Semanario
"Iglesia en camino"

Archidiócesis de Mérida-Badajoz

(España)

E-Mail:

Iglenca@jet.es

Iglenca@grn.es

Año VII. Número 282.10 de enero de 1999

Director: José María Gil

Redactor Jefe: Juan José Montes

 

Portada

Con un acto en el que estuvieron presentes los tres obispos extremeños

Abierto el proceso de beatificación del sacerdote don Luis Zambrano

El colegio pacense de Santa Teresa, de la Institución "Hogar de Nazaret" fue el escenario escogido, el pasado día 29, para la apertura del proceso de beatificación de don Luis Zambrano, fundador de dicha institución.

La apertura estuvo presidida por los obispos de las tres diócesis extremeñas, acompañados, entre otros, por la directora general del Instituto Secular, Marita Llorente, la primera mujer en ingresar en el mismo, María Grajera, y los postuladores de la causa en la diócesis y en Roma, así como de cientos de personas llegadas de los diversos puntos de la provincia donde este sacerdote fontanés ejerció su ministerio sacerdotal.

El proceso, que será largo, consta de dos partes, una diocesana y otra romana.

 

 

Editorial

La letra con sangre NO entra

El comienzo del año 1999 además de traenos el estreno del Euro y la euforia con que la nueva moneda europea era recibida en todos los mercado bursátiles, nos traía también la triste noticia de la muerte, en un hospital de Alcalá de Henares, de un bebé de escasos meses, a causa de los presuntos malos tratos recibidos de sus padres.

La muerte de este niño, o el abandono por su progenitores de otro bebé, Lorena, en un bar de Valencia, han vuelto a provocar las protestas de la opinión pública y el llamamiento a una mayor protección de la infancia. Para más inri, en ambos casos, a los padres se les habían retirado la custodia de otros hijos.

Esto hechos no son, desgraciadamente, la otra cara de la moneda nunca mejor dicho de un comienzo de próspero año, sino un exponente más de una dolorosa realidad que todavía pervive en la sociedad española, donde parece que sigue vigente el nefasto dicho de que "La letra con sangre entra", dando con ello cobertura pseudoeducativa a la violencia en una de sus versiones más horrendas: la de los malos tratos a los niños.

Según datos aportados por el Defensor del Menor, cada año se registran en España unos 500 mil casos de malos tratos físicos y cerca de 900 mil de violencia psíquica contra los menores, que se sepa, porque estos tienen menos posibilidades de denunciar sus casos que las mujeres maltratadas.

Aunque es saludable que la sociedad tome conciencia de este problema, no basta con las protestas esporádicas ni con medidas sólo legales, es necesario una regeneración ética social y, sobre todo familiar, en intensidad y en extensión.

Con respecto a lo primero no se puede esperar, con garantías, de una sociedad la preservación de los más pequeños, cuando se es indiferente a la defensa de la vida de miles y miles seres concebidos y no nacidos, o se habla de una muerte digna para los enfermos terminales.

En cuanto a lo segundo la extensión, nuestra sensibilidad ética no puede ceñirse exclusivamente a los de casa, pasando por alto con pasividad, sólo interrumpida por noticias esporádicas, la nueva esclavitud de cientos de miles de niños y niñas sometidos a la explotación del turismo sexual que tiene en los occidentales a sus mejores clientes; o los trabajos forzados de pequeños, empleados como mano do obra barata; o los muchachos utilizados como soldados de guerras que no tienen nada de juegos, o los niños de la calle en América Latina.


Escritos Pontificios

Carta del Papa a los trabajadores

Conocida es la sabiduría y autoridad con la que Juan Pablo II trata de manera especial los temas relacionados con el mundo del trabajo, empeñado siempre en iluminar sus problemas y en mostrar la cercanía de la Iglesia a los trabajadores y a sus familias. Traemos, por ello, esta semana a la Tercera Página de nuestra revista, un resumen de la carta que, el día 8 del pasado mes de diciembre, el Papa ha dirigido a los trabajadores de su diócesis de Roma, encuadrada en el proceso de la Misión que esta comunidad vive como preparación del Gran Jubileo del Año 2000.

Queridos hermanos y hermanas que vivís, operáis y trabajáis en Roma: En este ultimo año de la preparación inmediata al Jubileo, os invito a abrir no sólo el corazón, sino también, en los ambientes en los que trabajáis, a abriros a la cruz de Jesucristo, única fuente de salvación para cada persona y fundamento seguro de convivencia plenamente humana, solidaria y fraterna

En las encíclicas y en los encuentros con las categorías interesadas, he propuesto más veces el "Evangelio del trabajo", en relación a las problemáticas propias de las variadas profesiones. En el Evangelio de Lucas, Jesús pregunta: "De qué le sirve al hombre ganar el mundo entero si se prefiere a si mismo?" (Lc 9, 25). La palabra evangélica y el mensaje cristiano recuerdan sobre todo que el valor más precioso a salvaguardar y promover en el ambiente donde se trabaja es la persona humana, con su derecho inalienable a ser reconocida en su profunda dignidadTal dignidad es el fundamento de todo otro derecho de la persona que trabaja: una ocupación adecuada a las propias cualidades profesionales y a las exigencias familiares; la producción de bienes y de servicios cualificados; la justicia retributiva y la solidaridad

