo el camino está en sus ojos chicos,

la lluvia en su intemperie sueña y se despereza.

En su carne débil la ternura se asienta

y en su desamparo brota el cariño.

Vivir es hacer camino,

transitar por el mapa de los nombres

desde las dádivas del tiempo y sus ejercicios,

desde el amor que nos asalta y nos puede.

Con el frío que mata a los pobres

(murió uno en Almendralejo nos dice el periódico)

y las luces de colores,

publicidad de colores,

compras de colores

que anuncian la Navidad.

Desde el silencio primero

en el que nuestro buen Dios se hizo Palabra,

y aliento,

fuerza y luz,

vida para acompañar la vida.

Un niño es la señal,

nosotros que confiábamos en nuestros poderes, saberes…

nosotros que desde la ventana de la indiferencia

quisimos arreglar el mundo,

quitarle sus abolladuras,

avisar en nuestros blogs.

Amenazados de esperanza

porque el amor de Dios ha tomado carne

en la humanidad bendita de un niño,

en su fragilidad blanca

Enmanuel.

Sólo los sencillos conocen el camino,

gente clara de pueblo que todavía se estremecen

ante las manos cansadas de una anciana,

la paciencia del indefenso hombre del campo,

el compartir penas y pan…

todavía se estremecen ante

un amanecer,

un vaso de vino y un amigo,

un árbol al borde del camino,

el canto de un pájaro

y del romero floreciendo…

Gente con corazón

para experimentar a Dios que nace,

a Dios que viene

en el camino -tortuoso y apasionante- de la vida.

No habíamos terminado de poner

la mesa para la cena.

José Ángel Losada Gahete

 

Ave Divina que alea

Ave divina que alea

es este Niño fajado.

Si estar con todos desea

¿quién a Dios ha sujetado?

Virgen Madre, me marea

verlo a mi pecho abrazado.

 

Dejadlo, porque ha nacido

para darnos libertad.

No le deis cautividad,

eso nunca lo ha vivido.

Madre, al Niño desfajad,

pues Dios no se da medido.

Juan María Robles Febré

La nova arcana

Un niño nos ha nacido,

una luz se nos ha dado,

un almendro ha florecido,

un clamor se ha despertado.

Dicen que Jesús se llama,

la Hoguera que arde en Belén;

Dicen que su carne es llama,

de amor, de paz y de bien.

Dicen que su mente es agua,

donde se lava el dolor;

Dicen que su pecho es fragua,

donde se funde el horror

Sus ojos son dos corales,

labrados y luminosos;

sus manos, dos manantiales,

tranquilos y cariñosos.

Le ha precedido una estrella,

de una habitación lejana;

pero su luz no es más bella

que la de esta Nova Arcana.

Este niño crecerá,

y será alto como un árbol,

y el pobre su nido hará,

en las ramas de sus brazos.

¡Qué bueno que estés aquí!

¡Qué bueno saber que estás!

¡Qué bueno encontrar en Ti

la vida, el amor, el mar!

¡Venid a Belén, amigos!

Por las colinas el viento

habla de paz a los trigos.

Es Verdad el Nacimiento.

Marceliano Guerrero Montero

 

“María nos vino de Cristo, Ella hizo

de puente entre Cristo y nosotros, y

por Ella cambió nuestra historia.

Que nosotros sepamos ser puente

para llevar alegrías en las tristezas

del prójimo.

Que  sepamos ser puente, para llevar

la Paz, en un mundo lleno de guerras

y desavenencias.

Que sepamos ser puente, por donde pase

la luz, entre tantas tinieblas y noches oscuras.

Que sepamos ser puente, para llevar

amor, en una vida tan egoísta y tan

desnaturalizada que nos ha tocado vivir.

Que sepamos ser puente, para unir a

todos los hombres y pueblo de Dios”.

Afra Brígido Blanco
(Texto de la tarjeta de felicitación enviada por Afra a una amiga en la Navidad de 1980)

 

Patrimonio cultural de nuestra Iglesia

Santa Marta de los Barros (II)

La advocación a Santa Marta en la parroquia de la localidad que acompaña a su mismo nombre, Santa Marta de los Barros, es un edificio del siglo XVI, ampliamente remodelado en el año 1985. Se trata de un obra que contiene en su interior una única nave en forma rectangular, sencilla pero terminando en una Capilla Mayor ochavada, con tres peldaños que nos conducen al imponente artefacto o Retablo Mayor al que dedicaremos nuestro tiempo. Porque el mencionado retablo llegó a revestir todo el lado derecho del Evangelio, abriéndose hacia lo que se llama la capilla de San Bartolomé, construida a principios del siglo XVII a expensas de la fundación de don Bartolomé Hernández Bueno, racionero de la Catedral de Santiago de Compostela y natural de Santa Marta.

Frente a la mencionada capilla se abre otra de menores dimensiones. A pesar de ello tuvo un reja preciosa y una no menos imponente bóveda de crucería.

Podríamos seguir hablando de más capillas, del lugar del coro y del órgano, pero le sería al amigo lector difícil sin haberla visto, hacerse una clara idea de tan bella construcción con las solas líneas de esta sección así que diremos que, como buen templo cristiano, su capilla mayor fue construida a naciente del sol y la menor a poniente y así, sin darnos casi ni cuenta, salimos de la belleza interior a lo grandioso y magnífico del exterior.

El ladrillo de uso más común, bien acompañado de la mampostería, hace y permite que en las esquinas quede esta obra bien reforzada con la utilización del granito, lo que hace que las paredes posean un grosor considerable, permitiendo en los primeros tiempos que las imágenes del interior pudieran estar resguardadas en profundas hornacinas, enmarcadas con resaltes que afloraban del muro, como ocurre con el nicho que aún se percibe claramente trazado detrás del retablo del altar que llaman de Las  Ánimas.

El edificio conserva de su construcción primitiva una bóveda de medio cañón, con tres tramos divididos por otros tantos arcos fajones ligeramente apuntados, que dan idea de su sencillez arquitectónica en la primera época, por lo que, como aconteció con varios templos de la comarca, en el siglo XVI se sustituyó la cabecera de la nave por esta capilla mayor de más altura y belleza, con bóveda de crucería de finas nervaduras, nacidas en los ángulos, formando haces de tres nervios para tramar una composición artística que figura una estrella de cuatro puntas, cruz y círculo central, todo ello con claves esgrafiadas. Entre la bóveda de medio cañón antigua y esta otra de aristas, existe una parte abovedada que sirve de bisagra o charnela.

Pablo Iglesias Aunión
Licenciado en Historia


Noticias de América latina

http://www.aciprensa

 


Return to Camino