Todavía, la consideración entre eso que se propone y eso que de hecho se consigue realizar, la constatación es decir de los limites personales y socioculturales de los que se es condicionado, introducen a menudo elementos de sufrimiento en la concreta experiencia del trabajo ésta, está radicalmente tocada por el pecado, que se manifiesta como competitividad desenfrenada, celos y prepotencias, superficialidad o indiferencia en la relación reciproca, e injusticias. Los ritmos del trabajo, determinados de la carrera de la eficiencia y el ganar, llevan a menudo a absolutizar las complejas exigencias de la actividad económica, a pérdida de la humanización del ambiente de trabajo y de los derechos primeros de la persona. Por estos motivos, el trabajo se vive como necesidad de supervivencia, y no como guía para realizarse a sí mismo y a alcanzar el fin querido por Dios.

Uno se encuentra con tener que escoger entre la coherencia, por una parte, con los valores y principios profesados, yendo contra corriente y pagando el precio, y la aceptación, por otra parte, de las lógicas dominantes en muchos ambientes, descendiendo tal vez a compromisos con la propia conciencia.

Cómo afrontar estas difíciles situaciones?

En las múltiples y difíciles circunstancias de la vida, el cristiano sabe que puede contar con el don de la sabiduría, que se obtiene en la oración y se fortifica en la escucha de la Palabra del Señor y en la obediencia al Magisterio de la Iglesia El cristiano sabe también que el trabajo forma parte del cotidiano camino de purificación y de salvación para los que lo acogen con espíritu de obediencia a la voluntad de Dios y de servicio humilde y paciente hacia el prójimo. De la visión cristiana del trabajo sale el empeño constante de privilegiar en cada circunstancia el bien de la persona y su plena promoción espiritual, cultural y social.

Así, en el hospital, es el enfermo el centro de cada servicio médico, de los enfermeros y administrativos; en la escuela y en la universidad, es el estudiante el ayudado, a través de la enseñanza y la formación para desarrollar mañana el propio camino de la sociedad; en las fábricas y en las oficinas de haciendas públicas y privadas, en las actividades comerciales, es el logro de una mejor calidad de vida, y no el simple crecimiento de los bienes, la ley absoluta; en el ejercicio de las libres profesiones, en las administraciones, son la honestidad, la competencia y la calidad de los servicios las que deben satisfacer las necesidades de la gente; en las comunicaciones, el valor primero es el servicio a la verdad, que necesita constante fidelidad; en el ejercicio de la justicia, es el derecho de cada persona y el respeto de la legalidad lo que debe guiar magistrados y abogados; en el deporte y en el turismo es el crecimiento de la persona humana lo que se debe promover en todas sus potencias físicas y espirituales.

La calidad del ambiente depende sobre todo de las personas. Es su empeño lo que puede hacerlo un lugar vital de colaboración, de comunión y de relaciones para la colaboración a la solidaridad y a los testimonios coherentes de los valores morales de cada profesión. Como recuerda la Escritura: "El hermano ayudado por el hermano es parecido a una ciudad fortificada" (Prov. 18,19).

El cristiano, por tanto considera a los colegas como colaboradores, y trata a los destinatarios de la propia actividad profesional como hermanos a servir por amor a Cristo. Tal visión del trabajo, que genera comportamientos no superficiales sino de constante dialogo, hace del contexto en el cual se trabaja una ocasión de crecimiento humano y de santificación.

Relaciones laborales justas y solidarias

El correcto planteamiento de las relaciones en el ambiente del trabajo exige el ejercicio constante de la justicia: a eso deben servir los organismos sindicales y las varias formas organizadas, cuyo fin son la justa retribución y el respeto de los derechos y deberes de las personas y el desarrollo armónico de las condiciones profesionales y de trabajo.

El sentido de la justicia conlleva el mejoramiento de las competencias profesionales, en lo que se refiere a los valores de la honestidad y legalidad y atención de las exigencias de los que están implicados en la actividad productiva.

La organización del trabajo tiene que tener presente las esperanzas de las familias y las de la condición femenina, con especial referencia a la maternidad, al descanso dominical y al tiempo libre. Como recordaba en la reciente Carta apostólica Dies Domini (nº 67).

La justicia camina junto a la solidaridad, que une a los hombres y a las mujeres del mundo del trabajo y abre a empeños que van mas allá de lo personal o del grupo. Justicia y solidaridad exigen que se resuelva el grave problema de los que están en búsqueda del primer trabajo y de los que están desocupados A la crisis del mercado del trabajo se acompañan nuevas formas de pobreza que afectan a un número creciente de núcleos familiares, de ancianos, de emigrantes La solución de tales problemas requiere el trabajo tenaz y responsable de todos

La evangelización del mundo del trabajo conlleva fidelidad y honestidad en el cumplimiento del servicio profesional, coherencia moral en las elecciones grandes y pequeñas y solidaridad fraterna hacia los que tienen necesidad. Requiere el testimonio de la propia identidad cristiana, para que el anuncio de Jesucristo, único Salvador, sea propuesto en cada lugar de trabajo como don y gracia de renovación interior y fuerza del cambio social. El hijo de Dios "ha trabajado con manos de hombre, ha pensado con mente de hombre, ha actuado con voluntad de hombre, ha amado con corazón de hombre" (GS 22). Quien cree en Él y lo sigue encuentra la luz y la fuerza para ser sal y fermento de cada ambiente y en cada circunstancia.

No tengáis miedo de proponer a Cristo a vuestros colegas y de colocar la cruz en el lugar donde desarrolláis vuestra actividad y en vuestras casas. Ella recordará a todos el don del amor del Hijo de Dios, que ha redimido el mundo y ha rescatado del pecado cada condición de vida y del trabajo.

La Iglesia necesita de laicos que sean autenticos trabajadores de la nueva evangelización, en los contextos secularizados de nuestro tiempo.

 

 

Centrales

 

Esta semana comienza la declaración de los primeros testigos en la causa
de don Luis Zambrano

El Proceso de Beatificación se abrió en Badajoz el pasado 29 de diciembre

El pasado día 29 de diciembre se abrió el proceso de beatificación del sacerdote de Fuente del Maestre don Luis Zambrano Blanco, que fundase la Institución "Hogar de Nazaret" en 1935 y que falleciese el 14 de febrero de 1983 en Badajoz, en olor de santidad.

El acto, celebrado en el colegio Santa Teresa de la capital pacense, fue presidido por los tres obispos extremeños y en él estuvieron presentes además, el postulador diocesano de la causa, don Manuel Grillo y el postulador de Roma, el padre trinitario, don Antonio Sáez Albéniz, la directora general del Hogar de Nazaret, Marita Llorente, la primera mujer en ingresar en la Institución, María Grajera, representantes del tribunal y de la cancillería del Arzobispado y el biógrafo de don Luis Zambrano, don Antonio Luis Martínez.

"Ser fieles al carisma"

La Directoral General de la Institución, Marita Llorente, afirmaba que habían tenido la gracia de convivir con un gran hombre de Dios y de la Iglesia, que tuvo al sagrario como centro de su vida y de su actividad, ya que, entre otras cosas, en la Capilla del Sagrario de la parroquia de Ribera del Fresno, la Divina Providencia inspiraba la posibilidad de establecer en la propia parroquia una forma concreta de vida que ayudara al párroco al apostolado de la Iglesia. De allí nacería el Hogar de Nazaret.

María Llorente pedía al Señor seguir creciendo para poder llegar a todos los lugares donde se demanda su ayuda "nos esperan, dijo, para fundar hogares en Iberoamérica, pero sobre todo pedimos al Señor la gracia de ser fieles al carisma concreto que hemos recibido de Dios a través de don Luis Zambrano".

El biógrafo del sacerdote fontanés, don Antonio Luis Martínez, daba un breve repaso a su vida, recordando su faceta de fundador y la labor desempeñada como sacerdote en aquellas parroquias por las que pasó: Ribera del Fresno, Almendral, Olivenza y Badajoz.

Posteriormente el canciller de la curia, don Jerónimo Hernández, daba lectura a los documentos previos a la sesión, se prestaba juramento por parte de los actuantes en el proceso, el postulador presentaba al presidente del Tribunal la lista de testigos y el Arzobispo despedía el acto, afirmando que era consciente del honor, la emoción y la responsabilidad que ello representaba para él, pero que acoge con viva satisfacción la petición que le llega "de una institución tan nuestra como el Hogar de Nazaret".

Don Antonio manifestaba que el proceso de canonización "se inscribe en el marco de lo que hoy se denomina Pastoral de la Santidad, que no puede estar ausente de los programas de ninguna iglesia local, y que consiste no sólo en el fomento del culto divino y de la práctica de la oración personal y comunitaria y del fomento de las vocaciones de especial consagración, sino también de la memoria fiel de los testigos del Evangelio, que con virtudes heróicas o con palma del martirio han iluminado el camino histórico de aquella Iglesia Diocesana para conocerlos, amarlos, rendirles culto y seguir su ejemplo".

Los actuantes en el proceso, comenzando por el Arzobispo, debieron prestar juramento de que cumplirán fielmente el cargo que se les ha confiado en la causa, así como guardar secreto en todas aquellas cosas que pudieran perjudicar al siervo de Dios o a otras personas.

Admisión de los testigos

El Juez Delegado para la causa, don Adrián Martín, admitía la lista de testigos facilitada por el postulador después de haberla examinado, y anunciaba que las sucesivas sesiones se llevarán a efecto en el Arzobispado, celebrándose la próxima el próximo martes, día 12, a las cuatro de la tarde. En la misma se procederá al examen de la primera testigo. El número de testigos presentados ronda el medio centenar. De ordinario en estos casos se pueden presentar hasta unos sesenta. En ocasiones se trata de testigos que han conocido al Siervo de Dios de niño, han sido compañeros de escuela, de seminario o de sacerdocio, miembros del Instituto u otras personas que han tenido contacto con él.e digan.

La causa será larga

El proceso ahora abierto es largo, ya que antes de llegar a Roma, se instruye una fase diocesana dirigida por don Manuel Grillo, que asume el papel de abogado defensor de la causa, "debiendo seguir, según sus propias palabras, muy de cerca la marcha del proceso y la declaración de los testigos". Su papel termina el día en que sea clausurado el proceso diocesano y pase a Roma.

El postulador romano, el padre Antonio Sáez, inicia su trabajo en la segunda fase del proceso. Él es el encargado de presentar y defender la causa ante la Sagrada Congregación para la causa de los Santos, por deseo expreso de la Institución "Hogar de Nazaret", solicitante de la apertura del proceso de canonización.

"Esta segunda fase, precisó el padre Antonio Sáez, no durará menos de ocho o diez años. Cuando el asunto llegue a Roma, yo lo primero que tengo que hacer es pedir a la Congregación que lo abra. Posteriormente pasa a una comisión de juristas que lo revisan página por página para ver si está todo según las reglas. Después llega la 'posicio', que consiste en una especie de tesis doctoral con la vida, análisis de las virtudes, documentos y demás, que son estudiados por unos consultores, teólogos, que certifican la existencia de una vida virtuosa o no, o le ponen dificultades. Si los consultores dan el visto bueno, pasa a otra comisión superior formada por obispos y cardenales, la última tiene que ser al Papa. Para la beatificación, previa a la canonización, tiene que darse un milagro, para el que necesita hacerse un proceso con estas mismas características, sólo que en lugar de historiadores, juristas y tal, entran médicos si se trata de una curación etc.". Por todo ello el postulador romano daba varios consejos, el primero de los cuáles es tener mucha paciencia y rezar mucho.

 

 

 

La Campaña del "Mochuelo" que realiza la SER en Mérida superó
los 16 millones de pesetas

Los fondos obtenidos se destinan a diversas instituciones asistenciales

La Campaña del Mochuelo, que se realiza durante las fechas navideñas en la Cadena Ser de Mérida con el fin de recaudar fondos para diversas instituciones asistenciales, ha alcanzado este año su edición XVI con un nuevo record de recaudación, al alcanzar la cifra de 16.050.000, un millón más que el año pasado.

La campaña se realiza durante cuatro días entre Navidad y Año nuevo y en ella intervienen muchas personalidades conocidas. En esta edición son dignas de destacar la intervención del empresario portugués don Manuel Rui Naveiro, que donaba 600.000 pesetas para que, en ese momento, se alcanzaran los 14 millones. El pintor extremeño, de Monesterio, Eduardo Naranjo donó un cuadro por el que se obtuvo medio millón de pesetas. En el transcurso del programa se donaron también cantidades importantes en su cuantía como la del Ayuntamiento emeritense, con 500.000 pesetas y varias de empresas y particulares de 250.000, entre ellas la del Arzobispo.

Este año fue especialmente simpática la intervención de una guardería sevillana, cuya directora, afectivamente unida a Mérida, contactaba con el programa y, además de contribuir con una sustanciosa cantidad de dinero, ofreció a toda la audiencia un villancico interpretado por los propios niños de la guardería.

Protagonismo de Mérida

Sin embargo hay que reconocer que el protagonismo de este éxito y quien hace posible esta singular prueba de solidaridad es el propio pueblo de Mérida, que masiva y entusiásticamente colabora cada año en esta campaña.

Los fondos del "Mochuelo" se distribuyen proporcionalmente entre todas las instituciones asistenciales de la ciudad y su comarca, aunque también se atienden otras necesidades puntuales y a alguna institución cuya labor es de ámbito diocesano.

En la realización del popular programa participan un total de 25 personas.

Parroquia Ntra. Sra. de Guadalupe de Badajoz

Grupo de jóvenes animan la Navidad en el Asilo

Los niños y jóvenes que reciben catequesis en la parroquia Ntra. Sra. de Guadalupe, en Badajoz, han celebrado la Navidad con la representación de la obra de teatro"El día que Jesús no quería nacer", original de Antonio García Barbeito, en el salón de actos de la residencia de ancianos "Ntra. Sra. de la Soledad", de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados"

Con la representación de esta obra, de ambiente navideño, y el canto de villancicos a cargo de grupos de los distintos niveles, homenajearon a los mayores y les felicitaron la Navidad.

Al acto, además de los ancianos del centro acudieron numerosos padres y familiares de los niños.

Mujeres Trabajadoras Cristianas de Almendralejo

Organizan un curso de figuras navideñas y cuadros

El Movimiento de Mujeres Trabajadoras Cristianas de Almendralejo ha organizado un curso de cuadros y figuras de Belén, que se realizó bajo la supervisión de la profesora doña Piedad Mesías y que fue clausurado con una exposición de todas las figuras que habían decorado las participantes.

El párroco de la Iglesia de la Purificación, don Rafael Corraliza, pronunció unas palabras de aliento al mismo tiempo que impartió la bendición a las figuras allí expuestas. La presidenta de la asociación, doña Cándida Regaña, instó a todas las presentes a seguir trabajando en favor de la promoción de la mujer.

Diez sacerdotes de la diócesis celebran este año sus Bodas de oro y plata de ordenación

Todos estudiaron en el Seminario de Badajoz y se ordenaron en 1949 o 1974

Un grupo de sacerdotes de nuestra diócesis celebra en 1999 su jubileo sacerdotal con motivo de sus 50 y 25 años de ordenación presbiteral. Todos ellos cursaron estudios en Seminario diocesano de Badajoz. Tres fueron ordenados sacerdotes en abril de 1949 y siete en junio de 1974. A su acción de gracias nos unimos y los felicitamos. Recogemos para nuestros lectores una breve reseña biográfica de cada uno de ellos.

n Ángel Mora González-Haba, capellán de la ermita de Santiago Apóstol, de Villanueva de la Serena, ciudad de la que es natural. Tiene 74 años. Ha desarrollado su labor pastoral como ecónomo de San Pedro de Mérida y encargado de Trujillanos (1949 - 1951), coadjutor de Santa María, de Mérida (1951 - 1969), coadjutor de San Miguel, de Villanueva de la Serena (1969 - 1979) y capellán de la ermita de Santiago Apóstol (desde 1980).

n Juan de Peralta y Sosa, de 79 años, natural de Don Benito. Ha sido ecónomo de Esparragalejo (1949 - 1950), prefecto del Seminario Diocesano (1950 - 1959), administrador del Seminario Diocesano (1959 - 1964), y visitador general de religiosas (1964 - 1997). En octubre de 1969 fue nombrado Prelado de Honor por el Papa Pablo VI.

n Manuel Asensio Rodríguez, de 79 años, nacido en La Alconera. Fue nombrado ecónomo de Pallares y encargado de Santa María de Nava (1949 - 1951), ecónomo de la Parra (1951 -1958), encargado de La Morera (hasta 1951 - 1953), y ecónomo de La Albuera (1958 - 1979). En 1979 es nombrado capellán del Hospital Provincial y en 1988 se le incorpora al cargo la capellanía de Maternidad Provincial. Desde febrero de 1996 es emérito, con residencia temporal en su pueblo natal.

n Antonio Vera Luengo, capellán del hospital Infanta Cristina, de Badajoz. Nació en 1950 en Valverde de Llerena. Pasó como coadjutor a la parroquia de San Francisco de Sales, de Mérida (1974 - 1983). En 1983 fue nombrado vicario ecónomo, cargo en el que permaneció hasta 1994, en que es destinado como capellán al hospital Infanta Cristina.

n Francisco Pantrigo Pantiño, natural de Higuera la Real. Tiene 52 años. Ha desarrollado su labor pastoral como ecónomo de Trujillanos y encargado de San Pedro de Mérida (1974 - 1985), vicario parroquial de Nuestra Señora de los Milagros, de Mérida, y capellán adjunto del Hospital Psiquiátrico (1985 - 1987) . Es párroco de Salvaleón desde diciembre de 1987.

n Demetrio Muñoz Atalaya, de 49 años, natural de Cabeza del Buey. Es vicario parroquial de San José, de Badajoz, desde septiembre de 1988. Anteriormente estuvo en Azuaga como coadjutor de una o ambas parroquias (1974 -1988) y ecónomo de Malcocinado (1977 - 1988).

n Manuel Luis Moreno Pajuelo, de Puebla del Maestre, donde nació en 1950. En la actualidad es párroco de de La Haba, localidad en la que ha pasado la mayor parte de su vida de niño y joven. También es arcipreste de Villanueva de la Serena desde 1991. Tras ser ordenado sacerdote pasó a Higuera de la Serena como vicario ecónomo donde estuvo hasta 1989. También fue cura encargado de la aldea de Docenario.

n Simón Casimiro Salamanca, de 47 años, natural de Fuente del Maestre, párroco de la Purísima Concepción, de Hornachos, desde 1990. Desde 1974 y hasta 1978 fue vicario ecónomo de Valle de Santa Ana y encargado de Valle de Matamoros. Desde 1978 a 1990 fue ecónomo de Usagre.

n Juan Cascos González, de 51 años, natural de C ampanario. Ha desarrollado su labor pastoral como coadjutor de Cristo Rey, de Mérida (1974 - 1988) y desde 1988 como párroco de San Juan Baustita y María Auxiliadora, de Mérida. En 1996 fue nombrado canónigo de Mérida.

n Antonio Menea Sánchez-Miranda.. Nació en Don Benito en 1942. Ordenado en 1974, fue nombrado ecónomo de Cheles en 1975, ecónomo de Entrerríos en 1977 y ecónomo de Magacela en 198 3. En 1987 formó parte del equipo sacerdotal de Magacela y La Haba. En la actualidad ejerce la docencia como profesor de Enseñanza Primaria en su ciudad natal.

 

Cáritas pone en marcha una escuela-taller para 40 jóvenes de Valverde de Leganés

Contará con tres módulos y un presupuesto de 115 millones

Cáritas acaba de poner en marcha una escuela-taller en Valverde de Leganés que servirá para insertar a cuarenta jóvenes en el mundo laboral y recuperar los entornos afectados por la riada de noviembre del 97, entre ellos, la reconstrucción de la Avenida Asensio y el parque del Pilar, la terminación de las obras de la sede de Cruz Roja y la construcción de un invernadero.

La escuela-taller cuenta con tres módulos, uno de jardinería-viverismo para 15 alumnos, otra de albañilería, para otros tantos jóvenes y un tercero de cerrajería-forja, en el que podrán aprender 10 alumnos. El presupuesto total es de 115 millones de pesetas, tendrá una duración de dos años y empleará a nueve personas, entre personal administrativo y profesores.

Este es el primer proyecto de escuela-taller que Cáritas asume en la diócesis, actualmente, además ninguna cáritas de España lleva a cabo una actuación de este tipo.

La escuela-taller era inaugurada el día 29 de diciembre y entraba en funcionamiento al día siguiente. Al acto de inauguración, celebrado en el salón de actos del Ayuntamiento valverdeño asistían, entre otros, el director de Cáritas Diocesana, Adrián Ribera y el director provincial del INEM, José María Carazo, así como el vicario de Comunión y Solidaridad, José Antonio Salguero.

Iniciado el proceso de canonización del fundador de las H.H. de los Ancianos Desamparados

Recientemente se abrió el proceso de canonización del fundador de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados, Saturnino López Novoa. Esta congregación cuenta con 7 casas en Extremadura, donde acogen a más de 800 ancianos, en una labor que se prolonga ya más de 100 años en nuestra región. El acto de apertura tuvo lugar en la capilla de la Casa Generalicia de las Hermanitas, en Valencia, y estuvo presidido por don Agustín García-Gasco, arzobispo de Valencia.

Homenaje a la Hermana Teresa Colomer en Badajoz

La religiosa del Buen Pastor Teresa Colomer, recibió un homenaje recientemente, en agradecimiento por su labor y entrega abnegada en favor de la comunidad parroquial de la Concepción, en la Plaza Alta de Badajoz. Durante 13 años ha vivido y servido, junto a otras religiosas de esta congregación, en esta zona de Badajoz, entregada a la atención de los más pobres de este mundo.

Faustino Lobato, que fuese párroco de la Concepción, ha afirmado que "hemos conocido a una mujer abnegada, sacrificada y disponible, que ha sabido callar y obedecer hasta el extremo". En su nuevo destino, en Gerona, esta religiosa seguirá sirviendo a los más pobres y pacificando este mundo violento y de tensas diferencias.

En Badajoz y Mérida

Don Juan Mª Robles Febré y don Vicente Navarro celebran sus Bodas de Oro Sacerdotales

Con una emotiva concelebración eucarística en la parroquia pacense de San Andrés, don Juan María Robles celebró el pasado día 29 de diciembre el cincuenta aniversario de su ordenación sacerdotal y recibió el homenaje de numeroso fieles, especialmente vinculados a su larga y fecunda trayectoria pastoral. En este acto estuvo acompañado de un grupo de sacerdotes, entre ellos el delegado episcopal para el Clero, don Gabriel Cruz, en representación del Arzobispo.

Don Juan María Robles Febré nació en Huelva en 1918 y llegó al Seminario de Badajoz para terminar sus estudios sacerdotales, procedente de la Congregación de los Misioneros Claretianos. Este sacerdote ha contribuido de manera destacada a todo un movimiento sacerdotal y literario que, desde la década de los años 50, ha venido a ser un nuevo "Mester de clerecía". La dilatada obra poética de Robles Febré destaca en el panorama de las letras extremeñas como exponente de la mejor poesía religiosa.

Don Vicente Navarro

Don Vicente Navarro del Castillo también ha recibido un homenaje con motivo de sus bodas de oro sacerdotales. Este sacerdote, afincado en Mérida hace más de 30 años ha publicado numerosos trabajos sobre la historia de Mérida y pueblos de alrededor. No hay que olvidar que este sacerdote, miembro de la Real Academia de Extremadura, es ciego, pero aún así sigue trabajando e investigando. La Eucaristía de Acción de Gracias, presidida por el homenajeado, contó con la presencia de don Pedro Acedo, Alcalde de Mérida y de don José Mª Álvarez, director del Museo de Arte Romano y amigo personal de don Vicente.

Mirada a nuestro tiempo

Guardar la Navidad

 

Siempre hay momentos de nuestra vida que nos gustaría conservar, porque dejan en nosotros una huella especial. La Navidad suele ser una de esas experiencias privilegiadas que quisiéramos que permaneciera siempre. Ojalá que todos los días del año fueran navidad! solemos decir; a los que felicitamos en estas fechas les deseamos que sea navidad siempre en sus vidas. Quisiéramos gardar el clima de paz y de alegría que se crea en este tiempo que cada año nos regala la llegada del Niño que nos acerca el amor entrañable de Dios.

Pero también la navidad acentúa las carencias y las necesidades: la felicidad navideña pone de relieve el contraste de la vida de los que experimentan el dolor, la tristeza, la soledad, la enfermedad; o la de los que carecen de techo, de libertad, de pan, etc. Esta conciencia de las necesidades de los otros abre caminos a la solidaridad, a pesar del creciente desenfreno del euroconsumo.

Esta Navidad solidaria es la que hay que prolongar a lo largo de todo el año: la que despierta nuestros mejores sentimientos, abre nuestras actitudes más nobles y mueve nuestras conciencias hacia la ayuda a los más necesitados. Sólo la generosidad consolida la felicidad. Ninguna de las cosas que disfrutamos en Navidad -las más necesarias o las más superfluas- dejan huella duradera, si no las agradecemos como don al que nos da todo y no las compartimos como ofrenda con los que las necesitan más que nosotros.

Amadeo Rodríguez Magro

Página litúrgica

Celebramos el Bautismo del Señor

Palabra de Dios

Libro de Isaías 42, 1-4, 6-7

Así dice el Señor: "Mirad a mi siervo, a quien sostengo; mi elegido, a quien prefiero. Sobre él he puesto mi espíritu, para que traiga el derecho a las naciones. No gritará, no clamará, no voceará por las calles. La caña cascada no la quebrará, el pábilo vacilante no lo apagará. Promoverá fielmente el derecho, no vacilará ni se quebrará, hasta implantar el derecho en la tierra, y sus leyes que esperan las islas. Yo, el Señor, te he llamado con justicia, te he cogido de la mano, te he formado, y te he hecho alianza de un pueblo, luz de las naciones. Para que abras los ojos de los ciegos, saques a los cautivos de la prisión, y de la mazmorra a los que habitan las tinieblas".

Salmo 28, 1a y 2, 3ac-4, 3b y 9b-10

 

R. El Señor bendice a su pueblo con la paz.

Hijos de Dios, aclamad al Señor,
aclamad la gloria del nombre del Señor,
postraos ante el Señor en el atrio sagrado.
La voz del Señor sobre las aguas,
el Señor sobre las aguas torrenciales.
La voz del Señor es potente,
la voz del Señor es magnífica.
El Dios de la gloria ha tronado.
En su templo un grito unánime: "Gloria!"
El Señor se sienta por encima del aguacero,
el señor se sienta como rey eterno.

Libro de los Hechos de los Apóstoles 10, 34-38

En aquellos días, Pedro tomó la palabra y dijo: "Está claro que Dios no hace distinciones, acepta al que lo teme y practica la justicia, sea de la nación que sea. Envió su palabra a los israelitas, anunciando la paz que traería Jesucristo, el Señor de todos. Conocéis lo que sucedió en el país de los judíos, cuando Juan predicaba el bautismo, aunque la cosa empezó en Galilea. Me refiero a Jesús de Nazaret, ungido por Dios con la fuerza del Espíritu Santo, que pasó haciendo el bien y curando a los oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con él".

Evangelio según san Mateo 3, 12-17

En aquel tiempo, fue Jesús de Galilea al Jordán y se presentó a Juan para que lo bautizara. Pero Juan intentaba disuadirlo, diciéndole:
- Soy yo el que necesito que tú me bautices, y tú acudes a mí?
Jesús le contestó:
- Déjalo ahora. Está bien que cumplamos así todo lo que Dios quiere.
Entonces Juan se lo permitió. Apenas se bautizó Jesús, salió del agua, se abrió el cielo y vio que el Espíritu de Dios bajaba como una paloma y se posaba sobre él. Y vino una voz del cielo que decía:
- Éste es mi Hijo, el amado, mi predilecto.

 

Lecturas bíblicas para los días de la semana

11, lunes: Heb 1, 1-6; Mc 1, 14-20.
12, martes: Heb 2, 5-12; Mc 1, 21-28.
13, miércoles: Heb 2, 14-18; Mc 1, 29-39.
14, jueves: Heb 3, 7-14; Mc 1, 40-45.
15, viernes: Heb 4, 1-5, 11; Mc 2, 1-12.
16, sábado: Heb 4, 12-16; Mc 2, 13-17.
17, domingo: Is. 49,3,5-6; 1 Co 1,1-3; Jn. 1,29-34.

Comentario litúrgico

Conocer a Dios

En esta última fiesta del tiempo de Navidad y Epifanía aparece en la lectura evangélica de nuevo un personaje importante del Adviento: Juan, el Bautista.

Es normal porque el misterio que celebra la liturgia de hoy es como la frontera que separa el Nuevo del Antiguo Testamento.

En la primera lectura encontramos un texto muy explícito del profeta Isaías, que intenta adelantarse a los tiempos y da pistas para que, cuando llegue el momento oportuno, sea reconocido el futuro Mesías.

Tambien nosotros, cristianos de finales del segundo milenio de cristianismo, somos destinatarios del mensaje profético, porque estamos en la aventura personal de una contínua búsqueda del verdadero rostro de Dios, a pesar de la certeza de la fe de la Iglesia.

A más de uno nos puede pasar como a Juan el Bautista, toda su vida esperando para llevar acabo su misión de precursor y cuando le llega el momento cumbre de su vida es incapaz de reconocer la voluntad de Dios: Jesús se acerca al Jordán para que Juan lo bautizara pero Juan intentaba disuadirlo.

Jesús le invita a ponerse en la escuela de lo divino: Está bien que cumplamos así todo lo que Dios quiere.

Lo que sigue nos descubre la obediencia a la voluntad de Dios como el verdadero camino para encontrale cada día más intensamente. En efecto, cuando Juan consintió bautizar a Jesús se abrió el cielo, dice el texto evangélico. Y en esa teofanía se desvela el misterio de nuestro Dios: aparece la voz del Padre que proclama a Jesús como Hijo y el revoloteo de una paloma manifiesta la acción del Espíritu Santo.

Con razón, esta fiesta es el broche de oro de la Epifanía.

Antonio Luis Martínez

Santoral

12 de enero: Mártires de Nicomedia (+ 303)

La última gran persecución romana contra la Iglesia fue organizada por Diocleciano, residente en Nicomedia, capital de Bitinia, en Asia Menor. Diocleciano centralizó en su persona todo el Imperio, organizándolo en dos cesaratos y dos augustados y confiándolo a una 'nomenclatura', burocracia perfectamente estratificada y eficazmente centralista.

El emperador consideraba a la Iglesia como un estado dentro de otro estado y no podía concebir ningún límite al omnímodo poder del que se sentía depositario. La gran persecución no se hizo esperar: fue la última antes de la paz constantiniana y, seguramente, la mejor organizada.

Descubiertos cuatro cristianos miembros de la guardia imperial, son asesinados. Todas sus 'familias' (el conjunto de libertos, esclavos, clientes y parientes, hasta llegar a los hijos y la esposa) se presentaron a protestar ante el trono imperial, confesándose también seguidores de Cristo. El tirano mandó masacrarles, muriendo hombres, mujeres, viejos y niños. Se convencen de que la tiranía no conoce límites en la injusticia? Por qué a los poderes públicos les sienta tan mal que los cristianos no se dobleguen?

Barbaridades como este exterminio terminarán por hacer impopulares las persecuciones. Faltan diez años para la paz, pero nadie puede quitar la gloria a más de mil muertos en Nicodemia, el 12 de enero del año 303. Por cierto, ningún otro país pidió la extradición del tirano para juzgarle. Algo hemos avanzado.

 

Manuel Amezcua

Los santos de la semana

11, lunes: Higinio, Salvio, Honorata.
12, martes: Arcadio, Antonio María Pucci, Victoriano, Martín de la Cruz.
13, miércoles: Hilario, Remigio, Gumersindo.
14, jueves: Juan de Ribera, Potito, Macrina, Eufrasio, Sabas.
15, viernes: Marcelino, Absolón, Francisco Fernández de Capillas.
16, sábado: Fulgencio de Écija, Marcelo, Honorato, Juana.
17, domingo: Antonio, abad; Sulpicio, Roselina.

 

Contraportada

La vida de la diócesis, semana a semana

Nuestra revista comienza su séptimo año

Con el nuevo año, en el que deseamos toda clase de felicidad a nuestros lectores, "Iglesia en camino"comenza el séptimo año como instrumento al servicio de nuestra comunidad diocesana. Fieles a nuestra cita semanal hemos pretendido reflejar la vida de la Iglesia y, al mismo tiempo, servir de animadores a nuestras parroquias. Esta Hoja diocesana de Mérida-Badajoz, desde su comienzo tuvo como objetivo animar la vida de nuestra diócesis mediante una información puntual de los acontecimientos que en ella van sucediendo, a la vez que abrir una ventana al resto de la Iglesia y del mundo, a través de "Internet". La importancia teórica de esta gran red de comunicación se ha visto refrendada en la práctica. Decenas de comunicaciones han llegado durante este año a nuestra redacción procedentes principalmente de Hispanoamérica y Estados Unidos; consultas, petición de mayor información y la comunicación fluida con muchos de nuestros misioneros son algunos de los frutos de esta impresionante y maravilla técnica. Este curso se ha incorporado a nuestro proyecto el periodista Juan Montes como redactor-jefe de esta publicación y se ha insertado en la oficina de información diocesana, asumiendo también la programación diocesana de la cadena COPE.

Como "Iglesia en camino" somos todos: los que trabajamos aquí, en la Redacción, los que colaboran con nosotros, quienes componen y distribuyen la Hoja y sobre todo ustedes, nuestros lectores, objeto siempre de nuestro trabajo, sólo nos queda desearles a todos que tengan un feliz año del Padre, según el calendario elaborado con vistas al Jubileo del 2000.

Como ya es sabido, la Hoja diocesana"Iglesia en camino" puede adquirirse en todos los templos de la diócesis en las misas festivas de los sábados y domingos mediante un donativo por cada ejemplar, la cantidad que ha permaneccido invariable desde hace más de 4 años en 40 pesetas.

En año entrante de 1999 nos vemos obligados a modificar el precio de nuestra revista que pasará a ser de 50 pesetas. Este aumento es debido a la subida de los gastos de impresión y distribución, que hasta ahora hemos ido aguantando, pero ya nos es imposible continuar sin subir un poco el precio. Además somos la revista diocesana de España conuno de losprecios más bajos, editando 8 páginas, dos de ellas a color y distribuyéndola en una extensión apoximada de 17.000 km2 .


Return to "Iglesia en Camino"